Edición España. Consejo de Ministros

Aprueban la ley 'crea y crece', que refuerza la lucha contra la morosidad

Impedirá el acceso a subvenciones públicas a las compañías con problemas de demoras en los pagos 30 noviembre, 2021
  • Para facilitar la creación de empresas, reduce el mínimo de capital social exigido de 3.000 euros a 1 euro
  • Se creará un observatorio de la morosidad, que vigilará los plazos de pago
  • Se extiende la obligación de expedir factura electrónica en todas las operaciones entre autónomos, grandes y pequeñas empresas

El Consejo de Ministros ha aprobado este martes la denominada ley "crea y crece”, cuyo objetivo es facilitar la constitución de nuevas empresas y fomentar que ganen tamaño. Con esa finalidad recoge medidas como reducir el mínimo de capital social exigido, que pasará de 3.000 euros a un euro con el propósito de favorecer el emprendimiento. Además, la nueva normativa contempla que no habrá subvenciones para las compañías morosas.

La vicepresidenta primera y ministra de Asuntos Económicos y Transformación Digital, Nadia Calviño, confía en que esta norma contribuya a "mejorar el clima de negocios, reforzar el tejido productivo y atraer inversión y talento".

La lucha contra la morosidad en las operaciones comerciales es clave para el crecimiento de las pymes, por lo que se impedirá el acceso a subvenciones públicas a aquellos que incurran en esta situación, según ha indicado Calviño en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros

Además, también se creará un observatorio de la morosidad, que vigilará los plazos de pago, y se extiende la obligación de expedir factura electrónica en todas las operaciones entre autónomos, grandes y pequeñas empresas para garantizar su "trazabilidad".

La vicepresidenta primera y ministra de Asuntos Económicos y Transformación Digital, Nadia Calviño, durante su intervención en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros. Foto: Pool Moncloa/Fernando Calvo

Con este proyecto de ley -todavía pendiente de tramitación parlamentaria- se simplificarán los trámites administrativos que afrontan las compañías y se agilizan algunos procedimientos, según ha explicado la ministra.

De hecho, también se desarrollará junto a comunidades autónomas y municipios "ordenanzas estandarizadas" para favorecer el desarrollo de la actividad comercial y se refuerza la posibilidad de acceder a financiación alternativa a la bancaria, como el crowdfunding (micromecenazgo), la inversión colectiva o el capital riesgo.

Con esta norma, España "reduce los costes económicos" de crear una empresa y alinea el marco legislativo al de "los países más avanzados en este terreno", ha señalado la ministra

Como ejemplo ha citado la reducción del capital mínimo exigido para constituir una compañía, que pasará de 3.000 euros a un euro con el propósito de favorecer el emprendimiento, y también se rebajan los tiempos para completar el proceso de forma telemática a través del Centro de Información y Red de Creación de Empresas (Circe).

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.