Diario 5509 18.02.2019 | 02:49
Hosteltur: Noticias de turismo

La planta hotelera de Madrid gana a la oferta de París en calidad, según un informe de la consultora Técnicos Turísticos Asociados

24 junio, 2005
El criterio de la calidad debe prevalecer por encima de la cantidad. Ésta es la principal conclusión extraída de un estudio comparativo entre la planta hotelera de Madrid y París elaborado por la consultora Técnicos Turísticos Asociados para la Fundación Destino Madrid, que quiere lanzar el mensaje de que la oferta de alojamiento de la capital de España "cuenta con unos niveles de cualificación y calidad generales superiores a los del resto de ciudades candidatas a organizar los Juegos Olímpicos de 2012".
El criterio de la calidad debe prevalecer por encima de la cantidad. Ésta es la principal conclusión extraída de un estudio comparativo entre la planta hotelera de Madrid y París elaborado por la consultora Técnicos Turísticos Asociados para la Fundación Destino Madrid, que quiere lanzar el mensaje de que la oferta de alojamiento de la capital de España "cuenta con unos niveles de cualificación y calidad generales superiores a los del resto de ciudades candidatas a organizar los Juegos Olímpicos de 2012". El informe se ha realizado a partir del análisis de una serie de parámetros como la estructura por categorías de los hoteles de las dos ciudades, el porcentaje de habitaciones con aire acondicionado, la comparación entre la normativa hotelera de Madrid y París, la dimensión media de las habitaciones o el crecimiento de la planta hotelera de la ciudad española en los últimos cinco años. Este estudio parte de la evidencia de que París cuenta con un mayor número de habitaciones y hoteles que Madrid, algo "lógico" según la presidenta de la Fundación Destino Madrid, Carmen Carús, porque la capital francesa "es más grande, recibe más turistas, y tiene más aeropuertos y estaciones de ferrocarril". COMPARACIÓN CON OTRAS CIUDADES OLÍMPICAS No obstante, el informe desmonta el argumento cuantitativo al recordar que ciudades olímpicas anteriores fueron designadas como tales pese a disponer de una oferta de habitaciones inferior a la que actualmente tiene Madrid, un total de 45.000, cantidad que podría llegar incluso hasta las 60.000 o 70.000 habitaciones en el año 2012 "y sin contar las plazas que se pueden añadir pertenecientes al cinturón turístico que conforman ciudades como Guadalajara, Toledo o Ávila". Así, Sydney contaba en el momento de su elección con 25.500 habitaciones, Atenas con 14.500 y Pekín, que albergará los Juegos de 2008, se queda en las 31.000 habitaciones. Incluso comparando las cifras de Madrid y Barcelona, cuando la capital catalana fue elegida para albergar las Olimpiadas de 1992, sólo tenía 6.046 habitaciones de cinco, cuatro y tres estrellas, frente a las 27.993 que hoy posee Madrid en estas categorías. Y mientras que París dispone actualmente de 17.048 habitaciones en hoteles de cuatro y cinco estrellas, en el caso de la capital española esta cifra se eleva hasta las 22.532. La planta hotelera madrileña concentra el 95% de sus habitaciones en el segmento de las cinco, cuatro y tres estrellas, mientras que la oferta de París en estas categorías se queda únicamente en el 64%. UNA NORMATIVA MÁS EXIGENTE Por otra parte, el estudio de la consultora hace referencia a la normativa que regula los establecimientos hoteleros en la Comunidad de Madrid, a la que califica como "más exigente" que la legislación francesa. Las notables diferencias entre una y otra normativa se plasman, entre otros aspectos, en la clasificación de las habitaciones por categorías según su superficie y la de sus baños, lo que se traduce incluso en la paradójica situación de lo que en París puede ser considerado como un hotel de cuatro estrellas gran lujo, en Madrid, por el nivel de exigencia de la normativa, no pase de las dos estrellas. Así, las habitaciones de hoteles cuatro estrellas lujo deben tener una superficie de 14 metros cuadrados en París, frente a los 17 de Madrid; las de cuatro estrellas, 12 frente a 16; las de tres estrellas, 10 metros cuadrados en París frente a los 15 de Madrid, y las habitaciones de dos y una estrella 9 metros cuadrados frente a los 14 y 12, respectivamente, de la capital española. Lo mismo sucede en los baños, con una superficie de 4 metros cuadrados en los hoteles de cuatro estrellas lujo parisinos frente a los 5 mínimos de Madrid, 3 metros cuadrados en los de cuatro estrellas parisinos frente a los 4,5 madrileños, 2,5 metros en los de tres estrellas en París y 4 en Madrid, y 1,75 metros cuadrados en los baños de hoteles de dos estrellas en la capital francesa, frente a los 3,5 de la española. En París, además, en los hoteles de una estrella no se exige una superficie concreta para sus baños, mientras que en Madrid deben tener un mínimo de 3,5 metros cuadrados. Otro de los factores que se han tenido en cuenta en este informe, al celebrarse los Juegos Olímpicos en el mes de agosto, es la disponibilidad de aire acondicionado en las habitaciones de los hoteles. En este punto, la consultora destaca que en el segmento de las tres estrellas, el único en el que la oferta hotelera de París es superior a la de Madrid, un 32% de los establecimientos de la capital francesa no cuentan con estos equipos de climatización. "El número de habitaciones de cinco estrellas gran lujo, cinco, cuatro y tres estrellas con aire acondicionado en Madrid es superior al de París, y de hecho existen hoteles de cuatro estrellas en la capital francesa que tampoco cuentan con aire acondicionado", reitera la consultora Técnicos Turísticos Asociados. Finalmente, el estudio destaca la gran capacidad de crecimiento de la oferta hotelera de Madrid, cifrada en más de 9.000 habitaciones en el periodo 2000-2005. (Laura Puebla/HOSTELTUR) (hoteles@hosteltur.com).

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.


Política de Cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y analizar la actividad de la web con la finalidad de mejorar su contenido. Si continúa navegando sin modificar la configuración de su navegador, consideramos que acepta su uso. Más información en nuestra Política de cookies.