EEUU aprueba levantar las restricciones para viajar a Cuba

El Congreso de Estados Unidos ha aprobado un proyecto para levantar desde hoy la mayor parte de las restricciones a los viajes a Cuba, incluidas en el embargo económico que desde hace 40 años EEUU mantiene sobre la isla. La iniciativa fue aprobada por 240 votos a favor contra 186 en la Cámara Baja controlada por una mayoría republicana y significó la derrota de otra moción que proponía mantener las medidas hasta que el presidente de Cuba, Fidel Castro, ponga en libertad a los disidentes políticos.

El Congreso de Estados Unidos ha aprobado un proyecto para levantar desde hoy la mayor parte de las restricciones a los viajes a Cuba, incluidas en el embargo económico que desde hace 40 años EEUU mantiene sobre la isla. La iniciativa fue aprobada por 240 votos a favor contra 186 en la Cámara Baja controlada por una mayoría republicana y significó la derrota de otra moción que proponía mantener las medidas hasta que el presidente de Cuba, Fidel Castro, ponga en libertad a los disidentes políticos. La medida es similar a otra aprobada el año pasado en la Cámara de Representantes la cual quedó estancada en el Senado que ahora está bajo el control demócrata. El embargo, cuyos detractores dicen que ha fracasado en su objetivo de derribar al régimen del presidente Fidel Castro, fue suavizado el año pasado cuando se autorizó la venta de alimentos y medicinas. La idea de una reducción de la medida es rechazada por los sectores más conservadores del partido republicano y por la comunidad de exiliados anticastristas. Por otra parte, los opositores de la medida argumentaron que ésta sólo servirá para fortalecer al régimen de Castro y no ayudará al pueblo cubano. Pero los demócratas señalan que la existencia de restricciones constituye una violación de los derechos que tienen los estadounidenses al libre desplazamiento. La comunidad anticastrista cubana de Miami reaccionó indignada a comienzos de este mes cuando el presidente estadounidense, George Bush, mantuvo por otros seis meses una suspensión del derecho de empresas o individuos estadounidenses a demandar judicialmente a compañías extranjeras que hagan negocios con bienes expropiados tras la revolución que llevó al poder a Castro en 1959. Al mismo tiempo, Bush ordenó que se aplique con mayor energía el embargo y prometió su respaldo a la oposición a Castro. 

Comentarios 0

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.