Diario 6064 28.11.2020 | 09:53
Hosteltur: Noticias de turismo
Por Noticias Empresa, en Innovación Inxpirius: "Entornos líquidos de aprendizaje en plena Transformación Digital, Social y Cultural"

Viaje a nuestras nuevas Competencias Profesionales del Siglo XXI

Actualizar el GPS del cambio para una nueva etapa en las empresas 12 noviembre, 2020 (08:02:12)
Imagen nota de prensa Hosteltur(De izquierda a derecha: Diego Larrea Bucchi, Samer Soufi Gómez y Sebastían Maqueda Picasso en el Parador de Alcalá de Henares - Calle Colegios, 8)

Hoy charlamos con tres expertos en el ámbito del E-learning, la Transformación Digital y Cultural, los Recursos Humanos y la Comunicación. Samer Soufi Gómez y Sebastián Maqueda Picasso, directivos de Inxpirius y Diego Larrea Bucchi de Side by Side. Ellos han unido su experiencia y talento, y juntos se encuentran desarrollando y aplicando en empresas tanto de España, Portugal y Latinoamérica soluciones innovadoras a la altura de los desafíos que estamos viviendo como sociedad.

Siendo tres profesionales experimentados y directivos en empresas ¿cómo habéis vivido desde el área de Recursos Humanos todo este cambio que ha supuesto a las empresas el inesperado tsunami del Covid?

Si bien el origen de nuestro negocio se ha anticipado hace unos años a todos los cambios que que hoy estamos viviendo y las empresas demandando, ha sido un proceso muy vertiginoso. Cada una de ellas tiene y ha tenido una realidad diferente. Algunas hemos tenido que hacer un trabajo de “bomberos” para solucionar la inmediatez en unos meses muy caóticos para la sociedad. Con otras acelerar lo que ya veníamos trabajando, y finalmente aquellas que aún no estaban convencidas, la realidad ha hecho que tengamos que implementar una estrategia personalizada.

Según la encuesta Global Capital Confidence Barometer, realizada por EY (Ernst & Young) en 46 países durante los meses de febrero y marzo, revela que el 72% de los ejecutivos consultados reconoce que su empresa ya ha puesto en marcha programas de transformación tecnológica. ¿Cómo estáis viviendo esta realidad en España, y hasta qué punto esa transformación se traduce en un cambio real en el desarrollo de las personas en su día a día?

Como te comentábamos, hay realidades y posibilidades diferentes en las empresas e instituciones. Hay quienes pueden y están haciendo. Hay quienes no pueden y quieren, pero cada día son muy pocos los que pueden y no quieren. La pandemia ha cambiado nuestra forma de relacionarnos, de consumir, de trabajar y hasta de seguir aprendiendo. El cliente ha cambiado su forma de compra y por lo tanto el modelo para todas las empresas, tanto externo como interno, ha cambiado. No se trata de un debate entre el mundo digital y el presencial, ambos deben saber relacionarse y hacer el equilibrio necesario. No se debe trabajar solo por una “crisis sanitaria” que entendemos y deseamos sea puntual. Trabajamos para hacer de nuestra sociedad un lugar mejor en su día a día, donde podamos sentirnos identificados y orgullosos de nuestros avances en lo comercial, profesional, familiar y social. Y para ello debemos llevar nuestras habilidades y talento a lo más alto.

Tanto en sector del Turismo como en los demás, estábamos en las primeras etapas de la Transformación Digital, Cultural y Social, y la pandemia ha cogido las riendas del cambio ¿Qué impacto está teniendo esta situación en el e-learning de España? ¿Cómo estamos respecto a Europa en este campo?

Hasta hace no muchos años atrás hablar de E-learning en Planes de Formación era hablar de aquel famoso desconocido, que le dábamos un pequeño porcentaje por que todos decían que había que tenerlo. El Área de Negocios aún no encontraba en él una herramienta productiva. Fueron los clientes (internos y externos) los que fueron creando el cambio de cultura, de hábitos, de necesidades. Y en ese proceso de Transformación, llegó el “tsunami”. El confinamiento golpeó puertas de empresas y familias y el uso de Internet creció de una forma exponencial. El teletrabajo, los profesores, los mismos negocios tuvimos que cambiar rutinas, metodologías y formas de comunicarnos.

