Los grandes hoteleros constatan la caída de las reservas y la demanda

Las grandes empresas hoteleras de origen mallorquín están constatando una fuerte bajada de las reservas turísticas. Ayer, en el marco de la jornada convocada por la Caja de Ahorros del Mediterráneo (CAM), en la Fundació Pilar i Joan Miró, con motivo de la presentación del estudio El sector turístico en España, tanto Simón Pedro Barceló, copresidente del Grupo Barceló, como Sebastián Escarrer, vicepresidente del Grupo Sol Meliá, confirmaban los efectos de la crisis internacional sobre el mercado.

Las grandes empresas hoteleras de origen mallorquín están constatando una fuerte bajada de las reservas turísticas. Ayer, en el marco de la jornada convocada por la Caja de Ahorros del Mediterráneo (CAM), en la Fundació Pilar i Joan Miró, con motivo de la presentación del estudio El sector turístico en España, tanto Simón Pedro Barceló, copresidente del Grupo Barceló, como Sebastián Escarrer, vicepresidente del Grupo Sol Meliá, confirmaban los efectos de la crisis internacional sobre el mercado. El Grupo Barceló está registrando una ocupación hotelera en Estados Unidos del 40%, cuando «deberíamos estar por encima del 70%» en condiciones normales, según indicó Simón Pedro Barceló. En el área del Caribe y Centroamérica, se sitúa sobre el 50%, frente a previsiones que también se aproximaban a un 70%. En España, afortunadamente, «nuestros datos son mucho menos críticos» y no resultan tan distantes de lo previsto. El grado de ocupación, en este caso, sí se está encontrando alrededor del 70%. Para Sebastián Escarrer, se mantiene «la incertidumbre provocada después de los atentados» en Estados Unidos. Así y todo, «en los últimos días» sí se ha producido algún «síntoma de recuperación», en la forma de reservas con destinos como Cuba y el resto del Caribe. Sobre las anulaciones de reservas que se podrían estar produciendo en estas fechas, precisamente por esa situación de crisis internacional, el presidente del Grupo Sol Meliá precisa que «apenas hay anulaciones. Sí congelación de nuevas reservas», con un descenso en algunos casos de entre el 5 y el 10% sobre lo previsto. La situación se agrava en países como Turquía, Egipto y Túnez. En términos parecidos se expresaba ayer Simón Pedro Barceló. Lo que se está produciendo, en el caso concreto del área del Caribe, es «una falta de demanda para el próximo invierno». Esta situación provoca que se genere, también, una perspectiva de descenso de la demanda para los destinos turísticos del verano que viene, caso balear. Desde el punto de vista del copresidente del Grupo Barceló, en buena parte Canarias va a marcar la pauta de una perspectiva a medio plazo, según los resultados que consiga en su temporada de invierno. «Será la gran prueba» de cara a lo que pueda ocurrir en el verano de 2002, en el caso concreto de Baleares. Barceló reconocía, ayer, que «está claro que estamos viviendo unas semanas terribles» a raíz de los atentados del 11 de septiembre, «desde el punto de vista humano. Los efectos económicos pasan a un segundo o tercer plano». Por la presencia del Grupo en Estados Unidos, «lo hemos vivido de manera directa. Nuestros empleados de Washington tuvieron que salir corriendo a buscar a sus hijos». Sobre las dificultades que atraviesan las compañías aéreas, Simón Pedro Barceló asegura que «tenemos que hacer un llamamiento a las instituciones públicas de Europa y a cada nivel de la Administración, Comisión Europea, Gobiernos nacionales y autoridades regionales y municipales, para que les den su apoyo». Barceló recordaba, además, que ya «los últimos dos años han sido muy difíciles» para las empresas de transporte aéreo, por factores como la cotización del dólar y el carburante. Hace unas semanas, las principales sociedades turísticas españolas se reunían con sus responsables para expresarles su apoyo. En el mismo sentido se expresaba Sebastián Escarrer. «Los gobernantes se han dado cuenta de la importancia del turismo» en el caso de EEUU y confía en que los nuestros «hagan lo mismo» y ayuden a las compañías aéreas. Para el vicepresidente de Sol, la perspectiva a medio plazo es de «incertidumbre». Sin embargo, es posible que se generen oportunidades para las empresas que se hayan fortalecido, «cuando la situación se despeje». (Francesc M. Rotger, diario El Mundo-El Día de Baleares, 11/10/01) 

Comentarios 0

Escribe un nuevo comentario ( Comentarios )

Escribe un nuevo comentario

Para comentar, así como para acceder a ciertos contenidos de Hosteltur, Accede o Crea tu cuenta.