Hosteltur: Noticias de turismo
Edición España. Las agencias deben extremar las precauciones

Arrecian los intentos de fraude con tarjeta

18 julio, 2008
Casi todas las agencias de viajes reciben a diario correos electrónicos con una extraña redacción y curiosa ortografía. Son peticiones realizadas desde fuera de España de billetes de avión a destinos de larga distancia, y ofreciendo enviar un correo con los datos de la tarjeta de crédito. Se trata de intentos de fraude con tarjetas robadas.
Uno de esos correos, intentos de fraude, dice lo siguiente: "Buenos dias, mi quiseria saber si es posible de hacer reservas de vuelos internacionales con ud agencia de viajes. necessito aun saber si puede emiitir electronico billetes con las companias air france, royal air maroc , fly emirates y alitalia. en cuanto se puede dime lo mas rapidamente posible y despues de puedo enviar por correo los detales de viajeros y los detales de mi tarjeta de credito para hacer el pago de confirmacion de los billets. estoy a la espera de tu correo", y lo firma atentamente el señor Lorrion David. Afortunadamente, según comentan a este diario varios agentes de viajes en una [link="http://www.agentes20.com/profiles/blog/show?id=1245442%3ABlogPost%3A52474"]Comunidad[/link] del sector, ya están escarmentados y normalmente esos correos van directamente al spam o a la papelera de reciclaje, aunque siempre hay alguien que pica. En este sentido, uno de los agentes remite al protocolo a seguir de la normativa IATA: "Las normas de IATA son muy claras. Los billetes pagados con tarjeta de crédito tienen que ser hechos por uatp (metiendo la tarjeta en el GDS) y pasándola por la bacaladera. Si pasa algo con esas reservas (tarjetas duplicadas, robadas o falsas) y no se hizo el uatp pasando la tarjeta física por la bacaladera y teniendo la firma del titular, la responsabilidad es de la agencia de viajes". Un buen consejo que también recomienda el director de IATA para España y Portugal, Jean Charles Odelé, que asegura a este diario que "la agencia que corre riesgo de fraude es la que no cumple el trámite a seguir". No obstante, Odelé asegura que observan que últimamente la incidencia de fraudes a las agencias "es menor que antes". "Lo que aconsejo a las agencias ?añade- es que denuncien los casos, porque son claros intentos de fraude". La mencionada normativa exige la presencia física del titular de la tarjeta, lo que muchas a veces no se da y, en el caso de las agencias online, es imposible. En estos casos, el directivo de IATA señala que "asumen conscientemente el riesgo. Lo que ocurre es que las online suelen filtrar bastante, y dudan de, por ejemplo, una reserva para un París-Nueva York hecha desde Ámsterdam. Además, en vez de pasar la tarjeta por la pasarela del GDS (que sólo comprueba su validez pero no su legalidad) lo hacen a través de una pasarela propia". La bacaladera Pero, en el caso de que finalmente se produzca el fraude, a la agencia, además del trauma, todavía le queda otro más, en algunos casos peor todavía, protagonizado por los emisores de tarjetas. Cuando una agencia cobra un billete de avión con una tarjeta falsa, esta circunstancia no es óbice para que la compañía aérea le pase el correspondiente cargo a través del BSP. Será posteriormente cuando el emisor de la tarjeta (Visa, en la mayoría de los casos) le abone la cantidad a la agencia. Pero no lo hará si el agente no ha seguido todo el protocolo marcado, entre cuyos pasos se encuentra la utilización de la validadora manual, popularmente conocida como "bacaldera". Un procedimiento que ha sido reiteradamente criticado por el sector de agencias de viajes, que considera que "en plena era de las nuevas tecnologías, el procedimiento que exige Visa está totalmente obsoleto y resulta anacrónico". Si la agencia no la ha utilizado será la víctima final de la estafa. Billetes de avión y talones de hotel, principales compras de los estafadores Por otro lado, y en cuanto a la otra modalidad de estafa mediante presencia física, llevada a cabo por redes de delincuentes que falsifican tarjetas, "las redes de delincuentes sudamericanos suelen comprar billetes de avión de alto precio y los estafadores de los países del Este, especialmente rumanos, prefieren los talonarios de hotel", asegura a HOSTELTUR Gabriel S., del Grupo IX de Estafas de la Jefatura Superior de Policía de Madrid. La razón de estas preferencias de los estafadores que pagan con tarjetas falsas sus compras en las agencias de viajes se debe a que "los sudamericanos utilizan los billetes de avión para colocarlos, a menor precio, entre gente de su nacionalidad que se desplaza a su país. En el caso de los delincuentes de los países del Este, utilizan los talones de hotel para el uso de su propia organización en sus desplazamientos, que suelen ser en coche, a sus países de origen. Además de talones, también suelen hacer compras fraudulentas de alquiler de coches para esos viajes", asegura Gabriel S. José Manuel de la Rosa (josemanuel.delarosa@hosteltur.com)
Avatar redactor Carlos Paquito

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.