Diario 5329 21.07.2018 | 21:45
Hosteltur: Noticias de turismo
Había presentado concurso en febrero

Cierran el hotel TRH Atalaya, en Puerto de la Cruz

La falta de ingresos, uno de los principales problemas del establecimiento 21 julio, 2011

El hotel TRH Atalaya, un 4 estrellas de 182 habitaciones que llevaba en funcionamiento 39 años en el  Puerto de la Cruz, Tenerife, cerró sus puertas el pasado sábado 16 de julio.

Ya en febrero había presentado concurso voluntario de acreedores, debido a una situación económica insostenible, y el 1 de abril el Juez dictó el auto. Según fuente consultadas por HOSTELTUR, desde entonces y hasta este momento, no ha podido generar ingresos suficientes para poder soportar su costes y ha registrado pérdidas y niveles de ocupación muy bajos, lo que le ha llevado al cierre. La extinción de contratos se procederá en el marco del procedimiento concursal.

Estas mismas fuentes destacan que la acción se ha adoptado dentro de la legalidad vigente. Para hacer frente a las mensualidades pendientes de pago a los trabajadores del hotel (cinco más la correspondiente a los días de julio, según a CCOO) se recurrirá a la liquidación del activo de la compañía y, en su caso, al Fondo de Garantía Salarial.

En cuanto a las reservas que ya se habían hecho en el hotel, la cadena ha gestionado el desvío a otros hoteles con los turoperadores, manteniendo los precios acordados y las ofertas vigentes.

Con esta medida tratan de hacer que los clientes no se vean afectados por la previsible falta de servicio al estar la sociedad en quiebra y no poder afrontar pagos a proveedores y empleados.

Una decisión que no contenta a todos

A pesar de que, según las fuentes mencionadas, la situación parece que era insostenible, desde CCOO tienen una visión diferente. El secretario de Acción Social de la Federación Canaria de Hostelería de CCOO, Pedro Casanova, afirma que se trata de un cierre ilegal, dado que existe un expediente en el Juzgado Mercantil que no se ha estudiado. Estiman que hasta que no haya resolución definitiva el establecimiento no puede cerrar. Casanova ha explicado que han comunicado la situación a la inspección de trabajo y que están poniendo reclamaciones por cada uno de los despidos. Además, a su juicio el hotel mantenía buenos niveles de reservas.

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios

Esta noticia no tiene comentarios.