ACTUALIZACIÓN 12:45 horas

Los controladores aéreos trabajarán su jornada básica, lo que tendrá efectos negativos en el turismo

El Sindicato Profesional Independiente de Controladores Aéreos (SPICA) señaló hoy en un comunicado que a partir del 1 de abril estos profesionales cumplirán con su jornada básica pactada en convenio de 1.200 horas anuales. La reducción de horas supondrá grandes perjuicios para el turismo, según la organización sindical.

SPICA remarca en su nota que "no estaremos de huelga", y que se toma la decisión de cumplir lo establecido en el convenio por la decisión "unilateral de AENA" de no convocar para nuevas plazas para el 2010 y el 2011.

Este sindicato solicita que se convoque "urgentemente" 150 nuevas plazas para este año y otras 150 más para el próximo, al tiempo que recuerda que AENA anunció en su página web en 2006 que se iban a convocar 150 plazas para 2008 y que en el 2009 comunicó al colectivo que las plazas quedaban reducidas a tan sólo 48.

Destaca SPICA que, a 31 de marzo y por decisión de AENA, no se va a renovar el acuerdo de prolongación de jornada por el que los controladores hacían, "voluntariamente", al año una jornada de 1.700 horas de media, debido a la falta de personal y con el objetivo de "prestar el servicio adecuado a los usuarios".

El sindicato concluye que la reducción de horas que se va a llevar a cabo a partir de abril, supone, según este sindicato, un problema para "amplios sectores económicos relacionados con el turismo", ya que la drástica reducción de personal de servicio afectará a la fluidez de las operaciones.


 

 

Comentarios 0

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.