Diario 2380 24.09.2020 | 22:35
Hosteltur: Noticias de turismo
Edición Latam. Crisis por coronavirus

Encuesta de consumo: los argentinos quieren viajar, pero el año que viene

El turismo sigue estando al tope de las preferencias, pero la crisis económica y el temor a un contagio ponen más lejos el horizonte 19 agosto, 2020
  • El estudio Singerman & Makon presentó la tercera edición de su “Encuesta de Consumo y Turismo Post Coronavirus” en la Argentina
  • A pesar de la pérdida de poder adquisitivo y del temor a un contagio, los viajes siguen al tope de las preferencias de los consumidores
  • Dada la incertidumbre respecto al regreso del turismo, los consumidores decidieron postergar sus viajes hasta al menos enero de 2021

El estudio Singerman & Makon, que viene midiendo la intención de consumo turístico durante la pandemia de COVID-19 en varios países de América Latina, presentó su tercer encuesta en la Argentina, en la que los viajes volvieron a quedar al tope de las preferencias de los consumidores. Sin embargo, el duro impacto de la crisis sobre los ahorros y el temor a un posible contagio postergaron la concreción de ese deseo para 2021.

A pesar de la crisis sanitaria, a pesar de la pandemia, a pesar de la incertidumbre respecto a cuándo se podrá volver a volar, tras seis meses de pandemia los argentinos quienes viajar y siguen poniendo al turismo al tope de sus prioridades para el “día después”.

La afirmación surge de la tercera edición de la “Encuesta de Consumo y Turismo Post Coronavirus”, que realizó el estudio económico Singerman & Makon, que viene realizando este análisis desde hace varios meses en distintos países de América Latina.

Fuente: Singerman & Makon

Según el informe, la categoría “Viajes y Turismo” se sostuvo en el primer puesto, seguida por “Cultura y entretenimiento” y “Restaurantes y gastronomía”, los tres fuertemente vinculados a la actividad turística.

Como se señalaba, este resultado se verificó a pesar de que una enorme mayoría considera que la principal causa del retraso de la recuperación del consumo son la pérdida de poder adquisitivo (45,6%) y el miedo a una crisis económica (20,3%).

Y si se habla estrictamente del gasto en viajes, el temor al contagio del COVID-19 (34%) aparece como el factor que más podría afectar la decisión de viajar. En segundo lugar se ubica la pérdida de poder adquisitivo (26,7%); y tercero, con un significativo crecimiento entre las preocupaciones, aparece la posibilidad de sufrir una cancelación o reprogramación por cuestiones burocráticas (17,1%).

Fuente: Singerman & Makon

Todo esto, efectivamente, atado a la extensión de las cuarentenas por el exponencial crecimiento de casos en las Américas, ha postergado definitvamente las probables fechas de viaje ya para 2021. En detalle, el 59,4% de los consultados estimaron que, de viajar, lo harían entre 3 y 12 meses a partir del fin del aislamiento, lo que en Argentina todavía no tiene fecha confirmada.

Aunque en conferencia de prensa el presidente argentino, Alberto Fernández, admitió que la cuarentena ha terminado de hecho en casi todo el territorio, numerosas operaciones siguen vedadas, y entre ellas está el turismo. La fecha prevista oficialmente para el retorno de los vuelos domésticos es el 1° de septiembre, pero el ministro de Transporte, Mario Meoni, lo puso en duda, teniendo en cuenta el gran crecimiento de casos en el interior del país. Este escenario, mueve la fecha tentativa de los consumidores hasta al menos enero del año próximo.

Esto se ve claramente cuando el análisis se efectúa sobre quienes debieron reprogramar un viaje ya contratado: el 59,9% lo hizo para 2021, contra un 21,8% que se decidió por el último trimestre de 2020.

Fuente: Singerman & Makon

Por otra parte, respecto a las características de esos viajes deseados, la gran mayoría estima movilizarse en pareja o en familia; preferentemente en vehículos propios; con motivos vacacionales; y dentro de los límites del país (75%).

Un dato interesante del estudio es el destino elegido. Si bien buena parte de los encuestados sostuvo que los protocolos sanitarios son un buen incentivo para definir su viaje, al frente de las preferencias se ubicaron Bariloche y Mar del Plata, dos destinos que, aunque cuentan con opciones al aire libre, suponen la posibilidad de aglomeraciones de personas, por tratarse de dos destinos masivos. En tercer lugar, las Cataratas del Iguazú, que ya están abiertas para el turismo local.

Pero un fenómeno similar se manifiesta en relación a los viajes al exterior. Un 22,7% manifestó su intención de salir del país y en el puesto 1° y 2° se posicionaron Europa y Brasil. Estados Unidos, el país más afectado del planeta, aparece en el 5° lugar.

Fuente: Singerman & Makon

¿Cómo se explica esto? La clave está en los segmentos. Cuando se les consultó a los argentinos por su percepción acerca de cuáles son los productos que tienen mayor riesgo de contagio, allí sí aparece la bioseguridad como objetivo. Los cruceros son considerados como la de mayor peligro, junto con las ferias y los eventos deportivos o artísticos; en tanto, el turismo de naturaleza y aventura y el turismo rural son percibidos como los más seguros.

Un último punto puede ser considerado de gran relevancia a la hora de trazar estrategias. ¿Que un producto sea barato compensa el riesgo de contagio? El 73% expresó estar total o parcialmente en desacuerdo con esa afirmación, dejando en claro, al menos declarativamente, que una tarifa conveniente no siempre es el mejor argumento.

Avatar redactor Rolando Klempert Periodista de Hosteltur

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.


Política de Cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y analizar la actividad de la web con la finalidad de mejorar su contenido. Si continúa navegando sin modificar la configuración de su navegador, consideramos que acepta su uso. Más información en nuestra Política de cookies.