Comentarios 3

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Lluis Pujol18/04/2011 9:04:12

Xavier, desde Saborea España compartimos esta visión. Es necesario, además de ser una buena oportunidad, trabajar conjuntamente para que la gastronomía española consolide la buena imagen y, sobre todo, la excelete base que tiene.

10 Más comentarios del lector Responder

Alicia Estrada18/04/2011 10:04:20

Permíteme discrepar de tu opinión Xavier. Creo que cuando hablamos de patrimonio de la humanidad, estamos hablando de herencia, de valores del pasado recibidos en el presente. No es que me parezca que la gastronomía española no tenga pasado, en absoluto. Lo que sí creo es que nunca hemos capitalizado ese pasado como la gastronomía francesa. La gastronomía española, como obra patrimonial, tiene fundamentalmente presente y espero que futuro, pero su pasado se ha quedado anclado en los fogones familiares, aunque afortunadamente está siendo liberado por cientos de cocineros que también están trabajando por asegurar ese futuro.
La gastronomía francesa ha marcado hitos en la historia del paladar desde hace muchos siglos. Sus recetas han alimentado desde las casas reales de toda Europa, hasta las mansiones burguesas y los mejores restaurantes del mundo, incluso han llegado a nuestros hogares en formato de salsa bechamel, de mayonesa o de foie. A principios del siglo XX la gastronomía francesa, gracias en gran parte a la Guía Michelin y el desarrollo del automóvil, supo sacar de su periferia, toda la gran cocina regional que engrandeció aún más la historia del gusto parisino y de ahí a todo el mundo. Esto tampoco creo lo hemos sabido hacer nosotros.

Precisamente esta ligadura rígida al pasado constituye para muchos estudiosos del tema en Francia, un lastre para la cocina francesa, una cocina que ha apostado mucho menos que la española por la innovación, que se ha aferrado en muchos aspectos a la gran tradición y ese peso lejos de darle alas, la ha paralizado, en “cierta medida”.

No dudes que este movimiento de convertir la gastronomía francesa en patrimonio de la humanidad es un intento –muy válido, desde luego- de una gran parte de la restauración francesa por reclamar un liderazgo que saben que están perdiendo, a favor, entre otras, de la cocina española.

Por cierto. Si a ti te parece extraño este hecho, igualmente me lo parece a mí que Francia cuente con dos paisajes del vino, catalogados por la Unesco, como patrimonio de la humanidad: La ruta del vino del Loira y Saint Emilion en Bordeaux y en España, de larguísima tradición enológica y con vocación muy universal en este aspecto, no haya ninguna zona que haya merecido esta especial protección.

Salud!!

Alicia Estrada
www.vinoturismo.blogspot.com

00 Más comentarios del lector Responder

Ane18/04/2011 17:04:19

Y yo que pensaba que la Mahonesa era de Mahón...que cosas

10 Más comentarios del lector Responder

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.