Diario 5864 08.04.2020 | 21:13
Hosteltur: Noticias de turismo
Edición España.

Las agencias de viaje de EE UU cancelan el congreso que iban a celebrar en Sevilla

28 septiembre, 2001
La Asociación de Agencias de Viaje de Estados Unidos ha decidido trasladar a Nueva York la sede de su congreso anual que iba a celebrarse entre el 6 y el 10 de noviembre próximos en Sevilla. El sector turístico español tenía grandes expectativas en esta asamblea, que consideraba una excelente oportunidad de promoción para conseguir una mayor penetración en uno de los más importantes mercados emisores del mundo. La previsión de ingresos era de 400 millones de pesetas. Ayer la patronal italiana de turismo reclamó medidas 'urgentes y extraordinarias 'para salvar el momento de fuerte crisis que vive.
La Asociación de Agencias de Viaje de Estados Unidos ha decidido trasladar a Nueva York la sede de su congreso anual que iba a celebrarse entre el 6 y el 10 de noviembre próximos en Sevilla. El sector turístico español tenía grandes expectativas en esta asamblea, que consideraba una excelente oportunidad de promoción para conseguir una mayor penetración en uno de los más importantes mercados emisores del mundo. La previsión de ingresos era de 400 millones de pesetas. Ayer la patronal italiana de turismo reclamó medidas 'urgentes y extraordinarias 'para salvar el momento de fuerte crisis que vive.La decisión de suspender el congreso de Sevilla era esperada por las autoridades turísticas españolas tras los sucesos terroristas del pasado 11 de septiembre. Pero la American Society of Travel Agents (ASTA), organización a la que pertenecen 26.000 agencias de viaje, no tomó su decisión hasta el miércoles día 26. En un comunicado difundido en la página web de la ASTA, la directiva de la organización reconoce que ha sido una decisión 'muy muy difícil' porque 'la oficina de Turismo de España y la ciudad de Sevilla han sido extremadamente cálidos y acogedores' en la organización de lo que se preveía un 'maravilloso congreso', pero que tras los acontecimientos del 11 de septiembre resultaba imposible que las agencias estadounidenses celebraran este año su congreso en un país extranjero. Ninguno de los organismos españoles que participaban en la organización del congreso, Turespaña, Consejería de Turismo y Deportes de la Junta de Andalucía, Diputación Provincial de Sevilla y el Ayuntamiento hispalense, quisieron ayer valorar la decisión de la suspensión, aunque la esperaban, y, entre otras razones, alegaron que aún no tenían una comunicación oficial de la decisión de ASTA. Fuentes de la Secretaría de Estado de Comercio y Turismo manifestaron que entendían la decisión, y precisaron que el Gobierno español había garantizado la seguridad del acto. Tampoco la dirección del Palacio de Congresos de Sevilla tenía había recibido notificación de la suspensión del que iba a ser el congreso con mayor número de asistentes de su historia, informa. La institución ferial de Sevilla, Fibes, esperaba llegar a los 5.000 participantes. La decisión de la ASTA tiene un indudable carácter político, al trasladar la sede del congreso a Nueva York, en uno más de los esfuerzos que los norteamericanos están realizando por devolver la normalidad. ASTA ha garantizado a los hoteles de Nueva York la reserva de 2.000 habitaciones para el congreso. En el primer semestre de este año, además, ha habido un considerable frenazo en este mercado. La Secretaría de Estado de Comercio y Turismo estima que en ese período entraron en España 562.004 visitantes norteamericanos, un 17% menos que en 2.000. El mercado estadounidense apenas representa el 6% del contingente de turistas llegado a España, pero su poder adquisitivo es sensiblemente más alto al de los principales clientes europeos. Según datos del Sistema de Análisis y Estadística del Turismo en Andalucía (Saeta), el gasto medio diario de cada turista estadounidense es de 11.562 pesetas, 3.052 pesetas más que la media de los extranjeros. Según la Secretaría de Estado de Comercio y Turismo, la actividad turística creció en España hasta el mes de agosto un 4,5%, y en los primeros ocho meses del año se contabilizaron más de 34 millones de entradas. La crisis del sector se extiende por Europa. Ayer la Confederación de Turismo Italiano (Confturismo) publicó un estudio que revela que el sector en ese país perderá unas pérdidas de 900 millones de euros hasta finales del presente año debido a los recientes atentados en Estados Unidos. El ministro de Industria, Antonio Marzano, anunció que pedirá al Gobierno que decrete 'un estado de crisis temporal para el turismo". (Diego Narváez, Diario El País, 28/9/01)
Avatar redactor Carlos Paquito

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.


Política de Cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y analizar la actividad de la web con la finalidad de mejorar su contenido. Si continúa navegando sin modificar la configuración de su navegador, consideramos que acepta su uso. Más información en nuestra Política de cookies.