Diario 5381 21.09.2018 | 00:42
Hosteltur: Noticias de turismo
En el sector se considera muy improbable

La privatización de Paradores no reportaría ingresos al Estado

Contará con nuevo presidente en breve 10 enero, 2012

En el sector se consideran fuegos de artificio las estimaciones del PP al valorar en 2.000 millones de euros a Paradores, en caso de que se privatizara. El Estado no ingresaría nada, aunque sí ahorraría costes.

Fuentes del sector muy cercanas a Paradores aseguran a este diario que no tienen fundamento las estimaciones que hacía el PP en las fechas previas a las pasadas Elecciones generales, en las que especulaba con la privatización de Paradores, estimando un montante de 2.000 millones de euros por la hipotética operación.

Y la razón es que los edificios que albergan a los 93 paradores de la red estatal no son de su propiedad, sino mediante cesión gratuita de sus propietarios (entidades locales, Iglesia y particulares) a cambio de la reconstrucción, conservación y mantenimiento.

De llevarse a cabo la privatización, considerada muy improbable en el sector por su complejidad, lo que ganaría el Estado no serían ingresos sino ahorro de costes de conservación.

Beneficio de explotación, pérdidas generales

De hecho, las pérdidas que está sufriendo Paradores desde hace unos años (17 millones de euros en 2010, y 24 millones en 2009), están totalmente condicionadas por haberse salido de su función de gestión en unos cuantos casos.

Casos como la reconstrucción del edificio que alberga al reciente Parador de Alcalá de Henares, que costó a la cadena 40 millones de euros, o la reforma del Parador de El Saler, o la más reciente reconstrucción del de Cádiz (30 millones), han hecho que, pese a cerrar los ejercicios con beneficios de explotación, el resultado final de las cuentas den pérdidas debido a las amortizaciones.

Una estrategia que se inició en época del Gobierno de Aznar, con Isabel Mariño de presidenta de la red. Hasta entonces, los gastos por las aperturas de nuevos paradores corrían a cargo de Turespaña que, una vez acondicionados los edificios, se los entregaba a Paradores para su gestión.

Cadenas interesadas

En cuanto a posibles interesados en hacerse con la gestión privada de Paradores, desde hace años varias de las principales cadenas hoteleras españolas han manifestado su interés con quedarse con varios, los más rentables y emblemáticos. Una alternativa que se considera que rompería el valor de la marca.

La única alternativa para preservar la marca en su conjunto sería la suscripción de convenios entre los adjudicatarios privados, con el compromiso de mantener una promoción conjunta de la marca. Y además el compromiso a asumir también la gestión de los establecimientos no rentables, a cambio de que el Estado absorbiera sus pérdidas, lo cual sería una contradicción con las intenciones de ahorro del Gobierno.

Ahora, en la cadena estatal se está a la espera de que el nuevo Gobierno nombre al próximo presidente de Paradores, que sustituya a Miguel Martínez, paisano de Rodríguez Zapatero. Un nombramiento que debería ser efectivo antes de Fitur.

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.