El Iberostar Club Cala Barca, con menos habitaciones tras una reforma de 18 M €

Iberostar ha vuelto a contar este verano con su hotel más grande en Mallorca. El Iberostar Club Cala Barca abrió de nuevo tras haber sido sometido a una reforma que costó 18 millones de euros. Entre otras novedades tiene menos habitaciones pero más grandes.

Construido en 1989, el establecimiento redujo su número de estancias en 128. De esta forma, ahora ofrece 651, incluyendo varias junior suites y suites. El complejo está repartido en 25 edificios independientes de dos plantas, ubicados en primera línea de playa y cerca del Parque Natural de Mondragó, en la costa este de la isla.
 
Entre otros servicios, el complejo dispone de spa; cuatro piscinas, una de ellas climatizada; cuatro pistas de tenis y padel; un centro náutico que incluye una escuela de buceo y diving club, y un centro de alquiler de bicicletas que ofrece rutas de cicloturismo. También se puede practicar tiro con arco o equitación. El hotel cuenta además con una zona comercial exterior, con tiendas y supermercados, un campo de golf próximo, y un nuevo club infantil. Desde la cadena destacan igualmente la eliminación de barreras y la colocación de rampas para facilitar los accesos y el hecho de que se trata de un todo incluido.
 
Tal y como publicó HOSTELTUR, esta es una de las reformas que Iberostar tenía programado llevar a cabo a lo largo del año. Entre ellas se encuentra también la del Royal Cupido, en Playa de Palma, que reabrió habiendo conseguido la cuarta estrella y como un hotel sólo para adultos.
 
HOSTELTUR (hoteles@hosteltur.com)
http://twitter.com/hosteltur
 
Calabarca exterior.jpgCalabarca exterior.jpg

Comentarios 0

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.