Los lectores de HOSTELTUR opinan

Decálogo de los males del turismo rural en España

Dispersión normativa, falta de unidad, criterios diferentes o intrusismo, entre las quejas

A raíz de la noticia "El turismo rural no logra poner orden en su oferta", publicada por HOSTELTUR el pasado 9 de marzo, así como de varios posts creados en la Comunidad Hosteltur, se ha generado un intenso debate en la red donde han participado decenas de propietarios de establecimientos rurales. A continuación ofrecemos una síntesis de los comentarios, recogidos a modo de decálogo.

Decálogo de los males del turismo rural en España

1) Falta de un sistema de clasificación homogéneo para toda España

El turismo rural permite disfrutar de pueblos con encanto.El turismo rural permite disfrutar de pueblos con encanto.

Numerosos propietarios de casas rurales, así como asociaciones del sector, consideran que la falta de un sistema de clasificación homogéneo para toda España (similar al sistema de estrellas de los hoteles) supone un problema de cara al cliente. "A pesar de que las competencias de turismo estén en las autonomías y que un hotel de 4 estrellas gallego es diferente a uno valenciano, esto, solo esto, las 4 estrellas, sirve de referencia al turista, y sobre todo, a los canales de distribución que son, al final, los que utiliza el cliente", indica un lector. En cambio, otros creen que no hace falta un sistema de categorización por espigas.


2) Disparidad de criterios en la normativa

El turismo rural permite disfrutar de pueblos con encanto.El turismo rural permite disfrutar de pueblos con encanto.

Según exponen los lectores, en diferentes puntos de España "también pueden ser 'casas rurales' tanto apartamentos en pueblos como chalés de primera construcción". También hay hoteles, cabañas o apartamentos que en la publicidad propia o de grandes agencias de viajes se dan a conocer como "Turismo rural", lo que confunde al consumidor sobre lo que realmente significa este tipo de alojamiento.

3) Estancamiento de las pernoctaciones y aumento de la oferta

El número de pernoctaciones se mantiene más o menos estable, con altibajos, desde el año 2006 (entonces se contaron 7,43 millones de estancias). Sin embargo, la oferta no ha dejado de aumentar. Hace cinco años, había 96.000 plazas de turismo rural y hoy son 131.000. Es decir, se ha producido un incremento del 36% desde 2006.

4) Casas que cierran después de haber recibido la subvención

Chema Herrero se pregunta en la Comunidad Hosteltur "¿Cómo es posible que uno reciba una subvención y al cabo de unos años cierre el negocio y punto?¿ Que durante los años de apertura, nadie se preocupe de saber si la razón por la que se le dio esa subvención se cumple?". En suma, dice, "Muchos soñadores se han quedado en el camino, otros sufren a diario para encontrar como llenar sus alojamientos y otros... otros han cumplido su otro sueño que no era otro que el de incrementar su patrimonio cerrando su negocio después de cubrir el expediente, sin haber sido partícipe de nada de la idea inicial de todo esto".


5) Falta de una auténtica cultura de subvención

María Nota expone en la Comunidad Hosteltur que "en España, no hay cultura de subvención", a diferencia del turismo rural en Francia, en el sentido de comprender bien qué significa y asumir responsabilidades. Así, expone, esta cultura debe ser asumida "por parte de quién la da: que la subvención corresponda a una voluntad política cierta, pensada con cabeza, estructurada, y anclada en un proyecto de desarrollo a plazo largo, que incluye las herramientas de control y de evaluación, antes y después". Y por parte de los beneficiarios: "Que haya una educación y sensibilización. Que una subvención no es un chollete sino una ayuda a las mejoras y al desarrollo, que implica unas obligaciones y compromisos. En caso contrario, es tirar el dinero por la ventana, o por lo menos, llenar el bolsillo de unos listillos".

6) Falta de implicación de grandes turoperadores

Arturo Crosby sostiene que la apuesta por una “marca”, “emblema”, “logotipo” o “seña de identidad”, debería ir enfocada mucho más al branding que a la normativa. En este sentido, indica "solo imaginar, por ejemplo, ¿cuánto ganaria una empresa local con un sello, digamos de TUI?"

7) Disparidad de criterios entre "empresarios" y "propietarios"

"El turismo rural tiene mucho propietario pero muy poco empresario" es una frase que corre por el sector. Pero según recuerda un propietario, "el turismo rural se creó como un apoyo a la economía familiar. Dudo que un empresario (serio) montase un negocio que solo funcione 8 dias al mes (4 fines de semana). Un propietario sí puede soportarlo porque tiene su trabajo y sus ingresos (un empresario no)". De ahí que ambos colectivos muestren criterios y prioridades diferentes.