Y con respecto a cómo estamos frente a Europa, según Digital Index, el 83% de organizaciones españolas han acelerado la digitalización frente al 80% de media de las organizaciones de la Unión Europea. Por otro lado, el 79% de las organizaciones están cambiando sus modelos de negocio en referencia a la forma en la que entregan productos o servicios a los clientes. Evidentemente el impacto en la formación, la comunicación, y las metodologías de trabajo en las empresas ha ido de la mano, aunque una cosa es la instrumentación y otra cosa es la implementación y desarrollo de cara a las personas. Eso es la materia que ahora tenemos que examinarnos.

¿Está cambiando el perfil y comportamiento de los usuarios que buscan formación no presencial?

Sí, totalmente. Hoy el perfil abarca un público mucho más diverso y heterogéneo. La necesidad de una formación en nuevas competencias digitales, de nuevas habilidades sociales, más una globalización de la formación y el ritmo de vida de muchos profesionales hacen el modelo E-learning sea la alternativa más flexible y eficiente. Si sumamos la democratización de la tecnología y su uso en lo cotidiano, tenemos por delante una gran gran oportunidad para llegar a todo tipo de públicos y sectores.

¿Cómo ha variado el impacto y demanda de la formación e-learning y la transformación digital y cultural en los objetivos anuales y presupuestos de las empresas?

Tenemos que partir de la base que el cambio no va a ser puntual, sino permanente: en el futuro, toda actividad formativa tendrá lugar no en modo presencial u online, sino en modo líquido, capaz de trasladarse de uno a otro soporte de manera inmediata y sin solución de continuidad, y de manera persistente a lo largo de toda la vida del alumno. Por lo tanto, bajo esta premisa, más la necesidad imperiosa de “cambiar o morir”, no es una opción incluir la Transformación Digital y el nuevo cambio organizacional que esto plantea desde todo punto de vista en nuestros objetivos anuales y presupuestos. El impacto y la demanda se han acelerado de forma vertiginosa, y hoy es un gran momento para estar preparados para el “cómo” implementamos, y no podemos improvisar. La gestión de estos grandes cambios no son un “copia-pega”.

¿Cuáles son los principales escollos que nos podemos encontrar en el teletrabajo a día de hoy tanto para el trabajador, los managers y las empresas?

Todo cambio lleva su tiempo, y como tal requiere de una sumatoria de procesos. En este caso de aprendizajes, de conductas, hábitos, etc. Hasta ayer la presencialidad trabajo presencial podía, en cierta manera, estar cubriendo algunas carencias en el desarrollo de determinadas funciones. Pero a partir de la individualización de la actividad en un entorno de teletrabajo, cada trabajador o manager tienen una exposición mucho más relevante y por consecuencia su trabajo, sus resultados, sus competencias, habilidades y funciones. Este formato de trabajo no es solamente una suma de internet, más ordenadores, más actividad en casa. Es un formato que debe integrar un nuevo estilo de comunicación, de organización, de liderazgo, de relación, etc. Una relación profesional que se redescubre y que hoy siente que es una excelente opción pero que aún hay mucho por desarrollar. Y no solo para la empresa sino para el propio trabajador y su organización diaria en su propio hogar.

Nuestros lectores son principalmente del turismo, hostelería y el ocio. Sectores muy castigados lamentablemente donde el valor presencial es clave. ¿Qué herramientas o soluciones pueden facilitar la organización, competitividad, productividad y ponerlos de cara a este nuevo ciclo económico-social?

