Diario 5456 17.12.2018 | 08:20
Hosteltur: Noticias de turismo
Recoge que las condiciones de la externalización deben cumplir con el convenio

Las Kellys, en contra del preacuerdo del convenio de hostelería de Cataluña

La Asociación exige la prohibición de lo que consideran cesión ilegal de trabajadoras 10 agosto, 2017
  • La regulación de las externalizaciones del sector para que las subcontratas cumplan con los convenios sectoriales, de manera que todos los trabajadores tengan las mismas condiciones, ha sido siempre una exigencia de los sindicatos
  • Las Kellys reconocen que “los sindicatos no defienden la abolición de estas prácticas empresariales fraudulentas”, por lo que les piden que “recapaciten en agosto y retomen la cláusula para impedir la externalización de la actividad propia"
  • Los hoteleros abogan por "el fomento de puestos de trabajo de calidad, conscientes de que la calidad de las condiciones de trabajo influye sobre la calidad del establecimiento y la calidad general del destino"

El sector turístico catalán ha desencallado las negociaciones del convenio interprovincial de hostelería de Cataluña que mantiene con los sindicatos con una propuesta que, “en determinadas categorías profesionales, equipara las condiciones de las nuevas externalizaciones con aquellas que marca el convenio”, como destacan desde la Confederación Empresarial de Hostelería y Restauración de Cataluña (ConfeCat). Sin embargo para Las Kellys este compromiso es insuficiente y abogan por la prohibición de lo que consideran una cesión ilegal de trabajadoras.

La regulación de las externalizaciones del sector para que las subcontratas cumplan con las condiciones de los convenios sectoriales, de manera que todos los trabajadores tengan las mismas, ha sido siempre una exigencia de los sindicatos en las negociaciones del convenio, según publicó HOSTELTUR noticias de turismo en ‘Los sindicatos negocian con la patronal regular la externalización’.

Sin embargo, Las Kellys reconocen que “los sindicatos entienden la problemática pero no defienden la abolición de estas prácticas empresariales fraudulentas”, aunque muestran su sorpresa por el preacuerdo alcanzado porque “la cláusula para impedir la externalización de la actividad propia era un punto recogido por los sindicatos de la mesa negociadora”. Por ello les piden que “recapaciten en agosto y retomen esta cláusula como una meta fundamental para el nuevo convenio”.

Para Las Kellys el único objetivo de las empresas a la hora de externalizar es el de “abaratar costes, al reducir los gastos de personal, y evadir responsabilidades y obligaciones”, por lo que aseguran que “no aceptarían jamás un acuerdo que maquille la cesión ilegal con buenas prácticas”.

Imagen de la comparecencia de Las Kellys tras acudir al Parlament.Imagen de la comparecencia de Las Kellys tras acudir al Parlament.

En el caso concreto del acuerdo alcanzado Las Kellys afirman saber en qué se traducirá la obligación de que estas empresas cumplan con las condiciones del convenio: “contratos de media jornada con sueldos de hostelería pero con una carga real de trabajo de ocho, 10 o 12 horas”. Y lo ratifican porque “ya hay hoteles en Barcelona que lo están haciendo”.

Calidad del destino

Por su parte, y como señalan desde ConfeCat, “en relación a las largas negociaciones y al intenso debate que se ha suscitado, principalmente en los medios de comunicación y redes sociales sobre la calidad laboral del sector turístico en Cataluña”, que han culminado con el preacuerdo alcanzado el pasado 27 de julio, su presidente, Joan Molas, ha afirmado que “el turismo en Cataluña es un factor decisivo en la creación de ocupación. Nuestro sector aboga desde el primer momento por el fomento de puestos de trabajo de calidad, en base a una fuerte apuesta por la formación y la profesionalización, consciente de que la calidad de las condiciones de trabajo influye sobre la calidad del establecimiento y la calidad general del destino”.

Asimismo subraya que “esta propuesta reafirma la voluntad empresarial para alcanzar un acuerdo definitivo que permita afrontar con optimismo y garantías las excelentes posibilidades que la actividad turística ofrece en Cataluña”, destacando “el gesto que ha hecho el sector empresarial, atendiendo a su responsabilidad y su compromiso con el conjunto socioeconómico del país”.

Auxilio político e institucional

Sólo cuatro días después de hacerse público el preacuerdo alcanzado, Las Kellys Barcelona acudieron al Parlament de Catalunya a “pedir auxilio político e institucional” por considerar que “satisface todas las demandas de la patronal y únicamente significa renuncias para las camareras de piso, pero también para el medio millón de trabajadores de hostelería” en la región.

Las Kellys invitaron, sólo 24 horas antes del “repentino anuncio del preacuerdo”, a los representantes de los principales partidos del Parlament a una reunión para darles a conocer su situación y pedirles “un posicionamiento público contra esta práctica fraudulenta”, al que sólo han respondido Podem y la CUP.

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.


Política de Cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y analizar la actividad de la web con la finalidad de mejorar su contenido. Si continúa navegando sin modificar la configuración de su navegador, consideramos que acepta su uso. Más información en nuestra Política de cookies.