Diario 2296 30.05.2020 | 22:08
Hosteltur: Noticias de turismo
Edición Latam. Hoja de ruta de las aerolíneas

Acompañantes de pasajeros no podrán ingresar a los aeropuertos

Recuperados de COVID-19 podrán gestionar "pasaportes de inmunidad" para viajar en avión 5 mayo, 2020
  • ¿El distanciamiento obligará a dejar libres los asientos centrales en los aviones? No, según la Asociación Internacional de Aerolíneas
  • Los acompañantes de viajeros no podrán ingresar a los aeropuertos y los pasajeros deberán usar mascarillas o tapaboca
  • Muchas de las nuevas regulaciones para volar significan el aceleramiento de procesos en marcha que se generalizan, como el check in online

La Asociación Internacional de Transporte Aéreo (IATA) tiene pronta una hoja de ruta dirigida a establecer un nuevo protocolo mundial para los vuelos comerciales. Los acompañantes de viajeros no podrán ingresar a las terminales y los pasajeros deberán usar mascarillas o tapabocas, entre otros cambios. ¿El distanciamiento obligará a dejar libres los asientos centrales? No, según la IATA.

La primera versión de la “hoja de ruta para reiniciar de forma segura la aviación”, que fue recopilada por la Asociación Internacional de Transporte Aéreo (IATA) adelanta importantes cambios en todas las instancias que rodean un vuelo comercial.

El más significativo a nivel social es que los acompañantes ya no podrán acceder a los aeropuertos, excepto en caso de necesidades especiales del pasajero.

El más polémico: la IATA no prevé que las aerolíneas deban dejar libre la fila central de asientos para separar a los pasajeros porque considera que es altamente improbable el contagio a bordo.

Se verán cambios notorios en los procesos en los aeropuertos.

Muchas de las regulaciones significan el aceleramiento de procesos ya en marcha que se generalizan, como el check in a distancia y la autogestión en el despacho de equipaje.

Las medidas

  • Serán recogidos más detalles de información de contacto del pasajero, que podrán ser utilizados para fines de rastreo. Siempre que sea posible, los datos deben ser completados en formulario electrónico y antes de que la persona llegue al aeropuerto.
  • Se hará control de temperatura. Se hará en todos los puntos de entrada de las terminales en los aeropuertos.
  • Distanciamiento físico. Entrará en vigencia de acuerdo a las normas de distanciamiento que rijan en cada lugar, pero la IATA sugiere una separación de entre uno y dos metros. Para poder cumplirse, deberá reorganizarse la disposición del flujo de pasajeros en los aeropuertos y en los puestos de control y migraciones.
  • Se recomienda el uso de tapabocas para pasajeros y de equipo de protección para el personal de las aerolíneas y aeropuertos.
  • Aerolíneas, aeropuertos y gobiernos deberán aunar esfuerzos para asegurar que los equipos e infraestructura sean desinfectados y mantengan su limpieza con frecuencia.
  • Si bien IATA advierte que no existen todavía test rápidos y absolutamente confiables, recomiendan su uso.
  • Pasaportes de inmunidad. Si un pasajero puede documentar que estuvo infectado con COVID-19 y que se recuperó podría ser eximido de algunas medidas de protección como la obligación de uso de tapabocas o los controles de temperatura. De todos modos, IATA asegura que esto dependerá de que la ciencia obtenga resultados concluyentes respecto de la inmunidad generada tras el contagio del nuevo coronavirus.
  • Los pasajeros deberán realizar la mayor parte del check-in antes de llegar al aeropuerto y podrán embarcar mostrando los tickets en sus celulares o cualquier dispositivo móvil que lleven o impresos en su casa.
  • El despacho de equipaje será realizado por los pasajeros: el personal de las aerolíneas deberá guiar a los pasajeros para que puedan despachar ellos mismos su equipaje, minimizando la interacción humana y la manipulación de objetos.
  • Cambiará la forma de realizar el embarque. Será necesario un proceso ordenado que asegure el distanciamiento físico. Para eso, posiblemente, deban rediseñar los espacios y las puertas de embarque.
  • Según IATA, la posibilidad de que un pasajero contagie a otro en un vuelo es muy baja por la dirección del flujo de aire a bordo y por la disposición de los asientos. De esta forma, no sería necesario dejar un asiento libre para mantener la distancia arriba del avión. Sin embargo, sí recomiendan el uso de máscaras faciales para los pasajeros. Los tripulantes, por su parte, deberán ofrecer toallitas desinfectantes para que los viajeros limpien sus espacios.
  • Al momento del desembarque, se controlará la temperatura de los pasajeros al descender del avión.
  • Nuevas formas de realizar control de fronteras y aduana. Los gobiernos deberán considerar opciones electrónicas de declaraciones juradas (con aplicaciones móviles y códigos QR por ejemplo) para minimizar el contacto persona a persona. Se sugiere que los gobiernos “simplifiquen las formalidades del control fronterizo” para reemplazar procesos físicos por otros virtuales (lectura del pasaporte, reconocimiento facial, etc.).
  • La recolección de equipaje se deberá hacer de forma rápida y asegurar que los pasajeros no estén obligados a esperar demasiado tiempo en el área de reclamo de equipaje y puedan mantener la distancia.
  • Escalas. La cooperación entre países será clave para poder tomar como válidas las instancias de control realizadas en el aeropuerto de origen y evitar repetirlas íntegramente en las escalas subsiguientes.
Avatar redactor Javier Lyonnet Redactor Latinoamérica

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.


Política de Cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y analizar la actividad de la web con la finalidad de mejorar su contenido. Si continúa navegando sin modificar la configuración de su navegador, consideramos que acepta su uso. Más información en nuestra Política de cookies.