Estamos convencidos que, si bien es un momento tristemente histórico para el turismo, la hostelería y el ocio (que han sido y están siendo duramente castigados por la pandemia y sus consecuencias) hay una oportunidad en este maremoto que deberíamos ser capaces de detectar y de implementar. Todos sabemos que las cosas no serán iguales una vez finalice todo lo que estamos viviendo. Y probablemente en oficios como estos, donde el éxito siempre ha acompañado, nunca hubo tiempo o espacio para formular cambios. Acercar nuevos modelos de trabajo, profesionalizar determinadas áreas, implementar una gestión flexible, adaptarse a los cambios del consumidor, integrar más las nuevas tecnologías, etc. Son sectores que hoy están sufriendo pero que tarde o temprano volverán a ser demandados y determinantes en la economía. Y hay que estar preparados con nuevas herramientas, nuevas soluciones. No podemos enfrentar el nuevo turismo, la nueva hostelería y ocio post Covid con las mismas recetas del pasado. Como decimos: habrá que actualizar el GPS del cambio. Y para ello, y aunque parezca duro o increíble de decirlo, el momento es ahora. Nuestras herramientas de formación, organización, competitividad, desarrollo o productividad, pueden colaborar de manera directa y concreta en ese nuevo replanteo y dar excelentes soluciones.

Como expertos en Recursos Humanos, ¿de qué manera podemos trabajar nuestros perfiles profesionales para no quedar excluidos del mercado laboral, que hoy tiene una gran demanda de perfiles técnico digital?

No decimos nada nuevo al afirmar que la aceleración digital ha aumentado la necesidad de personal con conocimientos tecnológicos y ‘skills’ adaptadas al nuevo mercado. No solo se trata de una búsqueda de perfiles digitales, sino de una adaptación de los perfiles tradicionales y de las funciones, a una nueva dinámica de trabajo, de organización, incluso de una manera diferente de entender el mercado y las prioridades de nuestras vidas.

Un experto digital debe tener, aparte del conocimiento técnico, soft skills que le permitan vivir en constaste cambio, como la resiliencia, la empatía, la escucha o la flexibilidad, entre otras, imprescindibles para poder adaptarse a este nuevo entorno. Una realidad que nos plantea unos desafíos muy interesantes como, por ejemplo, cómo coordinar, animar y crear cultura organizacional en un equipo multigeneracional interrelacionado en un entorno no presencial. Estamos ante un nuevo escenario, donde la visibilidad que tiene nuestro trabajo es mucho más alta. La tecnología, las nuevas herramientas colaborativas y el teletrabajo están siendo determinantes. Por lo tanto, el cómo hacemos las cosas y los resultados que obtenemos también lo tendrán. La construcción de nuestra “marca personal”, nuestro talento y nuestras habilidades son una de los pilares fundamentales en la construcción de nuestro perfil de la nueva Era.

Imagen nota de prensa Hosteltur

¿Qué soluciones de éxito estáis trabajando o proponiendo a vuestras empresas para abordar todo este proceso?

Uno de los proyectos por los que estamos apostando más fuerte, recogiendo las demandas del mercado es GRIAL. Un nuevo espacio virtual y gamificado donde poder desarrollarse y asumir el actual escenario digital y de transformación con nuevas herramientas. Un lugar personalizado, de proximidad, con contenidos de valor, donde se recompensa la colaboración, la formación, las iniciativas y la innovación. Hemos imaginado el marco óptimo para llevar a cabo este proyecto de doble transformación, personal y profesional, de una manera constructiva, creativa y evolutiva. Un programa de desarrollo completo, revelador y estimulante en compañía de colegas y expertos, donde los participantes pueden adquirir capacidades insospechadas para marcar una diferencia duradera e infundir la pasión para su reinvención y la de sus equipos.

¿Qué áreas os demandan más?

El aprendizaje práctico de habilidades "blandas" a través de metodologías virtuales, el desarrollo de competencias digitales y el aprendizaje del inglés con nuevas metodologías que realmente funcionen son actualmente las áreas más demandas por los clientes.

Una de las claves de estos meses ha sido la gestión de emociones tanto en las empresas, familia, instituciones educativas, etc. ¿Qué herramientas están demandando el mercado en este sentido y qué estáis ofreciendo?

