Hosteltur: Noticias de turismo
Edición España. Los países del sur de Europa, desesperados por rescatar la temporada de verano

La UE debatirá sobre los pasaportes de vacunación para resucitar el turismo

25 febrero, 2021 Premium

Los dirigentes de la Unión Europea comenzarán a partir de este jueves a trabajar en los certificados de vacunación, denominados pasaportes sanitarios, para los ciudadanos de la región que estén vacunados contra la COVID-19, a fin de reactivar la libre movilidad entre los Estados miembros, en un intento por resucitar el turismo en el continente y permitir rescatar la temporada de verano 2021. Grecia planteó inicialmente la iniciativa y España la apoya. Estados Unidos también está considerando establecer un instrumento similar.

Según una información de la agencia británica de noticias Reuters, las autoridades europeas analizan las distintas alternativas para reactivar el sector de los viajes en el continente. Los bloqueos para frenar la pandemia causaron el año pasado la recesión económica más profunda de la historia en el bloque comunitario, afectando especialmente a los países del sur de Europa, cuyas economías dependen particularmente del turismo.

El gobierno de los Estados Unidos está considerando una propuesta en este sentido, después de que el presidente Joe Biden firmó recientemente una orden ejecutiva preguntando a las agencias gubernamentales si es posible vincular un certificado de vacuna contra el coronavirus a una base de datos digital. No solo los gobiernos y las aerolíneas están interesados ​​en implementar este tipo de programa, también lo están los cruceros, las compañías de viajes, los patrocinadores de eventos en vivo y muchos otros.

El Aeropuerto de Roma Fiumicino (Foto: Reuters/ Guglielmo Mangiapane)

En el ámbito europeo

Grecia planteó hace semanas la implantación de este 'pasaporte sanitario' común, una idea que no prosperó por la aposición encabezada por Alemania y Francia, pero más recientemente ha ganado otros apoyos como el de España. También la presidenta de la Comisión de la UE, Ursula von der Leyen, ha respaldado la idea.

Hace menos de dos semanas la ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto, se posicionó en ese sentido. “España estará apoyando cualquier herramienta que facilite recuperar los viajes seguros y la movilidad”, dijo asegurando que su equipo está trabajando "para tener preparado el instrumento”.

Así, el debate está servido en Europa que enfrentará a los gobiernos cuyas economías dependen del regreso de los turistas contra aquellos que argumentan que un certificado de vacunación discriminaría a aquellos que no han sido vacunados. Como Francia y Alemania, por ejemplo, que se mantienen reacios.

Con la aprobación de más vacunas COVID-19 y la vacunación de más personas en los Estados miembros de la UE y los países asociados al espacio Schengen, también ha aumentado la urgencia de restablecer los viajes para los vacunados.

Por lo pronto, ya varios países están tomando su propia decisión y apoyan, además, la propuesta griega como España, Chipre, Dinamarca, República Checa, Estonia, Hungría, Islandia, Polonia, Portugal, Italia, Eslovaquia y Suecia.

Varios flecos

Según Reuters, la UE considera necesario trabajar en los detalles, incluido si debe ser en formato digital, como las iniciativas que se están desarrollando, ser aceptado globalmente y en qué etapa del proceso de inmunización de dos dosis debe ser emitido.

“Pedimos que se continúe trabajando en un enfoque común para los certificados de vacunación”, decía un borrador de declaración de la videoconferencia de líderes al que tuvo acceso Reuters, sin establecer un plazo para un resultado.

Los funcionarios dijeron que la UE estaba trabajando con la Asociación de Transporte Aéreo Internacional (IATA) para reanudar los viajes aéreos y con la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) y la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Pero viajar con certificados también plantea cuestiones legales, según las autoridades, porque los últimos en la fila para recibir las vacunas podrían argumentar que su libertad de movimiento estaba injustamente restringida por las colas que pueden durar meses.

Los funcionarios de la UE también señalan que aún no hay orientación de la OMS y las agencias de la UE sobre si las personas que han recibido las dos dosis de la vacuna COVID-19 aún pueden portar el virus e infectar a otros, incluso si ya no son vulnerables. Tampoco está claro si las personas podrían ser infecciosas después de haber pasado la enfermedad, durante cuánto tiempo permanecen inmunes y si también deberían obtener certificados como los vacunados.

Señalan que necesitan más tiempo para llegar a un marco común, pero el tiempo es corto para los países del sur, donde el sector hotelero y turístico, en general, necesita saber para qué deben prepararse en los próximos meses, así como la industria aérea.

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.