Por un billete de 60 €, cobra un recargo de 50 €

Condenan a Ryanair por cobrar suplementos a los clientes que pagan con tarjeta

En España pudo embolsarse 70 M € con la misma práctica

La aerolínea irlandesa Ryanair ha sido condenada en Holanda por la instancia que aplica el código de publicidad (Dutch Advertising Code Committee por sus siglas en inglés), por el cobro de suplementos a clientes que pagaron con tarjeta de crédito. La Unión de Consumidores Catalanes (UCC) denunció a Ryanair por la misma práctica en España, donde pudo embolsarse 70 millones de euros en un año.

Ryanair, condenada en Holanda por cobrar suplementos a los clientes que pagan con tarjeta de créditoRyanair, condenada en Holanda por cobrar suplementos a los clientes que pagan con tarjeta de crédito

Según Europa Press, esta condena se produce tras la denuncia presentada por el socio de la asociación de agencias de viajes de negocios Gebta en Holanda, ANVR, debido a que Ryanair no informa cuando anuncia el precio del billete que el cliente tiene que pagar "una suma significativa" cuando paga con una tarjeta de crédito.

La aerolínea ha sido multada por cobrar el pago con tarjeta de crédito.La aerolínea ha sido multada por cobrar el pago con tarjeta de crédito.

ANVR puso como ejemplo que cuando un viajero se dispone a comprar un billete de avión que cuesta 60 euros, Ryanair cobra un cargo adicional de 50 euros en concepto de tasas de administración que el cliente sólo puede evitar utilizando una tarjeta de crédito de prepago específica que no está disponible en Holanda.

Condenan a Ryanair por cobrar suplementos a los clientes que pagan con tarjetaCondenan a Ryanair por cobrar suplementos a los clientes que pagan con tarjeta

Ryanair no advierte de la falta de disponibilidad de la tarjeta

La aerolínea no notifica al cliente sobre la falta de disponibilidad de esta tarjeta de débito específica ni menciona los costes asociados a la misma, lo que constituye un motivo "más que suficiente" para la denuncia por parte de la asociación ANVR, que aglutina a turoperadores y agencias de viajes locales.

El Dutch Advertising Code Committee determinó el pasado mes de abril que los costes adicionales por el uso de la tarjeta de crédito no son opcionales ni evitables, y que por ello, deben ser incluidos en el anuncio del precio del avión. Es por ello que acusó a la aerolínea de violar la regulación publicitaria holandesa e instó a la low cost a no realizar su publicidad de esta manera.

Ryanair presentó una apelación en contra del fallo, y el consejo de apelación del Advertising Code Committee ha determinado ahora que la tarjeta de débito anteriormente mencionada "no es una alternativa" y que los costes adicionales son inevitable, por lo que da la razón a la demanda presentada por ANVR.

El director de la ANVR Frank Oostdam, se mostró muy satisfecho con el fallo, ya que Ryanair no practica el 'fair play' excluyendo del precio del billete anunciado estos llamados recargos opcionales. "Hemos visto ejemplos que muestran que la reserva con Ryanair es un 80% más cara que el precio anunciado en la publicidad", destacó.

Denuncia española

En España, el pasado mes de mayo la Unión de Consumidores Catalanes (UCC) denunció a Ryanair por añadir un cargo en los billetes de avión pagados con tarjeta de crédito haciéndolos pasar por una tarifa administrativa, que en los vuelos de ida y vuelta se cobraba por duplicado a pesar de ser una única operación de pago, hasta 12 euros en una sola operación.

La UCC estima que la aerolínea ha podido embolsarse en un año más de 70 millones de euros con estas prácticas, si se tiene en cuenta que la mitad de los españoles que volaron con Ryanair pudieron utilizar este medio de pago y teniendo en cuenta que transportó a 26 millones y medio de personas en 2010 en España.

Basta de burlas

Las prácticas de burla por parte de la aerolínea hacia sus clientes, hacia las autoridades y hacia los medios de comunicación son tan comunes, que provocaron que en el mes de abril, HOSTELTUR se comprometiera ante sus lectores a poner en cuarentena todas las informaciones enviadas por la aerolínea desde entonces a la redacción, reservándose el derecho a decidir si publicaba o no lo que esta empresa remitiera, y este medio se consideraba liberado de la "obligación profesional" de confiar en lo que llegara en su nombre, de considerarlo de interés general, de elevarlo a la categoría de noticia, e incluso de intentar hablar con ellos para contrastarlo.

"Hemos dejado de considerar a R como un proveedor fiable de informaciones. Si nuestros lectores, o los miembros de la Comunidad Hosteltur, o nuestros periodistas o cualquier otro colaborador tiene algo interesante que decir sobre R, por supuesto que podrá hacerlo. Lo que no vamos a aceptar es seguirle el juego a esa aerolínea y favorecer sus intereses a costa de nuestra credibilidad. El problema con R no es tanto lo que se diga de ella, como lo que ella misma quiere hacernos creer", era la conclusión de este medio en aquél momento, una consideración que no ha variado.

 

Comentarios 2

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Contenido SEO22/06/2011 9:06:37

Ryanair es como los niños mal criados: no conoce límites si no se los ponen los mayores. Lo sonrojante no es que Ryanair intente manipular en su provecho, algo que entra dentro de la política de comunicación de la empresa, sino que las instituciones le rían las gracias y subvencionen su modelo de negocio en clara violación de la competencia a otras aerolíneas.

00 Más comentarios del lector Responder

Foro de viajes22/06/2011 13:06:39

Creo que buena parte de los problemas internacionales con esta empresa se solucionaban precisamente como apunta esta noticia, aplicando la Ley, y en el caso de que sea necesario, reformándola para garantizar los derechos de los viajeros.

00 Más comentarios del lector Responder

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.