La FAA aprueba su plan de certificación

Boeing probará un nuevo diseño de batería para el B787 Dreamliner

Boeing ha recibido autorización de la Administración Federal de Aviación (FAA, por sus siglas en inglés) de Estados Unidos para ejecutar su plan de certificación de su rediseñado sistema de batería para el B787 Dreamliner, permitiéndole la operación de nuevos vuelos de prueba. Aunque apenas comienza el proceso, la medida coloca al fabricante aeronáutico estadounidense más cerca de volver a poner en servicio su modelo estrella y a sus clientes reanudar vuelos comerciales.

El secretario (ministro) estadounidense de Transporte, Ray LaHood, afirmó que "no vamos a permitir que el avión retorne a servicio a menos que estemos convencidos de que el nuevo diseño garantiza la seguridad de la aeronave y sus pasajeros".

Tras una serie de incidentes, el pasado 16 de enero, los reguladores dejaron en tierra los 50 Dreamliner en servicio y suspendieron a Boeing las entregas de más aviones de este modelo. Estados Unidos inició una investigación al Boeing 787 tras cinco incidentes en una semana, según publicó HOSTELTUR noticias de turismo. Paralelamente, ANA y JAL suspendieron las operaciones de sus Boeing 787 tras un aterrizaje de emergencia, mientras Europa también prohibía los vuelos del Boeing 787 Dreamliner y ANA decidía dejar en tierra sus Boeing 787 con más de 21.000 pasajeros afectados.

Boeing probará un nuevo diseño de batería para el B787 DreamlinerBoeing probará un nuevo diseño de batería para el B787 Dreamliner

A pesar de que sus plantas siguen fabricando unidades del B787, Boeing está perdiendo alrededor de 50 millones de dólares (38,7 millones de euros) a la semana mientras los aviones sigan en tierra. También a las aerolíneas les ha producido pérdidas y retrasos en sus planes de expansión. La más afectada ha sido la aerolínea japonea All Nippon Airways (ANA), la compañía con mayor número de Drealiner en su flota y cuya paralización le costó en las tres primeras semanas 15 M $ (11,7 millones de euros).

Optimismo en Boeing

El presidente y consejero delegado de Boeing, Jim McNerney, ha asegurado que "nuestra prioridad principal es la integridad de nuestros productos y la seguridad de los pasajeros y las tripulaciones que viajan en ellos". El presidente y consejero responsable de la división de aviones comerciales de la corporación, Ray Conner, ha destacado que la compañía se ha centrado en desarrollar una solución permanente.

La nueva batería de Boeing, que presentó a la FAA a finales de febrero junto al plan de certificación y pruebas, ha sido diseñada para reducir al mínimo las posibilidades de que se produzca un corto circuito y se le ha agregado un nuevo contenedor y sistema de ventilación para evitar daños incluso si la batería se incendiara.

La autoridad aeronáutica estadounidense ha aceptado los cambios propuestos y los planes y cronograma de pruebas, de manera de eliminar las causas de la suspensión de las operaciones del 787.

El plan del fabricante contempla tres niveles de mejoras: características del diseño de la batería que impiden la aparición de averías y aislarlas, en caso de que se produzcan; los procesos de fabricación, operativos y de prueba para garantizar los máximos niveles de calidad y prestaciones de la batería y sus componentes y, un nuevo sistema envolvente que impedirá cualquier tipo de sobrecalentamiento de estos dispositivos.

La FAA también concedió a Boeing permiso para iniciar vuelos de prueba en dos aviones: el número 86, que realizará pruebas para demostrar que el paquete completo de soluciones funciona según lo previsto, tanto en vuelo como en tierra; y el ZA005, que está previsto que realice pruebas de mejoras de los motores que están relacionadas con el incidente de la batería.

 

Comentarios 0

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.