Diario 5451 11.12.2018 | 23:15
Hosteltur: Noticias de turismo
Por hosteltur-np-100, en Innovación

El consejero balear de Turismo considera "incongruente" buscar alternativas a la ecotasa

17 diciembre, 2003

El conseller de Turismo, Joan Flaquer, afirmó ayer que es "totalmente incongruente" la búsqueda de alternativas a la ecotasa y culpó al anterior Ejecutivo de "la debilidad" de los precios de la oferta turística balear y de "desfasar" los presupuestos de este departamento autonómico. En el debate presupuestario de las cuentas de la Conselleria de Turismo de 2004, los partidos de la oposición defendieron sus enmiendas a la totalidad a las cuentas de esta cartera y coincidieron en rechazar la reducción de las partidas habilitadas. En cambio, Flaquer subrayó que la sociedad balear ingresará recursos suficientes para compensar la eliminación de la ecotasa, porque en los próximos años, indicó, mejorará la economía y se crearán nuevos puestos de trabajo. Flaquer pidió a las fuerzas de la oposición que tengan en cuenta las aportaciones económicas previstas por otras carteras en la preservación del entorno natural y en la creación de nuevas infraestructuras, porque beneficiarán el medio ambiente.Además, el conseller afirmó que su departamento ha aumentado en seis millones de euros las asignaciones correspondientes a la promoción turística en 2004 y criticó al anterior Govern por carecer de previsión presupuestaria para este apartado y aumentar la estacionalidad del sector. El conseller, quien resaltó que en la pasada legislatura esta cartera transfirió una partida de 900.000 euros a publicidad genérica del Govern, indicó que sin tener en cuenta la eliminación de la ecotasa los presupuestos del próximo año registran un incremento del 51 por ciento. Flaquer acusó al anterior Ejecutivo de aprobar el impuesto turístico "por pura cosmética turística" para "abrir una guerra" y obtener "provecho electoral". La Conselleria debe "rectificar la imagen" ofrecida por el archipiélago en los últimos años, aseguró Flaquer, quien señaló que el anterior Gabinete "hizo mucho daño" al sector y aumentó el desempleo. Destacó la reducción del 7 por ciento del crecimiento del PIB balear en la pasada legislatura y señaló que el gasto turístico aumentó un 8 por ciento en 1999, aunque, sin embargo a partir de 2001 empezó a disminuir y en 2002 bajó un 13 por ciento. La media de establecimientos abiertos durante todo el año se recortó un 7 por ciento en la pasada legislatura y la ocupación media bajó un 11 por ciento, continuó. Recalcó que los presupuestos del próximo año contemplan partidas para mejorar el producto turístico, el entorno y el medio ambiente y censuró la labor del anterior Gabinete balear en planificación turística. El diputado de EU-EV Miquel Rosselló criticó la bajada del 30 por ciento de los presupuestos de la Conselleria de Turismo derivada, dijo, de la eliminación de la ecotasa. A pesar de que el PP ha manifestado su intención de preservar el medio ambiente, el impuesto turístico no ha sido sustituido por otras fórmulas que favorezcan la protección de los fondos medioambientales, prosiguió Rosselló, quien emplazó al Govern a concretar su política en esta materia. Criticó a Flaquer por "confundir" a la opinión pública sobre el efecto de la implantación de la ecotasa y puso de relieve la incidencia de la devaluación de la libra en el mercado inglés. La representante del PSM Maria Antonia Vadell afirmó que los presupuestos carecen de medidas para paliar la estacionalidad turística y promocionar la calidad y cuestionó la falta de partidas para promocionar actividades culturales y recuperar espacios turísticos. La diputada instó al Ejecutivo a ampliar los recursos para mejorar la oferta y denunció el retraso en la aprobación de los planes de excelencia turística y la falta de concreción del proyecto Islas Baleares Sostenibles anunciado por el Govern. El diputado socialista Celestí Alomar subrayó el recorte de los presupuestos de la Conselleria de Turismo que, según expuso, reflejan una disminución de cerca del 36 por ciento y abogó por aplicar nuevos modelos para adaptar la oferta a "las nuevas circunstancias" que afectan al sector. El presupuesto de promoción turística aumentará un 11 por ciento, pero "no consolidará las previsiones de 2003", apuntó Alomar, que calificó los presupuestos de "raquíticos e insuficientemente claros" y acusó al Ejecutivo de "vivir de rentas". Las asignaciones estipuladas por el Govern balear para ayudar a las empresas a acceder al turismo individual bajan un 63 por ciento, afirmó el diputado socialista. 

Más sobre Innovación

Política de Cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y analizar la actividad de la web con la finalidad de mejorar su contenido. Si continúa navegando sin modificar la configuración de su navegador, consideramos que acepta su uso. Más información en nuestra Política de cookies.