Sol Meliá establece un acuerdo con inversores marroquíes para construir un hotel de lujo en Agadir

La cadena hotelera Sol Meliá estableció un acuerdo con inversores locales de Marruecos para construir el hotel de cinco estrellas Gran Lujo Paradisus Agadir, con una inversión para la primera fase de su construcción de 7.788 millones de pesetas (46,7 millones de euros), según informó la hotelera en un comunicado de prensa distribuido ayer.

La cadena hotelera Sol Meliá estableció un acuerdo con inversores locales de Marruecos para construir el hotel de cinco estrellas Gran Lujo Paradisus Agadir, con una inversión para la primera fase de su construcción de 7.788 millones de pesetas (46,7 millones de euros), según informó la hotelera en un comunicado de prensa distribuido ayer. La firma de este acuerdo forma parte del cumplimiento del acuerdo marco suscrito por la cadena hotelera española y el Gobierno de Marruecos, mediante el cual ambas partes se comprometen a desarrollar conjuntamente proyectos hoteleros en Marruecos. Sol Meliá, que será el accionista principal, tendrá una participación del 40 por ciento del hotel. Por su parte, Ido Management, Holding Hoteliere, Crédit Inmobilier et Hotelier y la Banque Marocaine du Commerce et de l'Industrie dispondrán de un 15 por ciento cada uno. Para Gabriel Escarrer, Presidente de Sol Meliá, la firma de este acuerdo "confirma el compromiso adquirido por Sol Meliá con el Gobierno de Marruecos para apoyar, conjuntamente, el desarrollo del sector turístico de dicho país". "La incorporación de este nuevo establecimiento en Agadir supone la introducción de la marca Paradisus en la Cuenca Mediterránea, una fórmula propia de los resorts "Todo Incluido" de lujo que próximamente va a ser implantada en otros países de esta zona", agregó Escarrer. El hotel Paradisus Agadir, que ocupará una superficie de 100 hectáreas y estará ubicado en primera línea de mar, tendrá 500 suites, a las que se incorporarán otras 500 habitaciones en una segunda fase, un centro de talasoterapia, un centro de convenciones con capacidad de hasta 1.000 personas, tres piscinas, siete restaurantes, un casino y un campo de golf de 18 hoyos, entre otros servicios. Además de este acuerdo, Sol Meliá firmó otro con la empresa Consortium Maroco Koweitien Development (CMKD), para incorporar bajo régimen de gestión cuatro nuevos hoteles, situados en Rabat, Marrakech, Safi y Khouribga, respectivamente. Una vez renovados, estos establecimientos, que ya están operativos, serán comercializados bajo las denominaciones Meliá Rabat, Sol Marrakech, Sol Safi y Sol Khouribga. Según el Director General de la División de Europa Vacacional de Sol Meliá, Marcello Pigozzo, la incorporación de estos cuatro hoteles, junto a la del Paradisus Agadir, eleva a ocho el número de establecimientos y a 1.599 las habitaciones que la compañía tiene en Marruecos. "Con esta operación pretendemos proseguir nuestra implantación en la Cuenca Mediterránea que, junto a las principales capitales europeas y a Latinoamérica y el Caribe, es uno de los tres destinos prioritarios de expansión para Sol Meliá en estos momentos", explicó. Asimismo anunció que la cadena hotelera tiene ya contratos firmados para la próxima incorporación de más de 30 nuevos hoteles en el área del Mediterráneo, aunque no especificó en qué países. 

Comentarios 0

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.