Edición España. La Unión estaría planeando introducir otros requisitos sobre la vacunación

Cambios en el certificado COVID-19 digital UE por las nuevas olas

18 noviembre, 2021

Las autoridades de la Unión Europea planean establecer que los certificados COVID-19 digital UE (CCD) tengan validez solo por un período de 12 meses después de la dosis final de la vacuna que se haya recibido, al mismo tiempo que está trabajando en una recomendación o un acto delegado para extender el uso de este documento para viajar en la Unión Europea. Esta propuesta sería presentada ante el Consejo Europeo este viernes.

Así lo ha publicado el portal SchengenVisaInformation, citando a Euractiv.com que atribuye la información a fuentes del bloque europeo. La información señala que los viajeros completamente vacunados tendrán que tomar una dosis de refuerzo 12 meses después de recibir la segunda dosis de la vacuna COVID-19 o de la única dosis si el vial es monodosis. Aquellos que no reciban el refuerzo deberán hacerse una prueba COVID para poder viajar con el certificado.

Según la fuente, la mayoría de los Estados miembros de la UE estaban de acuerdo con la propuesta, "pero no quieren hacer demasiado ruido al respecto" debido a las altas tasas de ciudadanos no vacunados.

En Bulgaria, por ejemplo, solo el 23,7% de la población ha sido vacunada, aunque el país ha comenzado a ofrecer la tercera dosis, según SchengenVisaInfo.com. Otros países con tasas de vacunación más altas también han ofrecido la tercera dosis a ciertos grupos de la población. En Noruega, el 78,6% de la población está inmunizada por completo y está ofreciendo el refuerzo a los mayores de 65 años y el año que viene lo hará a todos los ciudadanos de edades entre 18 y 64 años, cuando hayan pasado al menos seis meses desde que recibieron su segunda dosis de vacuna.

En Alemania, se ha acordado extender la dosis de refuerzo a toda la población e igualmente seis meses después de la última dosis.

Francia, por otro lado, ha hecho obligatorio que las personas de 65 años o más reciban la tercera dosis para poder utilizar el certificado COVID-19, documento que necesitan para tener acceso a bares, restaurantes, centros comerciales y hospitales, entre otros espacios. El país ha extendido oficialmente el uso del certificado hasta mediados de 2022.

La Comisión estudia la iniciativa en un momento en que nuevamente la Unión Europea es el epicentro de la última ola de contagios, con 52.826 nuevos casos de COVID-19 registrados en Alemania solo en las últimas 24 horas, 24.241 casos en Polonia o 20.252 casos en los Países Bajos, por mencionar los Estados que registran los rebrotes más fuertes.

La riesgosa situación epidemiológica ha llevado a varios gobiernos de la región a restablecer algunas de las restricciones que ya habían levantado y a hacer obligatorio el uso del certificado para viajar y para entrar en determinados espacios interiores.

Austria ha impuesto un bloqueo total a los no vacunados que, de tener prohibido visitar restaurantes, peluquerías y cines, ahora han sido confinados en sus casas hasta que el gobierno tome otra decisión.

El certificado COVID-19 digital de la UE entró en vigor desde el 1 de julio de 2021 y está programado para durar hasta el 31 de junio de 2022. Todos los países de la UE y del espacio Schengen actualmente emiten y aceptan el certificado, así como países europeos fuera del bloque y algunos terceros países, entre los que figuran Albania, Andorra, Armenia, Islas Feroe, Georgia, Israel, Moldavia, Mónaco, Marruecos, Nueva Zelanda, Macedonia del Norte, Panamá, San Marino, Serbia, Turquía, Ucrania, Reino Unido y Vaticano.

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.