Diario 5325 17.07.2018 | 17:59
Hosteltur: Noticias de turismo

Las agencias de viajes españolas ultiman ajustes laborales para paliar la crisis

22 noviembre, 2001
Las agencias de viajes españolas (tanto minoristas como turoperadores) ultiman reducciones de empleo para hacer frente a la caída de la demanda de viajes. En paralelo, y también como consecuencia de la crisis, las entidades financieras han procedido a elevar la calificación del riesgo crediticio de las agencias. Esa decisión se produce justo cuando esas empresas empiezan a solicitar créditos puente con los que afrontar la temporada baja.
Las agencias de viajes españolas (tanto minoristas como turoperadores) ultiman reducciones de empleo para hacer frente a la caída de la demanda de viajes. En paralelo, y también como consecuencia de la crisis, las entidades financieras han procedido a elevar la calificación del riesgo crediticio de las agencias. Esa decisión se produce justo cuando esas empresas empiezan a solicitar créditos puente con los que afrontar la temporada baja. Las principales organizaciones que agrupan a las empresas de agencias de viajes han comenzado a preparar informes que sirvan de base para recomendar a sus asociados que adopten medidas para hacer frente a las consecuencias de la crisis. Entre ellas, se encuentran las que afectan al empleo. Las organizaciones empresariales mantuvieron la semana pasada reuniones con los representantes de los trabajadores, entre los que se encontraban los sindicatos CC OO, UGT y SPV -una central del sector-) sin llegar a ningún acuerdo. Según un documento interno, ambas partes negociaron la posibilidad de adoptar medidas de forma conjunta para afrontar las consecuencias de la crisis. En él se asegura que los sindicatos intentaron que cualquier medida que se decidiese adoptar fuese sometida previamente a la aprobación de la comisión mixta paritaria del convenio colectivo, a lo que los representantes de las empresas se negaron. Tras ello, la parte empresarial decidió elevar una serie de recomendaciones a las organizaciones del sector en las que propone adoptar "sin demora las necesarias medidas necesarias, de todo orden". En un informe posterior, fechado el pasado día 14, los representantes de las empresas explican con todo lujo de detalles los requisitos necesarios para extinguir contratos de trabajo, ya sea de forma individual o colectiva. Además de las recomendaciones para reducir empleo, los representantes de las agencias de viajes han aconsejado a sus asociados que en las negociaciones que mantienen por el convenio colectivo han de "mantener una postura firme de contención salarial". Además, les aconsejan "absorber y compensar mejoras retributivas (...) a partir del próximo 1 de enero". Pero los efectos generados por la crisis internacional también están incidiendo de forma sensible en la financiación de las agencias de viajes. Según fuentes del sector, uno de los efectos más inmediatos es, al margen de las cancelaciones de viajes, el hecho de que las reservas se están demorando hasta última hora, lo que está produciendo "tensiones de tesorería". Éstas tienen un efecto más acusado "en el caso de las agencias minoristas que en el de las mayoristas", pero estas últimas se verán afectadas, aunque de forma indirecta, "al intentar las minoristas demorar los pagos a los mayoristas". Según varias fuentes consultadas, los bancos han comenzado a "solicitar más garantías" a la hora de otorgar créditos debido a que han elevado la calificación de su riesgo. De hecho, indican que los bancos "están mirando con lupa al sector y especialmente a las pequeñas empresas". Además de las medidas que preparan para reducir empleo, las agencias de viajes ya han comenzado a reaccionar y se han dirigido a la Administración para solicitar apoyo ante la crisis. "Actualmente, se está gestionando con la Administración la posibilidad de que preste avales a las agencias. De hecho, la Comunidad de Madrid ya está trabajando en este sentido", indican las citadas fuentes. En las 287 mayores empresas que se dedican a la actividad de la venta de viajes trabajaban el año pasado 23.981 personas, según datos del anuario de Hostelmarket. Esas empresas contaban con 4.785 oficinas y generaron una cifra de negocio de 1,65 billones de pesetas, un 18% más que en 1999. Sin embargo, este año las perspectivas son ligeramente peores a causa de la caída de la demanda de viajes por la crisis económica internacional. Todas las fuentes consultadas indican que el año se cerrará con crecimiento en la cifra de negocio, aunque éste será menor que el ejercicio anterior. De hecho, los representantes de las agencias de viajes en la negociación con las centrales sindicales indican que "la situación productiva o económica desfavorable ha empezado a evidenciarse en las cuentas de explotación de los meses de octubre y noviembre, fundamentalmente". Pese a ello, consideran que "hay agencias de viajes que pueden obtener beneficios en el año 2001 por el simple hecho de que los atentados se produjeron el día 11 de septiembre". Este escenario de reducción de empleo, rebajas en el crecimiento de la cifra de negocio y su consecuente incidencia en el beneficio, puede abrir las puertas a un proceso de consolidación del sector, especialmente debido a que los márgenes de explotación cada vez se estrechan más y a los aumentos de los tipos de interés de los créditos. De hecho, se están produciendo renegociaciones que se sitúan más de 1,75 puntos sobre el euribor. (Gabriel González, diario Cinco Días, 22/11/01)

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios

Esta noticia no tiene comentarios.