Diario 5385 26.09.2018 | 00:39
Hosteltur: Noticias de turismo
Destinos competidores

Bulgaria: el sol y playa más asequible de la UE que planta cara a España

La costa búlgara del Mar Negro tiene 230.000 camas hoteleras y la demanda crece más de un 15% este año 16 abril, 2018
  • En el litoral búlgaro del Mar Negro hay 100.000 camas en hoteles de 4y 5 estrellas; y 60.000 en hoteles de 3 estrellas
  • Bugaria recibió el año pasado 8,8 millones de turistas extranjeros, un 7,6% más
  • Un aspecto que preocupa es la existencia de hoteles en la costa que operan sin la licencia correspondiente

Entre los destinos competidores de España en el segmento de sol y playa, no debe perderse de vista a Bulgaria, país miembro de la Unión Europea desde el año 2007. Con 230.000 camas hoteleras (en establecimientos de más de 10 plazas) repartidos en sus diferentes resorts ubicados en el Mar Negro, las playas búlgaras son un destino cada vez más popular entre los turistas del centro y este de Europa, sobre todo por la asequible relación calidad-precio que ofrecen al viajero, a precios más económicos incluso que en Grecia, Croacia o Turquía.

Una playa en Dyuni, Bulgaria, con un hotel al fondo.Una playa en Dyuni, Bulgaria, con un hotel al fondo.

Según datos del Instituto Nacional de Estadística de Bulgaria, en el litoral del Mar Negro hay cerca de 100.000 camas en hoteles de cuatro y cinco estrellas; 60.000 en establecimientos de tres estrellas; mientras que las otras 70.000 plazas se reparten en alojamientos de 1 y 2 estrellas.

En total, Bugaria recibió el año pasado 8,8 millones de turistas extranjeros, un 7,6% más respecto a 2016. Grecia fue el mayor mercado emisor, con 1,1 millones de viajeros.

Pero si nos centramos sólo en el área geográfica del litoral (los distritos de Varna, Bourgas y Dobrich) y tomamos como referencia los turistas que se alojaron en establecimientos hoteleros de más de 10 camas, tenemos 3,2 millones de viajeros extranjeros en 2017. “De ellos, 2,6 millones de turistas pasaron sus vacaciones de junio a septiembre y para este verano esperamos otra fuerte temporada de verano”, según apuntan fuentes del Ministerio de Turismo de Bulgaria.

En este sentido, y según añaden las mismas fuentes, el número de vuelos programados desde el aeropuerto de Varna (norte del litoral) para la temporada de verano muestra un crecimiento anual del 15%, mientras que en el aeropuerto de Burgas (sur) el incremento es del 24%.

Una playa de Bulgaria en la costa del Mar Negro.Una playa de Bulgaria en la costa del Mar Negro.


Mercados emisores

En verano, los mercados emisores más importantes en número de pernoctaciones hoteleras son Alemania (tres millones de estancias el año pasado), Rusia (1,5 millones), Polonia (1,4 millones), Rumanía (1,4 millones) y Reino Unido (1,1 millones de noches).

¿Cuáles serían las principales fortalezas de Bulgaria como destino de sol y playa?

Desde el Ministerio de Turismo de dicho país se apuntan varias claves, entre ellas “la variedad de los recursos turísticos, la relativa cercanía a los principales mercados emisores, la seguridad que ofrece el país y una alta competitividad en precios”.

Y es que el litoral del Mar Negro no sólo ofrece playas (muchas de ellas en un entorno natural francamente bien conservado) sino también numerosos sitios de interés, incluyendo parques naturales, conjuntos históricos como Nessebar, etc.

Por otra parte, Bulgaria considera que sus rivales directos en el segmento de sol y playa son Grecia, Turquía y Croacia, según apunta el Ministerio de Turismo. Pero en todo caso, añaden las mismas fuentes, “somos muy competitivos”.

"Excelente calidad por el precio que pagas"

La misma opinión es compartida por Hristo Yanev, consejero delegado del turoperador receptivo VisitbulgariaOn.com. “Como puntos fuertes, destacaría que nuestra temporada de verano es bastante larga, desde mayo hasta finales de septiembre, y además Bulgaria ofrece una excelente calidad por el precio que pagas”, dice Yanev.

Y es que según apunta este empresario turístico, “muchos de los viajeros extranjeros que nos visitan consideran Bulgaria como un destino muy asequible, teniendo en cuenta además que nuestra moneda nacional, el lev, no es tan fuerte respecto al euro”.

Otro aspecto a considerar, dice Hristo Yanev, es que numerosas aerolíneas low cost vuelan a Bulgaria “por lo que muchos viajeros ya optan por reservar ellos mismos sus vacaciones, reservando el vuelo por un lado y el alojamiento a través de plataformas online o directamente en el hotel. Y puedes encontrar ofertas muy buenas”, indica.

Además, “nuestra línea de costa es bastante extensa: son 330 kilómetros y los paisajes son muy diferentes según te vas desplazando. En el norte, por ejemplo, encuentras playas muy bien conservadas y también hay ofertas para realizar turismo activo. Mientras que hacia el sur, cerca de la frontera con Turquía, puedes encontrar playas muy extensas de arena fina”.

Hristo Yanev, director del turoperador búlgaro receptivo VisitbulgariaOn.com, fotografiado en la feria ITB de Berlín.Hristo Yanev, director del turoperador búlgaro receptivo VisitbulgariaOn.com, fotografiado en la feria ITB de Berlín.

Oferta ilegal difícil de cuantificar

Sin embargo, hay un punto gris, reconoce Hristo Yanev. Y es que “nadie sabe exactamente cuántas plazas hoteleras hay en total en la costa búlgara del Mar Negro, dado que existen numerosos hoteles abiertos pero sin licencia para operar, que no están registrados”.

Ese tipo de establecimientos, según explica, tienen la apariencia de ser un hotel más, están abiertos en verano y alojan a clientes “pero son ilegales. Estas cosas no deberían pasar en un país miembro de la Unión Europea... Pero desafortunadamente es así”.

Por otra parte, según añade Yanev, las previsiones para la temporada de 2018 “son muy positivas” y ello obedece a dos razones.

Por un lado está creciendo la demanda para otros tipos de turismo complementario al sol y playa como eco-rural, enoturismo, cultural...

"Y por otra parte, los turistas rusos están regresando con fuerza tras la crisis por la que ha pasado este mercado emisor. Búlgaros y rusos compartimos lazos culturales y nuestros idiomas son bastante parecidos. Así que se sienten muy a gusto en Bulgaria y además es un destino muy asequible para ellos”.

---

Este artículo forma parte del tema de portada de la revista HOSTELTUR de abril, que puede descargarse como documento PDF a través de este enlace: Los destinos rivales que desafían a España en 2018.

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.