A Martínez Fraile le preocupa que la situación en Marbella pueda dañar la imagen exterior de este destino

El secretario general de Turismo, Raimon Martínez Fraile, reconoció ayer la preocupación de su departamento por que la situación en el Ayuntamiento de Marbella "pueda dañar la imagen exterior del destino".

Martínez Fraile, que presidió en Melilla la Mesa de Directores Generales de Turismo de las Comunidades Autónomas, dijo sobre los acontecimientos de la última semana que "es una situación urbanística, y en este sentido no tenemos nada que opinar". "Lo único que nos preocupa es que esto pueda dañar la imagen exterior del destino, un destino que requiere una cierta renovación, pero que en gran parte es un destino válido y bueno para el conjunto de la oferta española", señaló, e insistió en que a la Dirección General de Turismo le inquieta "qué repercusión puede tener esta situación a nivel internacional en determinados mercados más sensibles para nosotros, como los centroeuropeos". Además, el responsable de Turismo refutó que se pueda hablar de Marbella como "buque insignia" del turismo español, aunque sea uno de los destinos "más conocidos" en el exterior. "Hemos tenido en los últimos cincuenta años varios buques insignias, y las islas (Canarias y Baleares) se merecen haber sido esa punta de lanza", agregó. 

Comentarios 0

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.