El superávit de la balanza turística permitirá cubrir el 75 por ciento del déficit comercial en 2000

El saldo de la balanza turística registró hasta octubre un crecimiento del 12,7 por ciento y unos ingresos de 4,7 billones de pesetas, un 10 por ciento más que en el mismo período del año anterior y tres veces superior al incremento de turistas, según informó en Madrid el jueves el secretario de Estado de Comercio y Turismo, Juan José Costa, quien añadió que las cuentas del sector turístico alcanzarán los 5,5 billones de pesetas de ingresos a finales de año y cubrirán el 75 por ciento del déficit de la balanza comercial, bienes y servicios en 2000.

El saldo de la balanza turística registró hasta octubre un crecimiento del 12,7 por ciento y unos ingresos de 4,7 billones de pesetas, un 10 por ciento más que en el mismo período del año anterior y tres veces superior al incremento de turistas, según informó en Madrid el jueves el secretario de Estado de Comercio y Turismo, Juan José Costa, quien añadió que las cuentas del sector turístico alcanzarán los 5,5 billones de pesetas de ingresos a finales de año y cubrirán el 75 por ciento del déficit de la balanza comercial, bienes y servicios en 2000. En los diez primeros meses de 2000, según los datos de la Balanza de Pagos, los gastos por turismo ascendieron a 823.261,3 millones de pesetas (4.947,9 millones de euros), con un crecimiento interanual del 15,2 por ciento respecto al mismo período del año anterior. De esta forma, se desprende un saldo positivo de la rúbrica de turismo de 3,9 billones de pesetas. Costa destacó que España recibió 48,2 millones de turistas el pasado año, lo que supone un crecimiento del 3 por ciento (1,4 millones), mientras que los ingresos crecieron a un ritmo del 10 por ciento, debido al mantenimiento de una estancia media de 8 días, que elevaron las pernoctaciones totales del año a 402 millones, un 1 por ciento menos que en 1999. Costa atribuyó este descenso al cambio de hábito de los turistas que tienden a hacer más viajes de estancias más cortas. El secretario de Estado destacó también la evolución de los ingresos por turista que han pasado de las 90.708 pesetas en 1995 a las 110.890 pesetas en 2000. En este sentido, señaló que al sector turístico "le interesa crecer, pero de una manera sostenible". "Creemos que España puede seguir creciendo, pero las prioridades son mejorar la calidad y los ingresos", destacó Costa y añadió que el sector turístico debe "realizar un esfuerzo para contener los precios y mejorar la calidad" para continuar liderando la clasificación de países turísticos y seguir siendo competitivo frente a mercados emergentes en el año 2001. Según resaltó Costa, los resultados del sector en 2000 evidencian la "consolidación de España como destino vacacional", así como la consecución de "un nuevo récord", al superar las cifras de ingresos y turistas de 1999, "el mejor año del sector". "El turismo sigue manteniendo una buena salud, a pesar de que han confluido factores que no han contribuido como el encarecimiento del petróleo", recalcó y se refirió a la clasificación de España en el ranking mundial de países receptores de turistas. En este sentido, puntualizó que este país conserva la segunda posición con 53 millones de turistas, si se tiene en cuenta la metodología aplicada por el resto de países, por detrás de Francia con 74,5 millones de visitantes. No obstante, según el nuevo cómputo "más preciso" de turistas utilizado en 2000 por la Administración española, registró 48,2 millones de turistas, lo que le situaría después de Estados Unidos. Sobre esta cuestión, Cuesta apuntó que han expresado a la Organización Mundial del Turismo la necesidad de que el resto de países mejoren sus estadísticas, para que la contabilidad sea homogénea. (Europa Press) 

Comentarios 0

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.