Diario 5405 19.10.2018 | 10:42
Hosteltur: Noticias de turismo
Según el III Informe Perspectivas Baleares de KPMG

Baleares saldrá de la crisis en 2013 gracias a la calidad de su oferta turística

Los empresarios confían en la reactivación económica de los países europeos 3 noviembre, 2011
  • El 20% aboga por potenciar otros sectores para reducir el impacto de una posible crisis del turismo
  • "La apuesta por el crecimiento es claramente la clave para afrontar la crisis"

Los directivos de Baleares apuestan por una mayor calidad de la oferta turística para la recuperación de la economía autonómica y de sus empresas, factor que consideran clave para la sostenibilidad de la Comunidad y para salir de la crisis, que la mitad de ellos prevé se produzca en 2013. Es una de las conclusiones del III Informe Perspectivas Baleares elaborado por KPMG.

Los empresarios confían en la reactivación económica de los países europeos más influyentes para las Islas, aunque el 20% apuesta por potenciar también otros sectores para reducir el impacto de una posible crisis del turismo, mientras que para el 18% es esencial la inversión en I+D. Y es que la industria turística, a pesar de ser la que mejor ve la economía balear, ha empeorado su percepción. Si bien nadie califica la situación como buena, solo el 27% la percibe como mala y ninguno de los encuestados la considera muy mala.

A un año vista, las perspectivas de mejora superan el 50% y solo el 9% cree que la situación será peor dentro de 12 meses. En este sentido, la mitad de los empresarios de Baleares señala 2013 como el año de salida de la crisis, aunque un 14% opina que ya está en marcha la recuperación. Se confirman así las expectativas desveladas en la anterior edición del informe en la que se aseguraba que, como publicaba HOSTELTUR, "Baleares saldría antes de la crisis, según KPMG".

Coinciden así con Eliseo Llamazares, director de la oficina de Baleares de KPMG España, quien ha afirmado que “el final de la crisis, aunque todavía lejano, empieza a vislumbrarse. Para ello, es importante no perder el ritmo de reformas y mejoras en nuestras empresas. La apuesta por el crecimiento es claramente la clave para afrontar la crisis y no conformarse con éxitos parciales, como ha sucedido con el sector turístico a lo largo de este año, que pueden retrasar la salida de la crisis global de nuestra comunidad”.

Ventas, inversión y reducción de costes

El sector turístico se revela como el más optimista de los analizados por KPMG, en contraste con el público, de la construcción y otros . Prueba de ello es que más de la mitad de los directivos, un 55%, espera que sus ventas se mantengan este año; mientras que uno de cada tres prevé incrementarlas (frente al 25% de media) y el 9% augura una bajada, porcentaje que se eleva al 30% en el resto de sectores.

En cuanto a la inversión prevista, el 36% piensa aumentarla, “lo que deja de manifiesto las altas expectativas de recuperación del sector frente al resto”. La mayoría de los encuestados, además, ve la coyuntura actual como una oportunidad para la expansión internacional de sus empresas, que se traduce en que aproximadamente el 40% de ellos en todos los sectores tiene previsto ampliar mercados. El sector turístico y el público encabezan las expectativas de internacionalización con el 55% y el 50%, respectivamente.

Las medidas para combatir la crisis se centran en la reducción de costes, que aplicarán tres de cada cuatro empresarios turísticos, mientras uno de cada cuatro recortará plantilla. En el caso del empresariado en general, este porcentaje se eleva al 38%, y el 68% no creará ningún empleo hasta finales de año.

La economía balear, mal o muy mal

La percepción actual de la economía balear, aunque ha mejorado ligeramente, continúa aún en niveles bastante negativos, ya que el 53% de los directivos califica la situación como mala o muy mala, un 1% menos de los que lo hacían seis meses antes. No obstante, para el 52% la recuperación nacional comenzará en un año.

El sector de la construcción es el más pesimista en cuanto a la evolución de las ventas netas se refiere: el 80% espera que disminuyan y de ellos, el 60% que lo hagan en más del 5%. Esta mala situación económica se traduce también en una disminución de su inversión monetaria. Prueba de ello es que el 80% de sus directivos la ha reducido en 2011 y ninguno tiene pensado aumentarla. Su principal política para afrontar la crisis seguirá siendo el recorte de costes y de personal, ambos señalados por el 40% de los encuestados.

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.