8) Falta de complicidad entre sector público y privado

Es una de las quejas más extendidas en todos los comentarios efectuados por propietarios y empresarios del turismo rural. Uno de los posts más ilutrativos es "La burocracia matará los proyectos", donde un grupo de emprendedores expone cómo desde 2007 intentan crear un proyecto de turismo rural sostenible, hasta que finalmente, después de múltiples reuniones, gestiones y peticiones frente a la Administración, han conseguido la licencia de obras en 2011.

9) Escasa implicación de las casas rurales con las asociaciones

En la actualidad existen en España 14.300 alojamientos de turismo rural, según el INE. De ellas, 4.000 establecimientos están integrados en la Asociación Española de Turismo Rural (ASETUR). Pero al margen de las cifras, muchos comentarios de propietarios dejan entrever una crítica hacia las asociaciones, mientras otros por el contrario reclaman más participación en las asociaciones para defender los intereses del sector.

10) Intrusismo

Luis Blázquez indica que "respecto a los 'ilegales' es un problema sin solución por parte de las Administracciones, las cuales se pasan el balón de unas a otras. Y no actúan, según ellas, porque no hay denuncias contra esas ofertas ilegales". También numerosos propietarios apuntan que las casas rurales deben hacer frente "al otro turismo rural" y a sus ofertas con precios muy agresivos.

 

Comentarios 8

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Bernat Jofre i Bonet16/03/2011 13:03:14

A ver, ¿cómo van a implicarse los establecimientos en asocicaciones que no las conocen más allá que unos cuantos y que tan sólo aparecen en los media más que para quejarse de que no les hacen caso?
Seamos serios, pongámonos las plias, trabajemos más y no nos quejemos tanto con la canción de "que somos pocos". Son pocos, y cada vez serán menos, efectivamente. Serán pocos mientras primen la Cantidad sobre la Calidad. Serán pocos mientras sigan ignorando el mercado extranjero y sus tareas de promoción se limiten a traducir - y mal - sus webs. Y seguirán siendo pocos mientras sigan confundiendo Hoteles Rurales con Casas Rurales ( no es lo mimo )....
Que dejen de quejarse, hagan una Asociación transparente, audaz y con criterios empresariales. No con el único objetivo de seguir cobrando subvenciones y cuotas de asociados.
La verdad, es un planteamiento muy poco profesional y que no dice demasiado de sus directivos...

00 Más comentarios del lector Responder

Usuario

Ino16/03/2011 13:03:28

Estoy de acuerdo en el fondo,por supuesto no con la referencia al control sobre las subvenciones recibidas,ya que este es escaso y ineficaz,cuando no inexistente.

Y lo digo con conocimeinto de causa despues de haber sido secretaria de un GAL(Grupo de accion local) priman y tienen mucha fuerza los deseos de los integrantes de la junta directiva en su mayoria cargos politicos a la hora de apoyar un proyecto y se incumple de forma reiterada la recomendacion de que para obtener esa subvencion hay que residir en la Comarca y a menos de 10 km del alojamiento.-Y presentar un plan de viabilidad que suele ser falso e incluso copiado de otros proyectos...hay que dar la subvencion si o si y eso es desde luego el gran problema,no la obtienen los mas motivados si no los mejor "colocados" en un alto porcentaje.

En cuanto a la cuantia (%,)muchas casas han sido financiadas al 100%, al menos con los primeros PRODER Y LADER..en los siguientes evidentemente se evito la picaresca,pero se puede escribir un libro de como eso se hacia asi.

Pero para mi el mayor problema del Turismo Rural es la formacion.Mejor dicho la falta de formacion.

El Turismo en general es un sector complejo donde los destinos tiene un peso importante y sin embargo en el caso de Turismo Rural no se les concedio la menor importancia ,ya que cada Alcalde queria una casa en su pueblo sin importar como,hasta el extremo ya apuntado aqui que comunidades Autonomas y Ayuntamiento se hicieron sus propios Alojamientos,siendo no solo una competencia si no que ademas su explotacion se concedio de forma peculiar...cuando no irregular.

Vuelvo a repetir,tener un minimo de formacion para gestionar este negocio es fundamental y ademas complejo,hay que saber algo de Marketing,telefonico,online,atencion al cliente,limpieza de pisos,equipamientos,geografia,historia,idiomas,cocina...hay que reunir en una sola persona lo que en un Hotel hacen 7........y me diran que exagero!

No ,afortunadamente hay mucha gente que pensamos que esto es un negocio,aunque hay meses que solo ocupas 8 dias ,los que lo dicen no saben que en España antes se abria en Abril y se cerraba en Sep y muchas veces si la semana Santa era en Marzo,ni se abria.Y muchos viviamos de este trabajo.
Cualquier tiempo pasado en este caso NO FUE MEJOR!

CALIDAD DE LA FORMACION.

