Rumbo prevé una Semana Santa "muy mala" en Baleares si no cambia el tiempo

El director general de la agencia de viajes on line Rumbo, Ignacio Martos, afirmó que si no cambian en los próximos días las condiciones meteorológicas, las previsiones que hasta ahora la compañía tiene del comportamiento de reservas con destino a las Islas Baleares para esta Semana Santa son "muy malas".

El director general de la agencia de viajes on line Rumbo, Ignacio Martos, afirmó que si no cambian en los próximos días las condiciones meteorológicas, las previsiones que hasta ahora la compañía tiene del comportamiento de reservas con destino a las Islas Baleares para esta Semana Santa son "muy malas". En declaraciones a Europa Press, el responsable achacó este "frío" panorama al mal tiempo que está haciendo tanto en la península como en el archipiélago y a que este año la Semana Santa tendrá lugar en una fecha muy temprana. "La gente no se ha animado a comprar todavía" destinos de sol y playa como Baleares, indicó. Martos afirmó que las perspectivas "no tienen la alegría que deberían tener", pero subrayó que no se puede saber todavía qué va a ocurrir en Semana Santa. "Salvo que la semana que viene cambie el tiempo y empiece a hacer calor, de momento las perspectivas no son muy buenas", advirtió. Ignacio Martos explicó que la Semana Santa de 2004 fue también lluviosa, pero en cambio muy tardía, mientras que este año sólo quedan dos semanas de venta. El responsable recordó que Madrid, el mercado emisor número uno hacia Baleares, ha amanecido esta semana con tres grados centígrados y que en estas circunstancias, los eventuales compradores "se retraen" a la hora de decidir la compra, porque "lógicamente siempre se va buscando el sol y la playa en Semana Santa". En cambio, Martos señaló que se está vendiendo destinos de "mucha nieve", pero de momento Baleares "no ha despegado". No obstante, el director general de la compañía aseguró que el archipiélago es un destino que "se vende, porque siempre se vende Baleares", pero afirmó que no se puede decir que haya una demanda fuerte para Semana Santa. "Si la habrá o no la habrá, dependerá de lo que diga el tiempo. Al cliente, viendo las temperaturas que hay, no le entran ganas de comprar un destino de sol y costa", explicó. Asimismo, el director de la compañía destacó que si mejoran las condiciones meteorológicas, las ventas aumentarán probablemente mucho, pero de momento "están muy paradas y tranquilas". Martos también subrayó que hay que tener en cuenta que la gente retrasa cada vez más la compra y de una semana a otra las tendencias cambian drásticamente. El responsable aseguró que los resultados "nunca serán catastróficos", porque siempre hay gente en Semana Santa que tiene vacaciones y que decide marcharse de viaje, pero advirtió de que no cree que este año tenga la misma fuerza que el pasado a nivel de ocupaciones. El director general de Rumbos añadió que fundamentalmente en Internet lo que más se venden son vuelos. Aunque indicó que se ha registrado un crecimiento en las reservas de hoteles, matizó que este sector todavía representa un pequeño porcentaje con respecto al total de las ventas. Martos agregó que lo que más está vendiendo actualmente la compañía en hotelería, de cara a Semana Santa, son los destinos europeos como París y Londres, unos destinos "seguros" en los que el clima no es el elemento decisivo a la hora de comprar. 

Comentarios 0

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.