¿Aportas valor o interrumpes?

Los Ad-Blockers y su relación con las campañas de marketing invasivo

El reto del marketing está en la experiencia positiva del viajero

El uso de sistemas de bloqueo de anuncios o Ad-Blockers está siendo una práctica habitual por muchos viajeros cansados de ser bombardeados con publicidad. El reto de las marcas pasa por ser relevantes en contenidos y con campañas que no incordien con publicidad invasiva, como estamos acostumbrados a ver.

Cuando parecía que habíamos aprendido la lección sobre la problemática entorno a la publicidad y su aporte de valor, hay quienes todavía van por el “primer tema”. Lo muestran las cifras muy significativas recopiladas por Ia Asociación IAB Spain: 5,6 millones de usuarios utilizan Ad-Blockers o bloqueadores de anuncios en España (un 26% de los internautas). Si estas cifras las extrapolamos a inversión en publicidad las cantidades se disparan. Según datos de la compañía Secret Media, la pérdida de inversión asociada a los bloqueadores se estima en un 14% de la inversión en publicidad a nivel global. ¿Es esto una casualidad o hay quienes ponen su granito de arena para que el usuario se canse de ser bombardeado?

Los Ad-Blockers y su relación con las campañas de marketing invasivasLos Ad-Blockers y su relación con las campañas de marketing invasivas

En un estudio realizado por la consultora eMarketer, se predice que estos sistemas se pueden convertir cada vez más en un problema para los responsables de marketing. En EEUU, para 2017, se prevé que casi un tercio de todos los usuarios de internet utilice algún tipo de bloqueador de anuncios. En palabras del analista senior de eMarketer Paul Verna:El bloqueo de anuncios es un problema para todo el ecosistema de la publicidad, que afecta tanto a editores como a vendedores, agencias y otros negocios que dependen de la publicidad online. La mejor manera para que la industria pueda hacer frente a este problema consiste en ofrecer experiencias de anuncios interesantes que los consumidores no quieran bloquear”.

La encuesta que os mencionamos anteriormente de IAB Spain extrae conclusiones que permiten ver la luz al final del túnel. De los encuestados, el 66% desactivaría los Ad-Blockers si se aplican mejoras al mostrar publicidad. Por otro lado, el 72% aceptaría que se mostrase publicidad si se informara de su importancia para generar contenidos gratuitos. Estos datos son un claro ejemplo de que el valor está en elcontenido, más allá de lo molesto que pueda ser este formato publicitario. Según Maylis Chevalier, Country Manager de la compañía Ligatus España: “Entender que el usuario es una parte activa de la navegación y no un súbdito es fundamental para generar la empatía necesaria y saber encontrar un punto en el que tanto los anunciantes como los visitantes de las webs estén cómodos”.

Conviene analizar fórmulas que eviten el uso de estas tecnologías en detrimento de la interacción que se produce entre marcas y viajeros. Para ello, el mercado está planteando una serie de soluciones (más o menos éticas) que intentan paliar el enorme coste que estos sistemas están generando a las marcas. Las soluciones que se plantean de describen en los siguientes puntos:

  • Limitación de acceso a todos aquellos usuarios que estén utilizando bloqueadores de anuncios mientras navegan por internet. Esto significa que al entrar en una página web se les pedirá que desactiven los Ad-Blockers para poder continuar.
  • Acciones de marketing de contenidos. A través de estrategias de contenidos se busca sorprender al potencial cliente de forma creativa, divertida, atractiva y, sobre todo, útil.
  • Marketing personalizado a través de herramientas, como los CRM, con las que es posible descubrir información interesante sobre nuestro público objetivo. Utilizar estos datos es vital para poder personalizar los anuncios para viajeros muy específicos.
  • La creación de las llamadas “listas blancas”, herramienta que puso en marcha la plataforma Adblock Plus y que consiste en que no se bloquean aquellos anuncios que estén incluidos en iniciativas de publicidad responsable.
  • Tener en cuenta qué formatos se utilizan para captar la atención del receptor. Los banner interstitials y el formato pre-roll (vídeos que no pueden ser omitidos) son posiblemente los que más rechazo generan por parte de los usuarios.

Servicios de suscripción como YouTube Red o la plataforma de música Spotify basan sus modelos de negocio en pago de perfiles premium que evitan la publicidad. Por lo tanto, existen fórmulas que aprovechan la inercia de un mercado sobresaturado de publicidad para generar rentabilidad. Sea esta u otra la estrategia, siempre es importante pensar en mejorar la experiencia del viajero. Es importante trabajar en la idea de relacionar nuestra marca siempre con conceptos positivos, como el aporte de valor o la mejora de la experiencia del viajero gracias a nuestras acciones de marketing. Por el contrario, siempre nos quedarán esos anuncios que nos interrumpen en el mejor momento de la película. ¿Qué opción prefieres?

 

Comentarios 0

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.