Visita a la isla del primer ministro portugués, Antonio Costa

Madeira se propone recuperar la confianza del turismo tras el incendio

Se han calcinado al menos un centenar de viviendas, un centro comercial y un hotel de lujo

El primer ministro portugués, Antonio Costa, ha visitado Funchal para evaluar los daños causados por el incendio en la capital de Madeira y ha explicado que una de las metas es recuperar la confianza de los miles de turistas que visitan la isla, debido al impacto del incendio en el sector turístico, como ha publicado HOSTELTUR noticias de turismo.

Costa ha afirmado que “es necesario pasar a la fase siguiente, que es la de la reconstrucción, la de volver a la normalidad y restablecer la confianza en todo el mundo con Madeira como gran destino turístico de calidad y seguridad”. El Ayuntamiento cifra en al menos 55 millones de euros la inversión necesaria para paliar los primeros destrozos, como la calcinación de al menos un centenar de viviendas, un centro comercial y un hotel de lujo.

A esta reconstrucción contribuirá el hijo predilecto de la ciudad, el futbolista del Real Madrid Cristiano Ronaldo, quien ya ha anunciado que prestará ayuda financiera.

El fuego, iniciado en los arrabales de Funchal el lunes por un pirómano ya detenido, ha provocado además la muerte de tres vecinos, la evacuación de un millar y la hospitalización de centenares de personas, sobre todo por inhalación de humos, uno de ellos en estado grave.

Imagen de los peores momentos del incendio que comenzó el pasado lunes un pirómano a las afueras de la capital de Madeira.Imagen de los peores momentos del incendio que comenzó el pasado lunes un pirómano a las afueras de la capital de Madeira.

La turística Funchal intenta recuperar la normalidad aunque aún continúan activos dos focos: uno, lejos del casco urbano, en el Parque Ecológico, y el otro cerca de la ciudad, aunque está controlado.

Incendios en Portugal

Además de Madeira, los incendios azotan el territorio de Portugal continental, donde permanecen activos 140 fuegos, la mayoría en regiones del centro y norte del país. De ellos, 12 están catalogados como graves, situados todos en el norte, en los distritos de Aveiro, Viana do Castelo, Braga, Vila Real, Oporto y Viseu. Uno de ellos está muy próximo a la frontera con Galicia, el de Vila Nova de Cerveira, donde trabajan casi 300 efectivos y un centenar de vehículos para sofocar las llamas.

Para combatir esos 140 incendios se han desplegado 4.369 bomberos, 1.370 vehículos terrestres y 32 medios aéreos (cinco de ellos procedentes de España, Italia y Marruecos), según recoge EFE.

 

Comentarios 0

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.