Diario 5406 20.10.2018 | 04:09
Hosteltur: Noticias de turismo
Hotel La Escondida, en Penáguila, a 30 minutos de la capital alicantina

Terry Venables abre su hotel en el Parque Nacional de la Font Roja, en Alicante

Tras 18 meses de renovación abre con 12 habitaciones, a las que en 2015 se sumará su Torre Sena 9 octubre, 2014

El ex entrenador del Barcelona Terry Venables y su mujer se enamoraron de España cuando estuvo al frente del banquillo culé en la década de los 80. Hace 15 años, en una de sus reiteradas visitas a los pueblos de la Costa Blanca, un vecino de la zona les convenció para visitar La Escondida, a 600 metros sobre las colinas. El matrimonio Venables adquirió el edificio principal y desde entonces han ido comprando tierras a su alrededor. Ahora, tras 18 meses de remodelación, abre sus puertas como hotel.

Rodeado de 200 hectáreas de olivos y bosques de almendros en pleno Parque Nacional de la Font Roja, en Penáguila, a 30 minutos de Alicante y sus playas, combina impresionantes vistas con un interiorismo refinado y una gastronomía sencilla. “La zona tiene una belleza impresionante”, afirma el matrimonio. “Siempre hemos buscado lugares fuera de los trayectos habituales, y La Escondida lo está, a pesar de su cercanía con la costa”.

Durante la renovación de sus edificios se han preservado sus elementos originales, desde los azulejos pintados a mano hasta las vigas de roble, pasando incluso por los objetos, piezas de maquinaria y aperos de labranza.

El Hotel La Escondida aúna sus impresionantes vistas con un interiorismo refinado y una gastronomía sencilla.El Hotel La Escondida aúna sus impresionantes vistas con un interiorismo refinado y una gastronomía sencilla.

Su casa principal data de 1881 y fue construida como pabellón de caza. Hoy cuenta con 10 habitaciones a las que se suman dos suites de madera al borde del pinar y a sólo dos minutos a pie. Todas ellas están decoradas individualmente en estilo rústico contemporáneo, y sus interiores ofrecen muebles artesanales a medida fabricados en exclusiva para la propiedad.

La Escondida cuenta también con la Torre Sena, casa del siglo XIII con su propia capilla a cinco minutos a pie de la casa principal, que abrirá en 2015.

Una parte fundamental de la experiencia del Hotel La Escondida es la gastronomía en su restaurante tradicional de muros de piedra, vigas originales y chimenea. Su chef, formado por un cocinero con estrella Michelin, prepara platos sencillos con frutas cosechadas a mano y verduras de la propia huerta, acompañadas por pan recién hecho en la cocina del hotel.

El hotel dispone además de dos piscinas: una cubierta climatizada que se abre en los meses más cálidos, y una exterior rodeada de jardines. A ellas se suman dos salas de tratamientos de spa, con terapeutas cualificados y una gran oferta de masajes, peelings y exfoliaciones corporales, además de manicura y pedicura.

El hotel cuenta con dos piscinas, una exterior y otra interior, además de dos cabinas de tratamientos de spa.El hotel cuenta con dos piscinas, una exterior y otra interior, además de dos cabinas de tratamientos de spa.

En cuanto a la oferta de actividades, la zona es muy rica en alternativas, desde senderismo y bicicleta de montaña a paseos a caballo, observación de aves, golf, pesca, visitas culturales e incluso paseos en globo.

Terry e Yvette soñaban con crear un lugar único que pudiera competir con los más bellos hoteles boutique de Europa. Para ello se han rodeado de consejeros expertos y de un equipo humano con experiencia demostrada en el universo de la hotelería de lujo.

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.