Se dedicaban a hurtar maletas y bolsos

Desarticulan en Cataluña una banda de 23 ladrones de hoteles

Una banda de 23 personas especializada en robar maletas y bolsos en los hoteles ha sido desarticulada por los Mossos d'Esquadra, según ha confirmado la Generalitat este domingo en un comunicado. Los detenidos aprovechaban las distraciones de los clientes en la zonas comunes para coger dichos objetos.

Los miembros del esta organización criminal han estado actuando en establecimientos hoteleros del área metropolitana de Barcelona y de las zonas costeras de Cataluña. Buscaban objetos hacerse con objetos de valor que pudieran tener los equipajes.

Los agentes de la división de Investigación Criminal de los Mossos d'Esquadra, adscritos a la Unidad Central de Multireincidentes, con la colaboración de la Unidad de Investigación dela comisaría de Sants Montjuïc, ha detenido el pasado 4 de octubre a 23 personas, de nacionalidad española, peruana, marroquí y argentina, como presuntos autores de un centenar de hurtos en hoteles en las zonas mencionadas. A los detenidos también se les atribuye un delito de pertenencia a organización criminal.

Desarticulan en Cataluña una banda de 23 ladrones de hoteles

La investigación se remonta a finales de mayo cuando los investigadores detectaron una serie de robos que seguían el mismo modus operandi y se centraron en la búsqueda de una organización que se decicara a ello. Así descubrieron que la banda se organizada en grupos de tres o cuatro personas que se repartían por Cataluña. Los miembros entraban en los hoteles, se hacía pasar por turistas y aprovechaban los momentos en que los clientes hacían en checkin o checkout para hurtarles los equipajes. El grupo tenían las funciones claramente diferenciadas y buscaba turistas como víctica por una mayor posibilidad de que no pusieran denuncia o al menos no se presentaran en la fase judicial, de hacerlo.

Usaban identidades falsasa para no ser reconocidos y disponían de una red de receptores a los que vender la mercancía robadas el mismo día del delito para dificultar su relación con los hechos. Además, usaban vehículos a nombre de testaferros para desplazarse y huir de forma efectiva.

El dispositivo policial que se puso en marcha el 2 de octubre se saldó con diez intervenciones en Barcelona, cuatro en l'Hospitalet de Llobregat y uno en Cornellà de Llobregat, con el resultado de 23 detenidos en total. Los agentes intervieron 69.000 euros en metálico, 385 teléfonos móviles, 33 ordenadores portátiles, 43 cámarad de fosot, 23 cámaras de vídeo y 48 tablets de diversas marcas. Entre los objetos también había más de 200 piezas de joyería y siete vehículos utilizados por la organización para delinquir.

 

Comentarios 0

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.