Diario 5323 15.07.2018 | 20:59
Hosteltur: Noticias de turismo

SEPI no aportará capital a Aerolíneas Argentinas debido al rechazo del sindicato APTA al Plan Director

30 mayo, 2001
La Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI) rechazó hacer ninguna aportación de capital a Aerolíneas Argentinas (AA) porque uno de los siete sindicatos de la compañía, el de Personal Técnico Aeronaútico (APTA), no aprobó en la reunión que ha tenido lugar ayer en Madrid, el Plan Director diseñado por la SEPI, según explicó el presidente del organismo público, Pedro Ferreras.
La Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI) rechazó hacer ninguna aportación de capital a Aerolíneas Argentinas (AA) porque uno de los siete sindicatos de la compañía, el de Personal Técnico Aeronaútico (APTA), no aprobó en la reunión que ha tenido lugar ayer en Madrid, el Plan Director diseñado por la SEPI, según explicó el presidente del organismo público, Pedro Ferreras.Por otra parte, el secretario general de APTA, Ricardo Cirielli, aseguró que "el sindicato sigue abierto a las negociaciones y como muestra de ello, emplazamos a la SEPI a seguir negociando el próximo jueves, día 31, en el Ministerio de Trabajo de Argentina, en Buenos Aires". Cirielli explicó que "en el supuesto caso de que APTA aprobara el Plan Director de la SEPI, la compañía sólo ahorraría 58,2 millones de pesetas (349.789 euros/300.000 dólares) ya que el déficit acumulado en el área técnica de la compañía supone el 1 por ciento del total", mientras que, "según la SEPI, el déficit global asciende a 5.820 millones de pesetas (34,9 millones de euros/30 millones de dólares) mensuales", añadió. El presidente de la SEPI, por su parte, destacó que "las negociaciones con APTA están totalmente cerradas" porque en el transcurso de la reunión de hoy, convocada para encontrar una solución al conflicto que atraviesa Aerolíneas Argentinas que acumula una deuda de 350.000 millones de pesetas, "la actitud de Cirielli ha sido grotesca, negativa y totalmente irresponsable al no aportar ninguna propuesta y limitarse a rechazar el Plan Director de la SEPI", subrayó Ferreras. Ferreras añadió que "se siente frustrado" porque desde que la SEPI presentó, en mayo de 2000, el Plan Director, "los esfuerzos de los Gobiernos argentino y español, de los trabajadores de Aerolíneas y de la SEPI se han visto frenados". La SEPI "manifiesta rotundamente su intención de colaborar en la viabilidad de Aerolíneas, para ello, se diseñó un Plan Director que "se parece sustancialmente al que se hizo en 1995 y desde 1996 hasta 2000 con Iberia que obtuvo resultados excelentes", explicó Ferreras, quien añadió que los trabajadores de AA "se les exige el mismo esfuerzo que hicieron en su momento los empleados de Iberia y en este caso, los técnicos de la compañía se niegan a ello". Ferreras destacó que, aunque las negociaciones con APTA están totalmente" cerradas, "seguiremos negociando con el Gobierno argentino, en términos generales". El hecho de no haber alcanzado un acuerdo durante la jornada de hoy "supone un fracaso de un año, no de un día", aseguró Ferreras, quien agregó que "durante el año en que hemos estado negociando el Plan Director, la compañía ha perdido un total de 58.200 millones de pesetas (349,7 millones de euros/300 millones de dólares)". El responsable de SEPI destacó que la Sociedad "no está dispuesta a continuar remitiendo fondos a la aerolínea cuando una parte de su personal se niega a presentar una propuesta para solucionar esta situación". "Hay un refrán que dice que 'los esfuerzos inútiles conducen a la melancolía', pues bien, nosotros hoy nos sentimos muy melancólicos". Por otra parte, la ministra de Trabajo argentina, Patricia Bullrich, destacó que "hoy mismo", comunicará al secretario de Trabajo que inicie las acciones legales pertinentes en la Justicia argentina para plantear la posibilidad de eliminar la 'personería gremial' que equivale a suprimir la capacidad de representación de los trabajadores por parte de APTA "al estar impidiendo la operatividad de la compañía". Bullrich aseguró que "el Gobierno argentino aportará un total de 3.433 millones de pesetas (20,6 millones de euros/17 millones de dólares) para abonar los sueldos que los empleados de AA no recibieron em abril", aunque la titular de Economía argentina destacó que "esto sólo supone una solución a corto plazo". Actualmente nos encontramos en una "gravísima crisis" que afecta "directamente a 7.000 empleados e, indirectamente, a 20.000", aseguró Bullrich, quien añadió que la huelga convocada durante nueve días por los técnicos de la compañía "supuso que su capacidad operativa se redujo al 30 por ciento, lo que ha impedido la entrada de dinero en la aerolínea".

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios

Esta noticia no tiene comentarios.