Diario 5432 19.11.2018 | 11:13
Hosteltur: Noticias de turismo
A pesar de la debilidad económica

El turismo de lujo resiste

En España, este negocio seguirá beneficiándose de la industria de los viajes 23 febrero, 2015

El consumo de productos de lujo se mantiene a pesar de la crisis y de la desaceleración del crecimiento económico en Europa. La positiva evolución de los flujos turísticos ha contribuido a mantener las ventas de este potente sector, en especial los viajeros procedentes de China, el principal usuario de las firmas de alta gama.

Las fluctuaciones de las divisas, la debilidad de la economía europea y las crisis internacionales, como la de Crimea, son algunos de los factores que han afectado al mercado del lujo en 2014, pero la demanda de los consumidores chinos y de los más maduros, como los americanos y japoneses, que vuelven a acercarse al lujo, ha conseguido contrarrestar una posible tendencia a la baja de dicha actividad. Esta es una de las principales conclusiones de la decimotercera edición del informe “El mercado global de bienes de lujo” de la consultora Bain & Company, estudio que se realiza dos veces al año, generalmente en primavera y otoño.

Se estima que el mercado global del lujo habría alcanzado los 223.000 millones de euros en 2014. Con la excepción de Japón, China y Sudamérica, actualmente todos los mercados, incluido el español, están supeditados al gasto turístico, según destaca dicho documento.

Por nacionalidades, los chinos son los principales consumidores de artículos de lujo y los que más crecen. Gastan fuera de su país tres veces más que dentro de sus fronteras, al contrario que los japoneses, que realizan la mayor parte de sus compras en el mercado doméstico. Los turistas tienen cada vez más influencia en el mercado del lujo del continente americano, mientras Europa registra una ralentización en las compras de los viajeros provenientes de fuera de la Eurozona.

El lujo en distintos mercados

El consumo chino creció un 10% en los primeros ocho meses de 2014, un porcentaje que, a pesar del avance, supuso una ralentización en relación al año anterior. Las adquisiciones de los rusos retrocedieron un 3% debido a una contracción en el flujo de turistas (sólo en España, hasta noviembre, la llegada de estos viajeros cayó un 9,7%, con cerca de 1,4 millones), aunque según Bain & Company registra una tendencia positiva en el segmento Premium. El consumo en Oriente Medio aumentó un 11% gracias al incremento de turistas, mientras las compras de los japoneses registran todavía cifras negativas, con un descenso del 15%, aunque se suaviza la caída.

Se estima que el mercado global del lujo habría alcanzado los 223.000 millones de euros en 2014. #shu#Se estima que el mercado global del lujo habría alcanzado los 223.000 millones de euros en 2014. Imagen Shutterstock

El estudio señala que el turismo y los viajes internacionales también están creando un apetito por experiencias de gran lujo relacionadas con el transporte de alta gama, los hoteles de lujo, cruceros, vinos y bebidas alcohólicas. Con respecto a los alojamientos, señala que éstos se están beneficiando de una creciente demanda.

Por otro lado, un informe de la alianza de industrias culturales y creativas de Europa (ECCIA, por sus siglas en inglés) indica también que este sector creció un 28% en los últimos tres años en Europa, hasta los 547.000 millones de euros, frente a los 428.000 millones facturados en 2010. Dicha agrupación está compuesta por las cinco asociaciones europeas más importantes del lujo, entre ellas la española Círculo Fortuny, presidida por el empresario Carlos Falcó.

El estudio, realizado en colaboración con Frontiers Economics, destaca que el sector hotelero es el tercero más demandado por estos clientes, detrás de los automóviles de alta gama y el lujo personal -ropa,complementos y cosmética-. En cuarto lugar se sitúa la venta de alimentos y la gastronomía, una actividad en la que junto a los alojamientos, “España tiene un gran potencial”, ha apuntado Falcó.

Positiva evolución

Por su parte, la Asociación Española del Lujo, Luxury Spain, calcula que el sector de productos y servicios de lujo ‘made in Spain’ alcanzó unas ventas de 5.427 millones de euros al cierre de 2014, un 6% más que en el ejercicio anterior, gracias a la positiva evolución del turismo, las exportaciones y a la recuperación de la demanda nacional.

Señala que el 43,5% de la facturación de empresas nacionales especializadas en productos y servicios de lujo correspondió a exportaciones y el 32,5% a compras de turistas extranjeros, mientras que el mercado nacional concentró el 24%. No obstante, dicha agrupación, que nació en 2011 y aglutina a 50 socios con el fin de impulsar su promoción y proteger la imagen de las marcas, calcula un retroceso del 2%, respecto a 2013, en las ventas a turistas por la depreciación de determinadas divisas frente al euro, en especial, el rublo.

Todos los informes coinciden en que en España, en línea con otros países de Europa occidental, el negocio de la compras de lujo seguirá beneficiándose del turismo. El nuevo Plan de Turismo de Compras elaborado por Turespaña recoge que, según las devoluciones de impuestos gestionadas por Global Blue con datos hasta el pasado mes de septiembre, los mayores compradores internacionales son los turistas procedentes de China, con una cuota de mercado del 30,1%, Rusia, un 12,9% -aunque cayó un 14,3%-, y Estados Unidos, con un 3,9%.

El gran potencial del mercado chino

Según Luis Llorca, director general de la citada consultora de servicios para retail y turistas, las compras de los turistas chinos en nuestro país alcanzaron los 250 millones de euros en el periodo comprendido entre septiembre de 2013 y octubre de 2014, un 46% más que en el mismo periodo del año anterior. Una cifra, en su opinión, muy destacable, teniendo en cuenta que sólo nos visitan unos 250.000 viajeros de ese país por año. Sin embargo, gastan seis veces más en Francia que en España es tres veces más en Italia, el Reino Unido y Alemania.

“Nuestro posicionamiento como destino de compras no es tan potente como el de otros destinos”, asegura. Se trata de un mercado con gran potencial si se tiene en cuenta que se prevén 76 millones de viajeros chinos en 2016. Pero, en España, la escasez de vuelos directos y la tardanza en la gestión de visados frenan su llegada, un problema para el que esperan solución con el citado Plan de Turismo de Compras.

Este reportaje forma parte del tema de portada de la revista de la revista HOSTELTUR de enero de 2015.

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 1
Avatar Antonio Sanchez Antonio Sanchez hace 3 años
Está claro que para posicionarse en el sector de lujo debemos contar con una oferta sólida en alojamientos y servicios de alta gama. Sin esto es difícil que acuda el segmento adecuado de turistas. La ventaja es que el turismo de lujo tiene un potencial que no sólo se reduce a las compras, y el inconveniente es que hay que hacer una apuesta muy seria para competir con otros destinos; y es tarea del sector privado y de la administración también.

Política de Cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y analizar la actividad de la web con la finalidad de mejorar su contenido. Si continúa navegando sin modificar la configuración de su navegador, consideramos que acepta su uso. Más información en nuestra Política de cookies.