España: Paradores y Sol Meliá auditarán su gestión ambiental para atraer al turista

Turismo y medio ambiente se están estrechando la mano desde hace poco más de un año. Las grandes cadenas hoteleras se ven obligadas a demostrar que pueden explotar sus establecimientos sin arrasar el entorno. Ni qué decir tiene cuando se hallan en espacios naturales singulares o privilegiados, como ocurre con Paradores de Turismo en los parques naturales.

Turismo y medio ambiente se están estrechando la mano desde hace poco más de un año. Las grandes cadenas hoteleras se ven obligadas a demostrar que pueden explotar sus establecimientos sin arrasar el entorno. Ni qué decir tiene cuando se hallan en espacios naturales singulares o privilegiados, como ocurre con Paradores de Turismo en los parques naturales.Hay diversas fórmulas para granjearse el reconocimiento social. La más conocida es que un auditor examine el sistema de gestión medioambiental del hotel para certificar que cumple con los requisitos de la norma internacional ISO 14.001. 'Es lo que pide el turista americano', explica una portavoz de la cadena Sol Meliá. Pero, para sus establecimientos en España, esta cadena prefiere adherirse al sistema EMAS (Eco Management & Audit Scheme) que promueve la Comisión Europea, 'porque lo reconocen más los alemanes'. No es casual que Sol Meliá empezara en los dos últimos años por adherir a EMAS ocho establecimientos de Cataluña y Baleares. Este año sólo han registrado el Don Pepe de Marbella (Málaga), que también ha certificado según ISO 14.001. El sistema europeo no sólo exige la auditoría independiente de la gestión, sino también realizar una declaración ambiental de todos los impactos que se derivan de la explotación y que un auditor acreditado por el Estado verifique la exactitud de dicha declaración. Por eso sólo hay 187 empresas españolas de todo tipo verificadas. La principal ventaja de EMAS es que es un registro de consulta pública. De ahí que la cadena Paradores de Turismo, de propiedad estatal, haya apostado por esta fórmula. De hecho, ha verificado 42 establecimientos de los 87 que tiene, lo que la convierte en la cadena comprometida con el medio ambiente de Europa. Para ello ha tenido que realizar mejoras por 19,5 millones de euros, encaminadas, en general, al ahorro energético y, en la medida de lo posible, a la reducción de residuos. Paradores ha 'invitado' a sus proveedores a participar en el programa e+5 de la Fundación Entorno para calificar su gestión ambiental. Elena de Ferro, directora de gestión medioambiental de Paradores, avanza que entre ellos están la constructora Ferrovial y Johnson Wax, que les sirve los productos de limpieza. En Mallorca y Menorca otros tres grupos hoteleros han registrado en EMAS dos establecimientos. (B.C., diario Cinco Días, 02/07/02) 

Comentarios 0

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.