Edición España. La decisión entró en vigor en agosto, tras años de advertencia de que causarían daños irreparables a la ciudad de la laguna

Italia compensa a las navieras por prohibir los grandes cruceros en Venecia

9 diciembre, 2021

El Gobierno italiano pagará 57,5 ​​millones de euros en compensación a las compañías de cruceros afectadas por la decisión de prohibir la entrada de grandes barcos a la laguna de Venecia, según los medios de comunicación italianos. Las nuevas reglas, que entraron en vigor en agosto, siguieron a años de advertencias de que los gigantescos hoteles flotantes corren el riesgo de causar daños irreparables a la ciudad de la laguna, declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO (vea: Venecia sin cruceros desde el 1 de agosto).

La decisión de prohibir los grandes cruceros en el centro de Venecia en julio se produjo pocos días antes de una reunión de la organización cultural de la ONU, Unesco, que había propuesto agregar Venecia a una lista de sitios patrimoniales en peligro de extinción por la inacción en los cruceros, señala una información de la agencia francesa de noticias AFP que recoge la edición de Italia del portal europeo The Local.

Se han asignado unos 30 millones de euros para 2021 para las compañías navieras que incurrieron en costos en "reprogramar rutas y reembolsar a los pasajeros que cancelaron viajes", dijo el ministerio de infraestructuras en un comunicado. Otros 27,5 millones de euros, cinco millones este año y el resto en 2022, se asignaron para el operador de la terminal y las empresas relacionadas, dijo.

Según el plan del gobierno, los cruceros no estarán prohibidos en Venecia por completo, pero los buques más grandes ya no podrán pasar por la Cuenca de San Marcos, el Canal de San Marcos o el Canal de la Giudecca. En su lugar, serán desviados al puerto industrial de Marghera.

Más sobre Venecia y los cruceros

- Los cruceros, a favor de la descongestión del tráfico en Venecia

- Venecia, sin un plan B tras la prohibición de los cruceros

- Venecia busca una solución definitiva para expulsar a los cruceros

Sin embargo, los críticos del plan señalan que Marghera, que está en el continente, a diferencia de la terminal de pasajeros ubicada en las islas, todavía está dentro de la laguna de Venecia.

Algunos aspectos del plan siguen sin estar claros, ya que la infraestructura en Marghera todavía se está construyendo. Mientras tanto, los cruceros más pequeños todavía están permitidos a través de los canales de San Marcos y Giudecca.

Los cruceros proporcionan un gran impulso económico a Venecia, no obstante, activistas y residentes dicen que los barcos contribuyen a los problemas causados por el "turismo excesivo" y causan grandes olas que socavan los cimientos de la ciudad y dañan el frágil ecosistema de su laguna.

Avatar redactor Diana Ramón Vilarasau Periodista de Hosteltur

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.