Este es el talon de Aquiles del Turismo Rural ,porque muchas veces esa Formacion la imparte gente que no ha sido nunca ni siquiera Turista.

Lo deseable es que sea impartida por profesionales "bregados en el dia a dia"

Porque con teoria se puede saber hacer una buena tortilla,pero es la practica la que hara que la hagamos perfecta.

Asisto a numerosos cursos y Jornadas,la mayoria de las veces impartidos por gente que de Turismo lo descococen todo,parece que lo unico que importa es saber manejar las nuevas tecnologias y no,eso es solo una parte.gestionar un alojamiento es mucho mas.

Gracias Chema por este intenso debate y a Hosteltur por ponerlo en primera pagina.
-No hay acentos,lo siento)

Saludos Ino jiniebro

00 Más comentarios del lector Responder

Francisco Javier San José17/03/2011 18:03:57

Mil ideas galopan por mis neuronas, difícil por tanto intentar poner orden y manifestarlas de forma correcta.
Una Primera y única reflexión a modo de interrogante.
Un canal como Hosteltur, solo es capaz de generar dos comentarios sobre un tema de tanta trascendencia, donde hay un colectivo implicado de 14300 alojamientos y similar número de empresarios-propietarios
O falla el canal, cosa que no creo, o es la otra parte la que como se dice en vulgar: No Está Al Loro.
Esa es la gran cuestión, el sector, no está……..
Y perdonen la descalificación generalista, las excepciones confirman las reglas y en este caso como no podía ser de otra forma afortunadamente las hay, y algunas, excepcionalmente buenas.
Y con ser malo no estar, lo peor, es que no se le espera.
Pasos previos fundamentales serían: darle una definición y un contenido a lo que es Turismo Rural, a partir de ahí, desarrollar el sector, da igual que administración lo haga, siempre con el mismo criterio.
Pero……. para ello, tendrían que desaparecer tanto y tantos personalismos, tantos y tantos minifundismos, tantas y tantas ideas geniales, que a simple vista me parece imposible que a corto medio plazo veamos una solución a tan lamentable panorama.

00 Más comentarios del lector Responder

Isa17/03/2011 18:03:36

Estoy de acuerdo con todo lo dicho. Pero yo quiero añadir otro tema del que no se habla casi nada. El sistema de clasificación por espigas está bien, aunque hay que encontrar el modo de llevarlo a cabo gratuitamente para el propietario, pero a mi me parece mucho mas importante que Asetur dedique mas esfuerzos en mejorar la web de ecoturismorural.com, que deja mucho que desear. No resulta nada atractiva para el cliente que busca un alojamiento, porque las casas aparecen en forma de listado sin ninguna foto (ésto me parece fundamental). Y por supuesto tienen que trabajar mas por el posicionamiento en los buscadores.
Yo llevo 18 años asociada en mi zona y mi asociación está en Asetur, creo que desde el comienzo, y desde luego me siento bastante defraudada de ambas. Siento que todas las actuaciones que se hacen no tienen un resultado palpable en la comercialización de nuestros alojamientos. Todo se queda un poco a medias, buenas intenciones, pero a la hora de la verdad, no sirven. Mas bien, los asociados estamos contribuyendo a mantener una estructura por la cual unos cuantos si que tienen un empleo fijo.
Saludos.

00 Más comentarios del lector Responder

pepe martinez17/03/2011 19:03:29

El turismo rural padece de muchos males algunos endémicos de la zona donde estan asentados,me explico,si tú montas una casa rural en cualquier comarca de España tienes que adaptarte a las circunstancias de la misma,además de ser un gran profesional en muy diferentes ámbitos debes de ser un gran psicólogo a la hora de no herir sensibilidades politicas,pues si pides que se limpie ese único reclamo que posee el pueblo donde estas ubicado te pueden tomar mania y hacerte la vida imposible,eso me ha pasado y a punto he estado de echar el cierre.Es una pena que con el grandisimo esfuerzo que cuesta terminar y poner en marcha este tipo de negocios aún existan estas mentalidades caciquiles que no dejan crecer y ampliar horizontes,de qué sirve que me escuerne anunciando mi alojamiento si luego los turistas se van desengañados de ver el desastre y la suciedad que hay acumulada desde hace meses,ojo y no se te ocurra decir que hagan el favor de limpiarlo que eres empresario aniquilado.
Saludos

00 Más comentarios del lector Responder

CASA FLORENCIO HOTEL RURAL17/03/2011 20:03:14

Es increíble como funcionan las "casualidades" (sincronicidades, decía Jung). Ayer, mientras se publicaba este artículo que acabamos de descubrir y leer gracias al aviso de TopRural, publicábamos en nuestro foro una entrada exactamente sobre el mismo crucial tema, titulada "EL TURISMO RURAL, UN CAJÓN DE SASTRE QUE NECESITA ORDENACIÓN... Y ALGUNA ACLARACIÓN".
Como no puede ser de otra forma, coincidimos mayoritariamente con la esencia del Decálogo, aunque quizá aportamos alguna otra clave complementaria que abunda a la confusa situación del sector del Turismo Rural.
Para el que pueda estar interesado en leerlo y comentarlo, el enlace es: http://casaflorencio.blogspot.com/2011/03/el-turismo-rural-un-cajon-de-sastre-que.html
Saludos.

