Diario 5355 22.08.2018 | 04:22
Hosteltur: Noticias de turismo

No es el primer incidente de Spanair con los MD-80

21 agosto, 2008
El aparato de Spanair, siniestrado ayer en el accidente de Barajas, había sido revisado una hora antes por una avería, lo cual motivó el retraso del vuelo. Sin embargo, hace poco más de un mes la compañía registró un percance en otro vuelo operado por un avión del mismo modelo, según han informado a HOSTELTUR fuentes del sector.
Se trata de uno de los viejos los viejos MD-82 de la serie MD-80 que, en su mayoría, están siendo retirados de la flota de muchas compañías en el mundo y fueron objeto de inspecciones y miles de vuelos cancelados en Estados Unidos el pasado mes de abril. Spanair tiene en su flota 31 aviones de la familia MD-80 (81/82/83/87) con capacidad estimada entre 110 y 170 asientos, según la configuración, junto a modernos Boeing 717 y Airbus 320 en número muy inferior. Por el contrario, los aviones del modelo MD (McDonell Douglas) son aparatos casi en desuso para muchas compañías y los de aquellas que aún los utilizan son bastante antiguos. Una de las causas principales por las que han quedado fuera del mercado es la gran cantidad de combustible que emplean en tiempos en los que se impone una operación sostenible, de ahorro de costes en carburante, ruido y emisiones de CO2, además de que su espacio interior es mucho más reducido. De hecho los últimos percances que ha tenido la compañía siempre han sido con este tipo de aviones. Y suelen ser también los que más de averían. Incidente anterior El pasado 13 de julio, indicaron las fuentes, el vuelo JK5526 operado por un MD-82 de la aerolínea española Spanair que partía del aeropuerto de Valencia Manises con destino a Tenerife Sur y, según relataron algunos de los pasajeros, durante el ascenso, poco después del despegue, el avión comenzó a sufrir una serie de sacudidas. Al parecer, entonces la tripulación se planteó si debían regresar al aeropuerto de Valencia pero, finalmente, decidieron dirigirse a Barcelona y les explicaron a los pasajeros que en el aeropuerto El Prat estaría disponible un avión para retomar el viaje. Unos 45 minutos después, el aparato aterrizó sin problemas en Barcelona y la mayoría del pasaje retomó su vuelo hacia Tenerife, arribando con un retraso de casi 4 horas. Diana Ramón Vilarasau/Xisca Muñoz (transportes@hosteltur.com)

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.