Seguridad en hoteles, una aproximación

Prevención y elección de una adecuada cobertura son factores fundamentales

La seguridad es prioritaria y va ligada al prestigio de un hotel. Muchos expertos subrayan la seguridad como una de las fortalezas de nuestro producto turístico. Pero hay que tener en cuenta que aquí siempre entran en juego diferentes factores que a veces escapan de la propia gestión hotelera o que no se han prevenido adecuadamente.

Es necesario crear un entorno seguro para que los clientes del hotel se encuentren a salvo, además de proteger los bienes de los riesgos a los que están expuestos. “Y si bien las diferentes legislaciones en esta materia dictaminan principios mínimos de seguridad a cumplir, es necesario avanzar más en los aspectos de prevención y protección adecuados a cada caso, siendo conscientes de que pequeños problemas, si no se atienden en el inicio, se convierten en auténticos quebraderos de cabeza”, afirma Jaime de Argüelles, subdirector general y responsable del Área de Empresas y Reaseguro de Allianz Seguros.

Cuando un viajero se aloja en un establecimiento hotelero da por hecho que se han realizado todas las acciones precisas para garantizar su seguridad. “Sin seguridad no puede haber comodidad”. Así lo estima Vicente Ignacio López de Miguel, presidente de AESET, que explica que hasta hay empresas, principalmente en EEUU, que antes de alojar a sus empleados en un determinado hotel se informan de las medidas de seguridad con que cuenta éste. López de Miguel señala además que es imprescindible para los hoteles contar con un Plan de Autoprotección o al menos con un Plan de Emergencia, que, entre otras cosas, evalúe y analice las distintas situaciones de peligro que puedan producirse en él y la manera de proceder en cada caso.

De acuerdo con la investigadora de la Universidad de Houston Kate Kirsh, aunque los hoteleros tienen la obligación de garantizar a sus huéspedes un alojamiento sano y seguro, en muchas ocasiones la verificación se hace solo visualmente, lo que no es suficientemente efectivo, y no existe estandarización en la industria hotelera sobre los métodos de limpieza a seguir. Cabe señalar que el estudio presentado por Kirsh durante el encuentro anual de la American Society for Microbiology (ASM) sobre la limpieza en los hoteles, se extrajeron conclusiones llamativas, como que el mando de la televisión puede ser importante portador de bacterias

Best Western ha presentado una nueva tecnología de limpieza de bastones ultravioletas.Best Western ha presentado una nueva tecnología de limpieza de bastones ultravioletas.

Pero algunas cadenas ya están tomando medidas en este sentido. Best Western, por ejemplo, ha presentado una nueva tecnología de limpieza para sus hoteles con el fin de establecer un sistema estándar, al dotar a sus empleados de limpieza de bastones ultravioletas, capaces de detectar y eliminar los restos que quedan en los teléfonos o los interruptores de la luz, y aparatos de “luz negra” capaces de identificar materia biológica, así como partículas de comida que el ojo humano es incapaz de detectar. Se trata del programa “I Care Clean”.

Coberturas adecuadas

Adelantarse a cualquier incidente o accidente que pueda ocurrir en un establecimiento hotelero es fundamental. Pero también lo es contar con una cobertura adecuada a las características del mismo y al tipo de cliente que al que vaya destinado.

“No existe un seguro de carácter obligatorio para los establecimientos de hostelería que vaya más allá de la pertinente responsabilidad civil exigida por la administración que otorga el permiso de actividad”, explica Jaime de Argüelles, añadiendo: “A partir de ahí nos adaptamos a las expectativas del asegurado, como es el caso de Allianz Hoteles, que cuenta con un amplio surtido de coberturas que hacen al hotel más seguro y al empresario le aporta tranquilidad”. La compañía también cuenta con Allianz Casas de Turismo Rural, un seguro adecuado a esta modalidad.

Juan Carlos Tárraga, director de Willis Iberia en Baleares, señala que el tipo de seguro a contratar dependerá entre otros factores del país y la zona donde se encuentre el hotel, de si es urbano o vacacional, de su dimensión, de las actividades que se lleven a cabo, del volumen de negocio o de la nacionalidad de sus huéspedes.

A día de hoy hay muchos hoteles, casas rurales o pequeñas empresas familiares mal protegidos. Pero gestionar el riesgo es de vital importancia para evitar que pequeños problemas puedan convertirse en grandes catástrofes.

Seguridad en hoteles, una aproximación.

Puede encontrar este reportaje completo en la revista HOSTELTUR de enero o descargárselo en pdf.

 

Comentarios 0

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.