Lo más importante de todo es que después de tantos años de trabajo y estudio podemos hablar y continuar demostrando el impacto en el negocio de la gestión de las emociones. Y hoy se abre realmente este camino, y nos alegramos sinceramente que así sea. Porque es una señal del nivel de madurez que estamos alcanzando como empresas y sociedad. No se trata simplemente de una “Medición diaria de Impacto Emocional” con una herramienta online que permite realizar una monitorización del estado anímico y de salud de las personas de nuestros equipos. La Inteligencia Emocional es un factor clave para aumentar la productividad y muchos equipos podrían transformarse en equipos de alto rendimiento si se trabaja en las emociones desde la Inteligencia Emocional. Esta habilidad engloba la empatía, habilidades sociales y capacidad de control emocional. Las personas que desarrollan la inteligencia emocional tienen claras sus motivaciones, poseen plena confianza en sí mismos y son capaces de entender y ayudar a sus equipos. Contamos con excelentes profesionales que son apasionados en estas temáticas y que junto a las empresas demuestran día a día, en distintos proyectos, que la buena gestión de las emociones en el negocio tiene un alto impacto tanto para las personas, los clientes y la viabilidad del negocio.

Además de trabajar con empresas ¿estáis desarrollando programas de impacto social y profesional de la mano de la digitalización y sus nuevos retos?

Si, no solo trabajamos en el ámbito empresarial, sino con instituciones a nivel local e internacionales. Actualmente estamos desarrollando un proyecto muy apasionante para dar soporte al sector docente, acompañándolo en todo el proceso de aprendizaje y desarrollo dentro de la Transformación Digital, Social y Cultural que estamos viviendo.

Hoy los profesores son muy conscientes que deberán, de manera obligatoria, reconsiderar todas sus metodologías y prepararlas para este “entorno líquido” de aprendizaje. Y saben que esto no será una opción: por muy exitoso que haya sido un profesor en el entorno anterior, deberá entender que esos tiempos no volverán, y consecuentemente, adaptarse a los nuevos. Esto deberá conllevar una actitud enormemente abierta para recibir formación en nuevas herramientas con una actitud positiva, para modificar sus temarios, sus metodologías de evaluación, y para entender el papel de cada elemento en ese nuevo entorno con procesos de aprendizaje redefinidos.

Prepararnos para entornos, por ejemplo, donde tomarán protagonismo metodologías de tipo flipped classroom, en las que el alumno tomará el protagonismo en la preparación del material, y el profesor dedicará el tiempo de interacción – online o presencial – a proporcionar estructura, a aportar explicaciones en mayor profundidad o a la resolución de dudas. Y para poder estar a la altura de estos cambios, debemos trabajar nuestras nuevas competencias y habilidades tanto digitales como socio educativas.

¿Qué novedades estáis trabajando para los próximos meses?

Otro de nuestras apuestas en las que nos encontramos trabajando es la de generar un espacio exclusivo de aprendizaje y desarrollo para los profesionales. Nace de la experiencia y necesidad de muchos de nuestros clientes, socios y profesionales amigos, que demandan un nuevo escenario donde poder desarrollarse y asumir este actual escenario Digital y de Transformación con nuevas herramientas. Un lugar personalizado, de proximidad, con contenidos de valor, donde se recompense la colaboración, la formación, las iniciativas y la innovación. Alejados de los Currícullum Digitales, creemos que el Talento y el Desarrollo merece un espacio exclusivo y a medida. Estamos convencidos que será de mucha utilidad tanto para uso individual como para las empresas.

Ante la globalización y la proximidad digital ¿Estáis colaborando con otros mercados como el Latinoamericano?

Conocemos muy bien el mercado Latinoamericano, de hecho, tenemos una de nuestras sedes en Buenos Aires. Contamos con excelentes socios estratégicos referentes en cada uno de los países, y la interacción con las empresas e instituciones es cada vez mayor.

Sin bien las realidades socioeconómicas son diferentes a las europeas, la transformación digital, social y cultural no se limitan en ningún lugar a replicar las costumbres analógicas en un nuevo entorno. Es un proceso de reconstrucción absoluta, aquí o allá. Es necesario, para cualquier perfil, función o profesión, una evolución que requiere aprendizaje constante y adaptarse a la actualización del conocimiento, para que las personas sientan que hacen cada día lo mejor que saben hacer, y de esta manera dupliquen su capacidad de aprendizaje, logrando los objetivos y el éxito anhelado.

Inxpirius

http://www.inxpirius.com/

Contacto: info@inxpirius.com

Telef. 91 423 09 95