Diario 5566 25.04.2019 | 07:53
Hosteltur: Noticias de turismo
Edición España.

El cierre de hoteles en Benidorm por reforma o por la temporada baja se eleva a 23 y duplica la cifra del año anterior

11 noviembre, 2003
La reforma de la planta hotelera se ha convertido ya en una necesidad cíclica. Siete hoteles cerrarán en temporada baja para acometer la rehabilitación de sus instalaciones mientras que otros 16 bajarán la persiana por el descenso de clientes en invierno, según datos facilitados por la patronal hostelera Hosbec.
La reforma de la planta hotelera se ha convertido ya en una necesidad cíclica. Siete hoteles cerrarán en temporada baja para acometer la rehabilitación de sus instalaciones mientras que otros 16 bajarán la persiana por el descenso de clientes en invierno, según datos facilitados por la patronal hostelera Hosbec. El número es superior al de los dos últimos años. En la temporada pasada sólo cinco establecimientos cesaron su actividad por obras mientras que otros siete hicieron lo propio por el descenso de turistas. A pesar del incremento de cierres por estacionalidad -más del doble que en la temporada 2002/2003-, Benidorm está salvando el tipo ya que seguirá disponiendo de 30.645 plazas de oferta dado que la mayoría de alojamientos que cierran son hoteles pequeños con pocas habitaciones. En total serán 5.300 camas las que se retirarán del mercado temporalmente. Los hoteleros prevén que los clientes que llegan a través del Programa de Vacaciones para Mayores (Imserso) y el turismo británico permitan sostener la ocupación por encima del 70%, aunque eso sí, cobrando precios reducidos. Sin embargo, las reservas cada vez más tardías, están dificultando el conocimiento de datos que permitan conocer cómo se comportará el mercado a dos meses vista. A causa de esto, entre los hoteleros se genera incertidumbre sobre la evolución de la temporada baja. La planta hotelera ha sufrido una profunda modernización en los últimos años y entre el sector ha cundido la idea de realizar reformas cada cuatro o cinco años para mantener los edificios en un nivel óptimo. Este año le toca el turno al hotel Presidente (cerrado del 1 de noviembre al 1 de mayo), al hotel Selomar, que reformará sus cocinas y parte de sus instalaciones, al hotel Los Dálmatas (cerrado del 15 de noviembre al 20 de diciembre), al hotel Rosaire (cerrado del 15 de noviembre al 7 de febrero), al Oasis Plaza que cambiará calderas y volverá a abrir el 13 de febrero, al hotel Regente (cerrado desde mitad de enero a abril) y al hotel Tropicana Gardens. Los cierres estacionales afectarán al hostal Lope de Vega, al hotel Andalucía, al Camposol, al Palmeral, al Gran Hotel Delfín, al Joya, al Mayna, al Melina, al Montemar, al Poseidón Playa, al Rambla, al Sol Costablanca, al Tanit, al Teremar y al Perla. (A.V., diario Información, 11/11/03)

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.


Política de Cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y analizar la actividad de la web con la finalidad de mejorar su contenido. Si continúa navegando sin modificar la configuración de su navegador, consideramos que acepta su uso. Más información en nuestra Política de cookies.