Comentarios 1

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Usuario

jordi gurri29/10/2007 8:10:00

Cuando uno observa con detenimiento como funcionan las empresas que se dedican a ejecutar obra pública empieza a entender el porqué de algunas cosas.

Subcontrata sobre subcontrata.
Presupuestos mal ajustados que no se parecen en nada al precio final de la licitación, falta de profesionales en la ejecución y sobre todo dirección de la obra (esto desgraciadamente no es privativo de este sector)
Calendarios de ejecución coartados por elecciones (locales, autonómicas, generales)
Comisiones a partidos políticos (Ahora resulta que en Catalunya presuntamente ya no es el 3% que decía Maragall sino el 20%!!. Esperemos que el juez encargado lo aclare)

Pero lo más pensoso es que los políticos encargados de la supervisión de todo esto (que esa es su función) ni dimiten, ni piden dimisiones (Montilla dice que no le toca al presidente de la Generalitat pedir dimisiones de ministros...."no coment").

En las próximas elecciones entonarán el "mea culpa" por la baja participación y ¡hala! cuatro añitos más en la butaca...

Si el/los Gobierno/s fuese/n una empresa privada, el departamento de Recursos Humanos tendría mucho trabajo haciendo finiquitos

00 Más comentarios del lector Responder

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.