10 Más comentarios del lector Responder

Miguel 20/03/2011 7:03:34

La informatica es maravillosa,internet fantastica,pero mientras para nuestros negocios no existan normas legales en la publicidad,se anuncian castillos en vez de barracas y servicios suntuosos en vez de cutres desperdicios.Y no hablemos de los ilegales,nadie admite denuncias sobre los mismos,familias y parientes de estamentos oficiales son los primeros en tenerlos.En los grandes temas no me implico,lo dejo para los mas inteligentes.Gracias por dejarme asomar a esta ventana.

00 Más comentarios del lector Responder

Jesús Fidel González21/03/2011 9:03:46

Oleadas de jóvenes salían los viernes de las ciudades en busca de un campo rutilante, una diversión-escape ruidosa y consumista de las ciudades, búsqueda de la identidad, alternativa de ocio, autenticidad?, barato –barato? La crisis merma la búsqueda de la identidad? Por que de ser lo barato del alojamiento lo que buscan, estaríamos creciendo y no es así. Caemos en picado por primera vez en 15 años.
Las casas rurales hemos sufrido estos años la trágica pérdida de la personalidad individual, quedando absorbidos por el mecanismo social de búsqueda de novedades, convertidos en una pieza más de su complicado engranaje. Igualito que en ”El Proceso” de Kafka.
Pero también hay otras causas y no las soluciona la nueva ley de Turismo. El Jueves se clausuró una jornada sobre la ley de turismo aprobada recientemente por la Junta de Castilla y León, organizada por la Universidad Miguel de Cervantes de Valladolid, donde se abordó la promoción del turismo en Castilla y León además de novedades reglamentarias de gran calado para esta industria. Las 3631 casas rurales que existen en la Comunidad van a tener el tratamiento poco más o menos que de hotel, (tiempo al tiempo). De momento las que ahora alquilan solo habitaciones y los centros de turismo rural pasan a denominarse hoteles rurales. No se que economía puede sostener la existencia de más de 3500 hoteles minúsculos cuyos ingresos no van a llegar a 5000 euros limpios al año. La política en este campo,errática, desorientada, admite en cada pueblo una casa aunque no vaya nadie, sin estudio de rentabilidad, ni de amortización, la proliferación por todas partes de España, aunque fueran tierras yermas de alojamientos de “Turismo Rural” al albur de las ayudas Europeas pésimamente gestionadas por gente incompetente. Al menos por la Montaña Palentina dejaron de subvencionar las casas rurales hace 10 años, bueno en mi caso hace 15 años, (4 veces pedí, ninguna me dieron nada). La moda de recuperar la casa de tus antepasados con jugosas subvenciones, con la idea de pescar viajeros donde antes nunca los había habido no ha hecho más que sangrar mediante competencia desleal, el nimio margen que te deja este negocio a 18 euros por persona y noche. Las comarcas que si generamos visitas, Montaña Palentina, Bierzo, Picos de Europa, Las Merindades etc. por tener RECURSOS turísticos, Montaña, Bosques, Románico, patrimonio, seguiremos estando con la nueva ley, maltratadas a favor de zonas donde el turismo nunca va a ser rentable, gastando los dineros públicos inútilmente. Mi padre, que fue ganadero, daba pienso a la vaca que más leche le daba, a las demás solo hierba. Este sencillo ejemplo de principio básico en economía, tira por tierra millones de euros que la Junta, Europa, y los programas LEADER han dilapidado inútilmente, en pro de un-como se dice – “floreciente yacimiento de empleo?” permítanme que me ria. Sería más razonable buscar otros modelos de negocio para las comarcas que no pueden vivir del Turismo Rural, ¿no creen?. Es como echar la caña de pescar en un río por el que alguna vez puede que baje un torrente. El exceso regulatorio, solo 10 plazas por alojamiento, solo 2 casas por inmueble, si estás empadronado en un sitio no puedes abrir en otro, va contra las leyes de la libertad de mercado (escuchen y lean al profesor Rodríguez-Braun (La brújula de la Economía de Onda Cero);
Un beneficio estancado, raído, y atomizado hasta el infinito, es incapaz de generar pingues beneficios que generen nuevas inversiones y con ellas algún que otro empleo. Hay zonas que tiran los precios por los suelos con tal de que vaya alguien para crearte más competencia aún..

00 Más comentarios del lector Responder

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.