Sevilla rescata del olvido la última posada de la ciudad

Sevilla contará en el plazo de un año con la Posada del Lucero, la última alhóndiga de la capital hispalense que rescata del olvido la esencia de estos lugares que daban hospedaje a todos los comerciantes que llegaban hasta la capital de Andalucía atraídos por el floreciente negocio existente con Las Indias.

Sevilla contará en el plazo de un año con la Posada del Lucero, la última alhóndiga de la capital hispalense que rescata del olvido la esencia de estos lugares que daban hospedaje a todos los comerciantes que llegaban hasta la capital de Andalucía atraídos por el floreciente negocio existente con Las Indias.Esta posada, que data de 1640, es una edificación clasificada como Bien de Interés Cultural, posee una catalogación A, la misma que tiene La Giralda, pero en obra civil, y viene a sumarse a los hoteles con encanto que regenta Adolfo Pérez Rey en la ciudad: Rey Alfonso X y Fernando III, ambos situados en pleno barrio de Santa Cruz. La obra, que comenzó hace un año, está realizándose respetando los cánones originales de su estructura y morfología, tales como su patio columnado y su aspecto físico, diseño que responde a la intención de preservar la idiosincrasia de estos lugares emblemáticos de la arquitectura popular de Sevilla. Situado en la calle Almirante Apodaca, 7, frente a la Hemeroteca Municipal y el Archivo General de Andalucía, un verdadero centro de peregrinación para los investigadores de la historia hispalense, el Hotel Posada del Lucero estará compuesto por 40 habitaciones dobles y tres suites, así como con una bodeguilla, un salón principal, una biblioteca, un solarium y una cafetería. (HOSTELTUR) (redacción@hosteltur.com) 

Comentarios 0

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.