Diario 5453 14.12.2018 | 06:44
Hosteltur: Noticias de turismo
Por hosteltur-np-100, en Innovación

Llegada de turistas chinos contribuirá a la diversificación en España

22 octubre, 2003

El éxito de la negociación sobre el Estatuto de Destino Autorizado (EDA), que permitirá la llegada de grupos de turistas chinos a la UE, contribuirá a la diversificación que desea España, afirmó Germán Porras, Secretario General de Turismo. Italia (actual presidenta de la UE) y España, que deseaba también negociar individualmente con Pekín, "tienen un enorme interés" en que el acuerdo chino-comunitario se firme en la cumbre del 30 de octubre, a la que acudirán el presidente de la Comisión, Romano Prodi, y en ejercicio, Silvio Berlusconi. Es un mercado de una realidad que se multiplica cada año y queremos captar desde un primer momento esas capas de turistas que salen de China con alto poder adquisitivo, manifestó hoy Porras, que asiste en Pekín a la asamblea de la Organización Mundial del Turismo (OMT). Actualmente, el 93 por ciento de los turistas que llegan a España proceden de Europa, de ellos el 32 por ciento busca "sol y playa" por lo que el turismo chino contribuirá decisivamente a la diversificación con turistas de destinos lejanos. Mientras que unos 37.500 españoles visitaron China en el 2002 (unos 2.000 para adoptar niños), España concedió 16.500 visados y según cifras de la OMT, Italia recibió a 323.475 turistas chinos, Francia 250.000 y Alemania 213.000. Veintidós países poseen ya el EDA aprobado por China y Alemania que es el único país de la UE que cuenta con él aunque, a pesar de haber sido aprobado en julio de 2002 comenzó a recibir grupos de turistas en febrero de este año. Aunque alcanzado ya el principio de acuerdo, queda por resolver antes de la cumbre, según fuentes españolas, el título del acuerdo y su categoría jurídica (la Comisión desea que sea internacional y vinculante) y quién será el organismo responsable del cumplimiento jurídico del acuerdo. "Confiamos en que se despejen estos puntos para comenzar a trabajar sobre la puesta en práctica y establecer un sistema de mutua confianza y similar al 'visatour' en el que el organizador asume la responsabilidad", afirmó hoy Porras. Las empresas turísticas del país de destino deberán "localizar, recoger y repatriar" al eventual "turista perdido" y la Ley de Extranjería, aprobada hace tres semanas, pide también la colaboración de las líneas aéreas. "Es muy importante destacar que el turismo no es responsable de la inmigración ilegal", concluyó Porras. 


Política de Cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y analizar la actividad de la web con la finalidad de mejorar su contenido. Si continúa navegando sin modificar la configuración de su navegador, consideramos que acepta su uso. Más información en nuestra Política de cookies.