La rentabilidad de ser sostenible

Los beneficios y ventajas que conlleva aplicar estrategias de desarrollo sostenible en el sector hotelero van más allá de la mejora del medioambiente. El ahorro económico que pueden suponer estas medidas a largo plazo se presenta como una oportunidad que los empresarios deben aprovechar.

Así se puso de manifiesto durante el V Seminario Internacional de Innovación y Turismo, Into, centrado en el compromiso ante el cambio climático, que se celebró ayer en Palma de Mallorca. La experiencia de Sol Meliá Esther Trujillo, vicepresidenta de Desarrollo Sostenible de Sol Meliá, explicó desde la experiencia de la cadena algunas de las claves de su línea estratégica para contribuir con el medio ambiente. "La empresa debe ser reconocida como un actor interesado en el problema de la globalización, como parte de la solución y no del problema", destacó, a la vez que explicó que la compañía cuenta con un fondo de ayuda para catástrofes mundiales y un código de comportamiento contra la explotación sexual. Trujillo hizo hincapié en la necesidad de un cambio de hábito en el consumidor, que debe ser consciente de la importancia del desarrollo sostenible y estar dispuesto a pagar un poco más a aquellas empresas que apuesten por ello, gratificando así su labor y no castigándola por tener un precio más elevado. El conocimiento crea conciencia, por lo que es fundamental la formación y la información. Se enciende la bombilla de bajo consumo Harry Verhaar, director ejecutivo de energía y cambio climático de Philips, fue el ponente más práctico y se centró en lo rentable que puede ser para un hotel cambiar su iluminación tradicional por una de bajo consumo. "Con el simple acto de sustituir las bombillas viejas por unas de bajo consumo, un hotel se puede ahorrar unos 40 euros al año por habitación. Mientras que si el hotelero decide cambiar toda la iluminación, el ahorro puede llegar hasta los 55.000 euros al año", afirmó Verhar, quien cerró su intervención con una frase digna del propio Al Gore: "todos vivimos en el mismo planeta y tenemos que dejar de hablar para empezar a actuar", concluyó. Los representantes de TUI Mila Dhale y Andreas Koch se centraron en los planes realizados por su empresa para convertirse en pionera del desarrollo sostenible, como la creación de la marca eco resort o la reducción de las emisiones de CO2 en los hoteles, pero la frase más impactante y esclarecedora de toda la ponencia de los representantes de TUI fue la que pronunció Andreas Koch en referencia a la rentabilidad de ser sostenible. "Si el precio de la energía sube y tú no controlas la energía, perderás dinero, pero si apuestas por la energía renovable, ahorrarás dinero a largo plazo", sentenció Koch. El último ponente en subir al estrado fue Domingo Muñoz, director del Hotel Brasilia de Palma de Mallorca, quien explicó las medidas de sostenibilidad que ha llevado a cabo en los últimos años el establecimiento que regenta. Muñoz apeló al sentido común en reiteradas ocasiones y aseguró que la biomasa es una energía muy rentable porque "nos quitamos basura de en medio, y encima obtenemos energía". El momento más caliente de toda la mañana llegó en el apartado de ruegos y preguntas. Un representante de la ONG Amigos de la Tierra levantó la mano, empuñó el micrófono y cuestionó la supuesta ecología que presidía el acto. "¿No creen que toda la ecología de la que hablan no es más que una mera estrategia de marketing, y no piensan que todo esto que han expuesto es para ayudarse a sí mismos ante la inminente subida del precio de los hidrocarburos y no para ayudar al planeta?", preguntó de una forma casi lapidaria. El público congregado en el Centro de Cultura Sa Nostra se quedó callado un instante y un segundo después, aplaudió a rabiar. Pero los miembros sentados en la mesa de ponentes no compartieron el entusiasmo del auditorio. Esther Trujillo se proclamó portavoz de sus compañeros y sus respuestas fueron tan directas como las preguntas. "No hacemos todo esto por una razón en concreto, lo hacemos por todas las razones y este trabajo no responde a una sola. No obstante, somos empresas y nuestro destino es crear negocio. No somos una ONG", sentenció Trujillo. Marco Alonso/Paula Pielfort Asquerino (hoteles@hosteltur.com) 
cambio climático dentro.jpgcambio climático dentro.jpg

cambio climático dentro.jpgcambio climático dentro.jpg

cambio climático fuera.jpgcambio climático fuera.jpg

Comentarios 0

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.