Marketing de destinos

Nuevo hub turístico en Barcelona para vender Cataluña

El Palau Moja está gestionado por una agencia de viajes

Un nuevo equipamiento turístico impulsado por la Generalitat ha abierto sus puertas en Barcelona para servir como escaparate y punto de venta del patrimonio histórico y cultural de Cataluña.

Este nuevo centro de recepción de turistas se halla situado en la planta baja del Palau Moja, un edificio señorial ubicado en la popular Rambla de Barcelona.

Hasta hace poco, este lugar era una librería y espacio de exposiciones de la Generalitat.

Los visitantes que entran al local se encuentran con una oficina de información turística y espacio museístico "light", que funciona además como punto de venta de entradas así como de productos de artesanía, agroalimentación, vinos, etc, de diferentes destinos de Cataluña.

También hay un restaurante que sirve platos de la gastronomía catalana.

La empresa ALS, que tiene licencia de agencia de viajes, ganó el concurso convocado por la Generalitat para el diseño y explotación de este espacio para un período de diez años.

"Esta iniciativa partió del departamento de Cultura para potenciar las visitas al territorio de Cataluña. Actuamos como una caja de resonancia", explica Ángel Díaz, director de ALS.

Y es que según remarca Díaz, en el Palau Moja el turista puede encontrar inspiración, ideas y facilidades para planificar alguna excursión a diferentes destinos, reservando coche, autocar, entradas, etc.

El Palau Moja también ha desarrollado su propia app y presencia en redes sociales.

"El concepto de distancia para los viajeros que vienen desde países como China o Estados Unidos es ultraflexible y de lo que se trata aquí es de poner en valor el patrimonio que existe más allá de Barcelona", apunta el director de ALS.

 

Comentarios 0

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.