Un post de Xavier Canalis

La gastronomía española no es Patrimonio de la Humanidad

Márketing turístico: España vs Francia

La cocina francesa ha sido declarada Patrimonio Intangible de la Humanidad por la UNESCO. Xavier Canalis plantea en este post si España tiene la misma capacidad de venderse, de promocionarse, de estar presente con unos valores claros y concretos en el imaginario colectivo. Márketing turístico: España vs Francia. ¿Ganamos o perdemos?

La gastronomía española no es Patrimonio de la HumanidadLa gastronomía española no es Patrimonio de la Humanidad

Hace tiempo, escuché a un humorista decir que en el cielo los cocineros son franceses, los mecánicos son alemanes, los policías son ingleses, los amantes son italianos y todo está organizado por los suizos.

En cambio, en el infierno resulta que los cocineros son ingleses, los alemanes hacen de policías, a los franceses les toca hacer de mecánicos, los amantes son suizos y todo está organizado por los italianos.

Los españoles no salíamos en el chiste. Lo cual es malo, creo yo, porque significaría que tenemos un problema de falta de imagen.

Quizá es que no nos hemos sabido vender bien. No ya en los últimos años, sino en el último siglo. Porque al fin y al cabo, los estereotipos se construyen a lo largo de generaciones.

El ejemplo de la gastronomía francesa

Veamos un ejemplo reciente: la UNESCO reconoció recientemente al flamenco, a la dieta mediterránea, a los "castells" catalanes y al canto de la Sibila mallorquín como Patrimonio Intangible de la Humanidad.

También la Gastronomía Francesa ha quedado incluida en dicha lista.
Pues bien, Relais & Châteaux y Grandes Tables du Monde han celebrado a lo grande la declaración de las artes culinarias galas como Patrimonio de la Humanidad y lo hicieron en el Palacio de Versalles con una espectacular cena para más de 600 comensales  elaborada por 60 importantes chefs internacionales. Eso sí que es saber venderse bien.

Según informa Relais & Châteaux (asociación presidida por el empresario Jaume Tàpies, de La Seu d'Urgell) la inscripción en el Patrimonio de la Humanidad "coincide con la presentación de La ciudad de la gastronomía, un proyecto cultural y social que pretende convertirse en centro de referencia, un lugar para la investigación, la innovación y la historia de la cocina francesa".

Como dirían nuestros vecinos: "Chapeau".

La gastronomía española ha subido como la espuma en los últimos años y es cada vez más reconocida internacionalmente, pero no logra todavía situarse a la altura de la francesa, al menos a los ojos de la UNESCO.

¿Pero saben cuántos Sitios tiene España declarados como Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO? Un total de 42, incluyendo monumentos y espacios naturales (puede consultar la lista en este enlace).

¿Y Francia, cuantos Sitios tiene declarados? 35

¿Seguro que sabemos aunar esfuerzos y poner en valor nuestros recursos para diversificar y vendernos como destino de turismo cultural, gastronómico o de naturaleza?

 

Comentarios 3

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Lluis Pujol18/04/2011 9:04:12

Xavier, desde Saborea España compartimos esta visión. Es necesario, además de ser una buena oportunidad, trabajar conjuntamente para que la gastronomía española consolide la buena imagen y, sobre todo, la excelete base que tiene.

10 Más comentarios del lector Responder

Alicia Estrada18/04/2011 10:04:20

Permíteme discrepar de tu opinión Xavier. Creo que cuando hablamos de patrimonio de la humanidad, estamos hablando de herencia, de valores del pasado recibidos en el presente. No es que me parezca que la gastronomía española no tenga pasado, en absoluto. Lo que sí creo es que nunca hemos capitalizado ese pasado como la gastronomía francesa. La gastronomía española, como obra patrimonial, tiene fundamentalmente presente y espero que futuro, pero su pasado se ha quedado anclado en los fogones familiares, aunque afortunadamente está siendo liberado por cientos de cocineros que también están trabajando por asegurar ese futuro.
La gastronomía francesa ha marcado hitos en la historia del paladar desde hace muchos siglos. Sus recetas han alimentado desde las casas reales de toda Europa, hasta las mansiones burguesas y los mejores restaurantes del mundo, incluso han llegado a nuestros hogares en formato de salsa bechamel, de mayonesa o de foie. A principios del siglo XX la gastronomía francesa, gracias en gran parte a la Guía Michelin y el desarrollo del automóvil, supo sacar de su periferia, toda la gran cocina regional que engrandeció aún más la historia del gusto parisino y de ahí a todo el mundo. Esto tampoco creo lo hemos sabido hacer nosotros.

Precisamente esta ligadura rígida al pasado constituye para muchos estudiosos del tema en Francia, un lastre para la cocina francesa, una cocina que ha apostado mucho menos que la española por la innovación, que se ha aferrado en muchos aspectos a la gran tradición y ese peso lejos de darle alas, la ha paralizado, en “cierta medida”.

No dudes que este movimiento de convertir la gastronomía francesa en patrimonio de la humanidad es un intento –muy válido, desde luego- de una gran parte de la restauración francesa por reclamar un liderazgo que saben que están perdiendo, a favor, entre otras, de la cocina española.

Por cierto. Si a ti te parece extraño este hecho, igualmente me lo parece a mí que Francia cuente con dos paisajes del vino, catalogados por la Unesco, como patrimonio de la humanidad: La ruta del vino del Loira y Saint Emilion en Bordeaux y en España, de larguísima tradición enológica y con vocación muy universal en este aspecto, no haya ninguna zona que haya merecido esta especial protección.

Salud!!

Alicia Estrada
www.vinoturismo.blogspot.com

00 Más comentarios del lector Responder

Ane18/04/2011 17:04:19

Y yo que pensaba que la Mahonesa era de Mahón...que cosas

10 Más comentarios del lector Responder

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.