Diario 5718 21.10.2019 | 03:18
Hosteltur: Noticias de turismo
Edición España. ¿A quién no protege ATOL?

Los aviones Thomas Cook Airlines, confiscados salvo los de Balearics

23 septiembre, 2019

Los aviones de Thomas Cook Airlines UK están siendo confiscados, después del anuncio oficial de la Autoridad de Aviación Civil (CAA) del Reino Unido de que el operador turístico "ha dejado de comerciar con efecto inmediato" y dar inicio a la mayor repatriación en tiempos de paz con el objetivo de llevar a casa a más de 150.000 turistas británicos (ver: Reino Unido inicia la mayor repatriación de personas en tiempos de paz). También Thomas Cook Airlines Scandinavia ha suspendido su atividad. Por el contrario, la filial alemana Condor no se ve afectada por tener un certificado de operador aéreo (AOC) alemán, al igual que su subsidiaria en Palma de Mallorca Balearic, cuyo AOC es español (ver también: Thomas Cook informa: Condor seguirá operando con normalidad).

Este lunes fueron cancelados en España 46 vuelos a causa de la quiebra del grupo Thomas Cook y su negocio aéreo Thomas Cook Airlines, según fuentes de Aena. Los aeropuertos afectados son: Fuerteventura, Gran Canaria, Lanzarote, Menorca, Palma de Mallorca y Tenerife.

La Agencia Estatal de Seguridad Aérea (AESA) informó de que Thomas Cook Airlines y su filial Thomas Cook Airline Scandinavia tenían 525 vuelos programados en España durante los próximos 15 días, el 70% con el Reino Unido, el 12% con Noruega, el 10% con Suecia, el 6% con Dinamarca y el 2% con Finlandia, cuya cancelación afecta a más 114.000 pasajeros.

El grupo aéreo Thomas Cook Airlines disponía de una flota de 118 aviones y transportaba en conjunto más de 20 millones de pasajeros al año.

El año pasado, el grupo integrado por Condor y su subsidiaria Thomas Cook Airlines Balearics, Thomas Cook Airlines UK y Thomas Cook Airlines Scandinavia transportaron desde sus aeropuertos de origen a España a más de 7,1 millones de pasajeros, según cifras de Aena. En lo que va de año, entre enero y agosto, 4.788.370 pasajeros.

Scandinavia, cese de operaciones

Thomas Cook Airlines Scandinavia se vio obligada a suspender sus operaciones, debido a la declaración de quiebra de la materiz Thomas Cook Airlines que suspendió sus pagos con efecto inmediato este lunes. La aerolínea escandinava es propiedad de Spies en Dinamarca.

La aerolínea escandinava ha estado también en problemas financieros durante mucho tiempo y necesitaba con urgencia una cantidad equivalente a aproximadamente 1.400 millones de coronas danesas (188 M €) para continuar operando, y que debían ser aportadas por la matriz ahora declarada en quiebra.

Antes de que la suspensión de pagos fuera un hecho, la gerente de comunicaciones de Spies, Lisbeth Nedergaard, dijo que "nuestros pasajeros deben saber que Spies es una compañía saludable y que está cubierto por un seguro de viaje" en caso de quiebra.

El director general de Thomas Cook Airlines Scandinavia, Per Knudsen, ha lamentado profundamente la situación y "las consecuencias que tendrá para nuestros muchos clientes satisfechos y empleados leales en Thomas Cook Airlines Scandinavia", dijo en un comunicado.

Agregó que la filial escandinava "ha logrado muchos premios por su buen servicio al cliente, pero desafortunadamente las perspectivas para una operación continua no están presentes".

Los pasajeros de la matriz son los que están protegidos por el fondo ATOL. No obstante, el Ministerio de Asuntos Exteriores del Reino Unido ha admitido que, debido a un número limitado de aviones, está "priorizando a los pasajeros en áreas con opciones alternativas limitadas" después de que Thomas Cook colapsara.

¿Quiénes están protegidos por ATOL?

Se estima que unos 600.000 clientes están en todo el mundo de vacaciones con Thomas Cook o tienen reservas para los próximos meses. De éstos, entre 150.000 y 160.000 son residentes en el Reino Unido. Si bien quienes reservaron un paquete de vacaciones a través del agente estarán protegidos por ATOL, no cualquiera que haya reservado un vuelo con Thomas Cook Airlines tendrá esta protección.

La protección ATOL (fondo de protección a los pasajeros en caso de quiebras fue creado por turoperadores, agencias de viajes y participan algunas aerolíneas británicas) sólo se aplica a los hoteles cuando se reservan como parte de un paquete de vacaciones con pasaje aéreo incluido. “En consecuencia, si solamente compró a Thomas Cook hotel, esto no estará protegido por ATOL. Debe comunicarse con el emisor de su tarjeta, el banco o la aseguradora de viajes para obtener asesoramiento sobre si puede reclamar un reembolso”, dijo la CAA en un comunicado informativo para los viajeros afectados, que puede ver en este enlace.

Con paquete, lo más probable es que esté protegido por ATOL. Cada titular de ATOL (Thomas Cook es un titular de ATOL) debe pagar una tarifa de £ 2.50 por cada pasajero dentro de una reserva. Este dinero luego se coloca en un fondo propiedad del Air Travel Trust que se utiliza cuando los pasajeros están varados y necesitan un reembolso y repatriación.

El sitio web de la Autoridad de Aviación Civil establece que la protección ATOL evitará que se quede varado si la compañía que contrató se derrumba antes o durante sus vacaciones.

Además de los vacacionistas varados, el colapso de esta compañía conlleva un riesgo para alrededor de 22.000 empleos en todo el mundo, incluidos los 9.000 trabajadores en el Reino Unido.

Avatar redactor Diana Ramón Vilarasau Redactora en Transportes

Política de Cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y analizar la actividad de la web con la finalidad de mejorar su contenido. Si continúa navegando sin modificar la configuración de su navegador, consideramos que acepta su uso. Más información en nuestra Política de cookies.