La ciudad española de Toledo consigue por aclamación la Presidencia de la Organización Mundial de Ciudades Patrimonio

La ciudad española de Toledo ha conseguido por aclamación la Presidencia de la Organización Mundial de Ciudades Patrimonio, durante la Asamblea celebrada en la localidad mexicana de Puebla, convirtiéndose en la primera ciudad española que preside este organismo. La ciudad noruega de Bergen, que se presentaba a la reelección, optó por retirar su candidatura tras comprobar el apoyo masivo con el que contaba la Ciudad Imperial.

La ciudad española de Toledo ha conseguido por aclamación la Presidencia de la Organización Mundial de Ciudades Patrimonio, durante la Asamblea celebrada en la localidad mexicana de Puebla, convirtiéndose en la primera ciudad española que preside este organismo. La ciudad noruega de Bergen, que se presentaba a la reelección, optó por retirar su candidatura tras comprobar el apoyo masivo con el que contaba la Ciudad Imperial. Según informaron a Europa Press fuentes municipales, de los 79 votos que se tenían que emitir en la Asamblea, Toledo ya llevaba delegados 27, pero en el transcurso de la misma logró conseguir más de 50, con lo que la candidatura noruega decidió retirarse. La ciudad de Toledo ocupará la presidencia de la Organización Mundial de Ciudades Patrimonio durante dos años. La primera tarea a la que deberá dedicarse el alcalde de Toledo, José Manuel Molina, será, según aprobó la Asamblea, reformar los estatutos de la Organización , que se deberán aprobar en la próxima reunión de la Asamblea, que tendrá lugar en Rodas (Grecia) en el 2003. El regidor municipal no ha querido perder tiempo y ya ha convocado la primera reunión del Consejo de Administración para fijar el orden del día de la próxima convocatoria. En la Asamblea también se ha renovado la mitad de los miembros del Consejo de Administración, permaneciendo en el mismo las ciudades de Santiago de Compostela, Kandy (Sri Lanka), Luxemburgo y Puebla (México), pasando a formar parte de este órgano Cuenca (Ecuador), Vilnius (Lituania), Tóledo y Évora (Portugal). Además, la Asamblea acordó dirigir, en nombre de todas las Ciudades Patrimonio del Mundo, una carta a la ONU y a todos los gobiernos del mundo pidiendo el diálogo entre todas las naciones ante los momentos de tensión internacional. "La violencia injustificada sólo genera más violencia, por eso, ni el terrorismo ni la guerra son opciones para la humanidad", según versa en la misiva, en la que además piden que las diferencias se resuelvan de acuerdo con el derecho internacional. La Organización de Ciudades del Patrimonio Mundial fue fundada en el año 1993, quedando constituida en la ciudad de Fez. Actualmente están integradas en la misma 180 ciudades. La ciudad española de Córdoba es sede de una Secretaría Regional para el Sur de Europa/Mediterráneo, creada a propuesta del alcalde de Toledo, que quedó constituida hace dos semanas. 

Comentarios 0

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.