Trasmediterránea se adjudica los nuevos contratos de líneas marítimas de interés público

El presidente de Trasmediterránea, Miguel Ángel Fernández Villamandos, firmó con el Ministerio de Fomento los tres contratos para prestar el servicio de transporte marítimo en las líneas de interés general entre la Península con Baleares, Canarias y Ceuta y Melilla durante los próximos cinco años por 47,2 millones de euros (7.853,4 millones de pesetas).

El presidente de Trasmediterránea, Miguel Ángel Fernández Villamandos, firmó con el Ministerio de Fomento los tres contratos para prestar el servicio de transporte marítimo en las líneas de interés general entre la Península con Baleares, Canarias y Ceuta y Melilla durante los próximos cinco años por 47,2 millones de euros (7.853,4 millones de pesetas). La compañía pública en proceso de privatización fue la única naviera que se presentó al concurso público abierto por Fomento el pasado 18 de octubre de 2001 y cuyo plazo de presentación de propuestas concluyó el 30 de noviembre del mismo año. Trasmediterránea presentó sus ofertas a cada una de las tres fachadas convocadas por un importe total de 9,54 millones de euros (1.572,3 millones de pesetas) al año, por debajo del presupuesto base de licitación que fue de 12 millones de euros anuales (1.996,6 millones de pesetas). Según fuentes de la naviera, Trasmediterránea acreditó, además, "los requisitos técnicos y de seguridad para poder prestar estos servicios de interés público con regularidad, con garantías y con permanencia a lo largo de la vigencia de los contratos". Los contratos firmados obligarán a la compañía a prestar los servicios de transporte marítimo en las rutas de interés general durante todo el año, incrementándose en aquellos casos en que la temporada alta suponga un incremento del número de vehículos y pasajeros. En este sentido, se introdujo como novedad la incorporación de un buque de alta velocidad en la línea Málaga-Almeria-Melilla durante el período comprendido entre el 25 de junio y el 5 de septiembre. El Consejo de Ministros del 27 de julio de 2001 autorizó los nuevos contratos del servicio de líneas marítimas de interés general después de que la Comisión Europea obligara al Gobierno a reducir de diez a tres años y medio el contrato adjudicado a Trasmediterránea en enero de 1998 para cubrir estas rutas, al considerar que el Estado español no dio posibilidades reales a otras compañías competidoras europeas para presentar sus ofertas. (HOSTELTUR) 

Comentarios 0

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.