Diario 2257 06.04.2020 | 15:35
Hosteltur: Noticias de turismo
Edición Latam. Crisis por el coronavirus

Agencias argentinas se declaran en emergencia y avanza su rescate

La Faevyt solicitó apoyo económico al Gobierno nacional y ya se analizan medidas de auxilio para un sector que se prepara para una “facturación cero” 12 marzo, 2020
  • La Faevyt finalmente le solicitó al Gobierno argentina declarar a las agencias del país en "emergencia económica, productiva y fiscal"
  • Si el Gobierno declara en "emergencia" a las agencias, rápidamente se pondrán en marcha diversas herramientas para sostener las estructuras
  • Explican que las agencias tienen que sostenerse y estar listas para "capitalizar el efecto rebote", que esperan ocurra en algunas semanas

Tal como lo anticipó HOSTELTUR, la Federación Argentina de Asociaciones de Empresas de Viajes y Turismo (Faevyt) pidió este miércoles al Gobierno argentino que declare al sector de las agencias de viajes en emergencia económica, ante la abrupta caída de las ventas como consecuencia del coronavirus y su impacto en los viajes a nivel mundial. Si hacen lugar al pedido, como parece que ocurrirá, se aplicarían inmediatamente medidas de rescate para evitar quiebras y despidos. Como era de esperar, también suspendieron el congreso de agencias previsto para abril.

La OMS declaró al coronavirus como “pandemia” y terminó de consolidar un escenario de crisis sanitaria global, con un impacto sin precedentes en el sector turístico de todo el planeta. Más allá de las restricciones, de los estrictos protocolos y de las cancelaciones de vuelos (o tal vez como consecuencia del temor producto de todo ello), la demanda de viajes se volvió prácticamente inexistente.

Este escenario que lleva un par de semanas en Europa y Asia se replicó esta última semana en América Latina y, desde luego, en Argentina, uno de los principales emisores de pasajeros hacia el Viejo Continente. Pero, además de ello, las agencias y las compañías aéreas argentinas ya venían golpeadas por la profunda crisis económica y las medidas de control de cambio, como el “cepo” y el “dólar turista”.

La Faevyt le solicitó al Gobierno declarar en "emergecia económica, productiva y fiscal" a las agencias argentinas, y ya analizan un paquete de asistencia

Por eso, tal como lo anticipó HOSTELTUR, la Federación Argentina de Asociaciones de Empresas de Viajes y Turismo (Faevyt) finalmente le solicitó al Gobierno nacional declarar al sector de las agencias en “emergencia económica, productiva y fiscal”.

Para ilustrarlo cabalmente, un importante operador mayorista emisivo le contó a este medio: “Nos estamos encaminando hacia una facturación cero. Ninfgún pasajero en su sano juicio hoy está pensando en viajar a ningún lado, ni ahora, ni en abril, ni en julio. Sabemos que esta crisis tocará fondo y saldremos adelante, pero no sabemos cuándo, y se nos va a hacer muy difícil sostener las fuentes de trabajo sin ayuda del Estado”.

Por eso, en el sector explican que la declaración solicitada por la Faevyt significaría un gran paso para las agencias, pensando justamente en el sostenimiento de las estructuras, que hoy parecen tambalearse ante semejante sismo. Si el Gobierno hace lugar al pedido, inmediatamente se empezarían a articular herramientas para paliar la situación.

Una de ellas es el ya conocido programa de Recuperación Productiva (Repro), con el que el Gobierno puede asistir a las empresas en crisis aboándoles el equivalente a un salario mínimo, vital y móvil por cada empleado, por un máximo de 12 meses, a cambio de no producir despidos. Y el beneficio es mayor cuanto más chica es la empresa.

Esa parece ser la medida más viable hasta el momento, aunque en general suele ir acompañada por otras asociadas, como el diferimiento en los pagos de impuestos, execiones y algunas otras ventajas tributarias particulares de cada sector. Por ejemplo, algunos hablan de la posibilidad de suspender por hasta 90 días el cobro del 30% de impuesto al turismo emisivo, conocido como “dólar turista”. Esto último, aunque parezca razonable, tiene menos chances de ser admitido, dada la “falta de dólares” en las arcas nacionales y el impacto que el coronavirus podría tener en el resto de la economía argentina.

Pero es que, cuando se habla de “emergencia fiscal”, lo que se explica es que si el sector no factura tampoco paga impuestos por esas ventas. Y la pérdida para el Estado podría llegar a ser mayor que lo recaudado por ese impuesto, teniendo en cuenta el desplome de la demanda.

La solicitud de la Faevyt está en manos del ministro de Turismo y Deportes, Matías Lammens, quien deberá elevar el pedido a Jefatura de Gabinete y al propio presidente

En este sentido, en el sector se destaca la rápida reacción de los directivos de la Faevyt para tratar de evitar una crisis que definen como “terminal” para muchas agencias. Según pudo saber este medio, en sólo 24 horas se convocó a una Mesa Federal de Contingencia en Buenos Aires, se efectuó la reunión con referentes de todas las regiones del país y se le entregó el documento con el pedido de declaratoria al ministro de Turismo y Deportes, Matías Lammens.

De hecho, Faevyt hizo punta de lanza en la actividad en este aspecto, ya que se espera que también realice un pedido similar la Cámara Argentina de Turismo (CAT). El documento está ahora en manos del ministro Lammens, quien debe elevarlo a la Jefatura de Gabinete, a cargo de Santiago Cafiero; y el propio presidente, Alberto Fernández.

Finalmente, aseguran que las estructuras no sólo deben mantenerse en pie para mantener las fuentes de trabajo, sino también para “capitalizar el efecto rebote” que esperan que se produzca en unas semanas, cuando las restricciones empiecen a flexibilizarse, la demanda se reestablezca y los pasajeros busquen rápidamente viajar a los lugares que tuvieron vedados durante todo este tiempo. “Tenemos que estar preparados y con las agencias activas para volver rápidamente a trabajar cuando todo se normalice”, concluyeron.

Sin congreso

Dadas estas circunstancias, la Faevyt confirmó que el Congreso Nacional de Agencias de Viajes, que se iba a realizar el 16 y el 17 de abril en El Calafate, sufrió una “postergación” con sabor a cancelación.

Por el momento, El Calafate se queda sin su tan anhelado congreso de agencias

Más allá de la suspensión por motivos sanitarios, la realidad indica que es absolutamente inviable realizar un encuentro de este tipo en este contexto crítico para las agencias. “Es incompatible con la emergencia real que estamos viviendo”, le confiaron a HOSTELTUR, y agregaron que no hay una nueva fecha en agenda, por lo que se piensa que este año directamente no se realice o sea suplantado por algún otro formato de encuentro con charlas y talleres, tal vez en el marco de la FIT.

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.


Política de Cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y analizar la actividad de la web con la finalidad de mejorar su contenido. Si continúa navegando sin modificar la configuración de su navegador, consideramos que acepta su uso. Más información en nuestra Política de cookies.