Diario 5429 16.11.2018 | 06:42
Hosteltur: Noticias de turismo
Por las tasas aeroportuarias y el cierre de su base de Madrid

EasyJet: su número de pasajeros en España disminuirá un 10% en 2013

10 diciembre, 2012

EasyJet reducirá más de un 10% su número de pasajeros en España en 2013, de 13,5 millones de viajeros actuales a los 12 millones estimados para el próximo año, con un descenso del 35% en el tráfico del Aeropuerto de Madrid-Barajas y del 12% en el de Barcelona-El Prat, a consecuencia de la subida de las tasas aeroportuarias en ambas instalaciones y el cierre de su base en el aeródromo madrileño.

El director general de la compañía para España y Portugal, Javier Gándara, ha remarcado que tras el cierre de su base en la capital el pasado 30 de noviembre, la aerolínea prevé contar con 2,2 millones de pasajeros en el aeródromo madrileño el próximo año, y con 2,8 millones de viajeros en el catalán.

Así, ha destacado que de los 300 empleados que estaban basados en Madrid, el 90% ha sido reubicado principalmente en las bases de la aerolínea en Francia, Italia y Suiza, mientras que el 10% restante no ha aceptado la reubicación por motivos personales, de forma que se ha cerrado un Expediente de Regulación de Empleo (ERE) con el 100% de los votos del comité de empresa.

De igual forma, ha detallado que las decisiones que influyeron en el cierre de la base madrileña fueron principalmente el exceso de capacidad en este mercado, junto con los incrementos "desproporcionados" de las tasas aéreas en los dos últimos años, cifrando el alza entre 2011 y 2012 en más de un 100% en los principales aeropuertos.

"No se puede corregir en dos años lo que no hemos hecho en 20", ha subrayado Gándara, apuntando que el coste para su compañía de operar una escala en Madrid ha pasado de los 11,6 euros a julio del pasado año a 24,6 euros en el mismo mes de este año.

También ha puntualizado que este incremento continuará en los próximos cuatro años entorno al 8,5% anual, por lo que volver a tener base en Madrid no es "reversible" a "medio plazo", ya que lo máximo a lo que se ha comprometido Aena es a bajar las tasas aeroportuarias en 2017.

Gándara ha subrayado que Madrid y Barcelona son el segundo y tercer aeropuerto con las tasas más caras en los que opera la compañía, solo superados por Ámsterdam, y por encima de aeródromos como Londres-Gatwick, Ginebra o París-Charles de Gaulle.

En peligro el turismo británico

Por otra parte, el directivo ha matizado que easyJet es la aerolínea que más británicos transporta a España, y que junto con los mercados francés y alemán, engloban el 60% de su tráfico a España.

Por ello, ha asegurado que la subida de las tasas aunque no es tan "desproporcionada" en el resto de aeropuertos españoles podría afectar a destinos propiamente atractivos para este público como Málaga o las islas en favor de otros como Croacia, Turquía, Grecia o el Norte de África.

"Todos estos países cuentan con una oferta similar, lo que hace que la competencia en el segmento de 'sol y playa' sea indifereciada, por lo que si eso no se explota bien es fácilmente replicable", ha sostenido.

Desde la compañía han apuntado que el 80% de su tráfico corresponde a ocio y que sus billetes se mueven entre las 40 y 60 libras esterlinas, un precio que de superarse, hace que se compita con otra ruta o destino.

"Si bien los aeropuertos son monopolios naturales hay que ver que como país si que se compite con otros destinos, y esa la parte que creemos que Aena no se está planteando", ha remarcado.

Trasgresiones laborales

Preguntado sobre las subvenciones de las que goza Ryanair, Gándara ha apuntado que no tiene subvenciones, aunque ha señalado que la low cost irlandesa realiza acuerdos de marketing a la espera de que este tipo de pactos compensen la falta de rentabilidad de sus rutas, de ahí que abra y cierre muchas de ellas.

Gándara ha solicitado a las autoridades europeas que se cumpla la legislación en materia laboral, al considerar que mientras que ellos contratan tripulantes acorde a la legislación local, Ryanair no, gozando de privilegios propios de "competencia desleal".

También ha subrayado que los 300 tripulantes que tenía la compañía británica basados en Madrid supusieron unos costes laborales en materia de IRPF y Seguridad Social de 12 millones de euros en 2011, dejando a la imaginación los ingresos que podrían suponer para España la contratación acorde a su legislación de los tripulantes de la aerolínea irlandesa.

No obstante, ha insistido en que Ryanair es una compañía segura, por lo que las autoridades deben investigar más los aspectos laborales y menos los de seguridad.

Objetivo: el pasajero Business

De otro modo, el directivo ha hecho hincapié en los acercamientos de la compañía con empresas del Ibex 35 para ofrecer una tarifa flexible en cuanto a cambios y fija en materia de precio para los viajeros de negocio.

Así, ha señalado que tras implementar sus canales de venta en el ámbito 'offline' e introducir el asiento asignado, tan demandado por este segmento, la aerolínea busca incrementar su presencia en este segmento.

Por último, y respecto a la apertura de nuevas bases de Vueling en Europa, Gándara ha subrayado que desarrollarse en este mercado es "complicado", ya que hay que crecer a ambos lados de la ruta.

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.


Política de Cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y analizar la actividad de la web con la finalidad de mejorar su contenido. Si continúa navegando sin modificar la configuración de su navegador, consideramos que acepta su uso. Más información en nuestra Política de cookies.